Migración
CIEs NO denuncia la “confusión” sobre el futuro de las personas del Aquarius

El colectivo por el cierre de los centros de internamiento de extranjeros cree que la única forma de acoger con derechos es mediante la concesión de permisos de residencia.

CIEs NO Aquarius Puerto València
La Campaña por el Cierre de los Centros de Internamiento de Extranjeros dice que no consentirá que las 629 personas del Aquarius acaben en un CIE. Rafel Atez

publicado
2018-06-17 13:35

Ante las declaraciones de la Policía Nacional de que algunas de las 629 personas que han llegado en el Aquarius y sus barcos de apoyo a València podrían acabar en un Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE), integrantes de la Campaña por el Cierre de los Centros de Internamiento de Extranjeros y el fin de las Deportaciones (CIEs NO) de València ha denunciado esta mañana en una rueda de prensa en el puerto valenciano la “información difusa y confusa” que se ha transmitido sobre el tratamiento que se va a dar a las 629 personas que, en tres embarcaciones diferentes, están llegando a lo largo de estas mañana.

Personas refugiadas
Aquarius: crónica de un desembarco anunciado
Las 630 personas del ‘Aquarius’ realizaron una travesía de 900 millas náuticas para desembarcar en el puerto de València en una operación que se prolongó durante siete horas.

Frente al edificio de la Autoridad Portuaria de València, este colectivo ha avanzado que que “no vamos a permitir que estas personas acaben en un CIE”. Ante los medios, han mostrado su preocupación sobre la información contradictoria sobre el destino de estas personas: “Primero se ha dicho que se les daba el estatus de refugiadas, luego que darían permisos de estancia temporal, y la última declaración de la Policía Nacional dice que pueden acabar encarceladas”, ha indicado sobre la posibilidad de que sean trasladadas a un CIE.

Estos espacios, han continuado, son “agujeros negros del estado en los que reina la opacidad, arbitrariedad y la impunidad”. Por eso, piden al Gobierno de Pedro Sánchez que “escuche a la ciudadanía que pide acoger, y eso es acoger con derechos”. La plataforma considera que la única manera de acoger con derechos es concediendo a estas personas el permiso de residencia permanente.

“El Gobierno puede empezar a cambiar estas políticas que son responsables del genocidio migratorio en Mediterráneo, lo exige la ciudadanía y los pactos a los que están adheridos”, han concluido, entre gritos de “qué queremos el cierre de los CIEs” y “tancarem els Centres d'Internament!”.

Relacionadas

Migración
Insistimos: la madera no es clase obrera

Desde algunos medios de comunicación y sectores de la sociedad se continúa trabajando para mostrar la cara más amable y cercana de las instituciones policiales. Este lavado de imagen no es casual, sino que forma parte de la necesidad de mantener el orden y el control de la opinión pública, aunque sea a costa de quienes verdaderamente realizan un trabajo o una labor como es la de rescatar náufragos en el Mediterráneo.

Personas refugiadas
Refugiados climáticos: ¿una herramienta para la justicia global?

La propuesta de ampliar la definición de persona refugiada dando pie al término refugiado climático persigue defender los derechos humanos. Sin embargo, se debate que este concepto pueda acabar resultando en una nueva herramienta de control migratorio. 

1 Comentario
#18925 16:12 18/6/2018

Con Marlaska el torturador no están a salvo ni mucho menos.

Responder
1
0

Destacadas

Desigualdad
Distribución de la riqueza en España: desigualdad para la que no se prevén cambios
En 2024 los ricos supondrán un 0,03% de la población española, sólo una centésima más de la relación del año pasado. Un reciente informe de Oxfam Intermón apunta que poco más de 2.000 personas en el mundo atesoran más riqueza que 4.600 millones de habitantes.
Tribuna
El Gobierno de coalición, TINA y el lobo

Desde ciertos sectores de izquierda se ha presentado el acuerdo de coalición como la única alternativa frente al fascismo, insuflando aire a todo aquello que antes tanto había criticado: el régimen neoliberal del 78.

Educación
Extremar el ideal democrático
Se hace necesario no contribuir al esperpento entrando al trapo en un pseudodebate sobre a quién corresponde la “propiedad” de los hijos e hijas, si a las familias o al Estado.
Oriente Medio
Noam Chomsky: “EE UU es un Estado canalla y el asesinato de Soleimani lo confirma”

Noam Chomsky señala en esta entrevista para Truthout traducida por El Salto cómo la errática táctica de Donald Trump está reforzando al Daesh y convierte al imperio en una “nación canalla”.

Música
Los Voluble: “Situamos en el mismo plano de importancia las tonás de Agujetas y el breakbeat andaluz”

Folclore digital, colectividad o apropiación cultural son algunos de los conceptos que definen las creaciones festivo-subversivas de Los Voluble y su discurso contrahegemónico.

Vivienda
Los afectados por la venta ilegal de las viviendas del IVIMA pedirán la mediación del Defensor del Pueblo

Las asociaciones de afectados por la venta en 2013 de 3.000 viviendas del antiguo IVIMA a Goldman Sachs pedirán una comisión oficial dirigida por el Defensor del Pueblo de Madrid para detener los desahucios y que se acate el auto del Tribunal Supremo.  

Últimas

Promociones
Aún estás a tiempo, ¡suscríbete!
Estás de suerte, nos quedan unas pocas revistas de Pikara. Así que, hasta agotar existencias, si te suscribes a El Salto puedes conseguir tu ejemplar.
Ciencia
¿Qué es la educación y esa cosa llamada ciencia?
Dentro de las aulas donde se imparte el método científico, el análisis crítico es bienvenido, siempre y cuando no supere los límites establecidos
Educación
El mal llamado pin parental. ¿Quién impone su ideología a quién?
Los pánicos morales que la derecha agita para su propuesta de veto parental ponen en peligro los principios más básicos de la educación pública.
Greenwashing
La mentira verde
El documental "La mentira verde" (2018) de Werner Boote critica el fenómeno greenwashing.
Educación
El fruto

Hace tiempo que se oye que hay que dejar un mundo mejor para nuestras hijas y parece lógico. Menos lógico resulta mostrar no solo comprensión sino incluso admiración cuando, desde el privilegio, alguien comete una falta, legal o simbólica, pero lo hace por el bien de sus hijas.