Chimamanda Ngozi: “En África las mujeres tenían más poder antes de la colonización”

Chimamanda Ngozi Adichie llenó el CCCB para hablar de literatura, feminismo y racismo.  

Chimamanda Ngozi CCCB
Chimamanda Ngozi en el CCCB.

publicado
2017-10-07 06:21:00

Llegó a Barcelona sorteando la huelga. El CCCB había vendido todas las entradas para ver a Chimamanda Ngozi Adichie, escritora nigeriana autora de La flor púrpura (Grijalbo, 2004), Medio sol amarillo (Mondadori, 2007) o Americanah (Random House, 2014). Los millones de visionados de su charla We should all be feminists, frase que luego Dior estampó en camisetas, charla que ha utilizado Beyoncé, han contribuido a que hoy hablemos como nunca del significado de una palabra: “feminista”.

La palabra feminismo

“Cuando me preguntan que cuándo me hice feminista, me resulta difícil de contestar porque creo que siempre lo fui”, empezaba en su charla en el CCCB con la periodista Anna Guitart. De niña, dice, ya era muy consciente de los dobles estándares por los que se mide a mujeres y hombres. 

Pero nunca había pensado en si era o no feminista hasta que alguien le dijo, con gesto despectivo: “Hey, eres una feminista”. Entonces dije: “Sí, eso es lo que soy”. Y, como ha ha explicado en muchas ocasiones, insiste en usarla pese a la carga negativa que tiene. “Es una palabra que tenemos que recuperar”, aseguró en el CCCB. 

El feminismo académico y Beyoncé

Sobre el feminismo académico, Ngozi cree que “que ha hecho un buen trabajo, pero a veces parece que se trata de definir quién ha usado el lenguaje correcto y quién no”, dijo. Ngozi cree que “la razón de que mi forma de hablar de feminismo ha tenido eco es porque da un lenguaje accesible a cosas que las mujeres ya sabían”.

La escritora dice haber sido objeto de críticas por haber dicho sí a que Beyoncé usara su charla. Sin embargo, piensa que ha servido para llegar a un público amplio. “Hay mujeres jóvenes que nunca habían pensado en esa palabra y ahora se identifican como feministas, y hombres jóvenes que de repente piensan en género”, aseguró Ngozi, que cree que el objetivo es que todos seamos hoy feministas para que no tengamos que serlo mañana en un mundo justo e igualitario.

Porque en eso es tajante: “El feminismo va de cambiar el mundo”.

feminismo y África

“El feminismo no es ajeno a África”, decía Ngozi en una sala en la que las primeras filas estaban reservadas a personas blancas, denunciaba alguien en Twitter.


Según la escritora, “en la historia de África antes de colonialismo la gente era más compleja y los roles de género en algún sentido eran mejores; obviamente los hombres eran más poderosos, pero las mujeres tenían poder”, decía la autora. “Pero el colonialismo llegó con el cristianismo, y lo que fue importado a África occidental que es lo que conozco fue una idea terrible de la sublevación de la mujer”, aseguró.

“Le enseñaron a África que el lugar de la mujer era la cocina y la cama, lo que en mi tierra por ejemplo, en Nigeria, era una idea extranjera. De donde yo vengo (nombre) las mujeres hacían los negocios”. El colonialismo fue una dictadura devastadora, explicó.

La escritura

Sobre la escritura, un don que atribuye a sis ancestros, Ngozi asegura que es “magia”. “Cuando va bien, hay un momento en el que los personajes cobran vida”, decía Ngozi. “Y es la única cosa que quiero hacer… por cierto estoy contenta de estar aquí, pero si pudiera elegir estaría escribiendo”.

Ser negra

“En Nigeria nunca pensé en mi misma como negra, pero fui a EE UU y de repente era negra”. Al prinicipio, dijo, no quería serlo. Pero luego se dio cuenta de que  el problema no es la piel (que es perfecta, explicó entre risas) sino que la gente que piensa que puede hacer presunciones sobre tu inteligencia o tu valía por tener este color. Pero sois vosotros, blancos, quienes tenéis que arreglar el problema

Preguntada por Trump, la escritora aseguró que “este hombre que es presidente de EE UU” es “patéticamente infantil”. 

0 Comentarios

Destacadas

Democracia participativa
E-democracia: la innovación democrática que no termina de arrancar

Varios países han avanzado mucho en la participación ciudadana a través de mecanismos de e-información, consulta y toma de decisiones. Sin embargo, sus expertos alertan de la dificultad de implicar a la ciudadanía en herramientas que pueden hacer de dique ante la progresiva reducción a lo representativo de la política institucional.

Global
Pierre Rousset: “La globalización neoliberal no es una herencia de Mayo del 68, sino de nuestra derrota”

Pierre Rousset, uno de los protagonistas de Mayo del 68, activista hasta el día de hoy, miembro de la Cuarta Internacional y especialista en los movimientos de lucha asiáticos, habla sobre los éxitos, derrotas y herencias de 1968.

Trabajo doméstico
Empleo abre una puerta a que las trabajadoras domésticas reduzcan su brecha de cotizaciones en 2019
El ministerio estudiará las propuestas de las trabajadoras domésticas para aumentar sus tramos de cotización un mes después de que una enmienda en los Presupuestos retrasara la equiparación plena a la Seguridad Social hasta 2024.
Partidos políticos
Casado, nuevo presidente del PP
El vicesecretario de comunicación del PP se impone a Soraya Sáenz de Santamaría en las primeras primarias del Partido Popular.

Últimas

Deportes
Ahora Madrid y la remunicipalización simulada de los polideportivos público-privados

Alegando el mantenimiento de los puestos de trabajo —que continúan precarios— y la ficción de colocar un administrador público al frente de cada entidad, el ayuntamiento simula una inexistente remunicipalización de servicios en cinco polideportivos municipales.

Arte
Una artista denuncia al director del CAC de Málaga, que ya fue señalado por “abuso de poder”
La artista plástica Marina Vargas ha interpuesto una denuncia contra Fernando Fernando Francés, director del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga (CAC).
Falsos autónomos
Huelga indefinida en Sueca tras la inspección que declara Servicarne falsa cooperativa
Inspección alega que la empresa principal en la que prestan servicios ha utilizado los servicios de Servicarne para evitar la contratación directa de las trabajadoras.