Comunicación
Todas, todes, todxs: de gramática e inclusión

El lenguaje se debate entre la corrección gramatical y la inclusión social. ¿Puede haber un punto de encuentro?


publicado
2018-11-21 20:15:00

El lenguaje inclusivo está muy ligado a las corrientes feministas actuales y parte de la base de que el lenguaje establecido responde a una visión del mundo patriarcal, que desplaza e invisibiliza a las mujeres. Niega la neutralidad genérica del masculino, utilizado normalmente para designar a grupos mixtos, donde hay hombres y mujeres.

Según Juan Pablo Mora, tan solo existen en el mundo siete lenguas en las que se da el caso contrario: el femenino genérico se usa para designar ambos géneros. Por supuesto, si se entienden y aceptan las ideas fundamentales del feminismo, se hace evidente la necesidad de un cambio en la forma de comunicación imperante y el lenguaje inclusivo es la principal respuesta a esa necesidad. Frente a esta problemática, existen varias formas de lenguaje inclusivo que se pueden utilizar para evitar el sesgo a la hora de comunicar. En cuanto a cuál es la más idónea para ser llevada a la práctica, hay gran desacuerdo y en esto se centró buena parte del debate del pasado jueves.

Una de las posibilidades más polémicas y extendidas, especialmente en Internet, es la utilización de la ‘e’ para formar terminaciones que no respondan a un género u otro, por ejemplo ‘todes’ o ‘compañeres’. De esta forma se estaría incluyendo, no sólo a hombres y mujeres, sino también a personas que se definen como de género no binario, es decir, que no se consideran ni hombres ni mujeres. Este último es uno de los principales argumentos que esgrimen sus defensores frente a la utilización de otras alternativas como el desdoblamiento de género, consistente en el uso de ambos géneros (‘todos y todas’ o ‘los compañeros y las compañeras’). Otras variantes son el uso de la ‘x’ o del famoso ‘@’, que tanto se ha utilizado en las redes sociales desde su origen, sin embargo, estas opciones no resultan prácticas en la comunicación oral debido la dificultad o la inexistencia de una forma adecuada de pronunciación.

El femenino genérico también se cuenta entre las alternativas para hacer la comunicación más inclusiva. Se trata de utilizar el femenino para referir a grupos mixtos, especialmente aquellos que presenten una mayoría conformada por mujeres. Aquí es importante señalar que mientras siempre se ha entendido que las mujeres deben sentirse incluidas cuando se utiliza el masculino genérico, hay muchos hombres que suelen ofenderse cuando se da el caso contrario, abanderando la corrección gramatical para justificar este sentimiento. Si bien la Real Academia Española de la Lengua (RAE) es la que establece esta corrección lingüística, también es importante destacar que la función de la institución es recoger los usos de los hablantes, producto de sus necesidades comunicativas. El lenguaje es un ente en constante evolución y si todo el mundo se ajustase siempre a la norma, esta permanecería inmutable.

Ciudadanos
¿Es inclusivo hablar de ciudadanía?
Reflexión sobre las consecuencias de usar el término 'ciudadanía' y la invisibilización que hacemos de quienes no ostentan esta condición

El uso del género neutro es otra posibilidad y quizá se trata de una de las soluciones más sencillas, puesto que no implica cambiar el lenguaje establecido, tan sólo sus construcciones. Consiste en la sustitución de palabras que presenten distinción de género por otras que carezcan de ella. Un ejemplo es ‘alumnado’ en lugar de ‘alumnos’ o ‘alumnos y alumnas’. Esta, en combinación con el desdoblamiento y el femenino genérico, es la opción por la que se decanta el colectivo feminista Sevilla Amazonas, cuyo argumento es que el uso de la ‘e’, la ‘x’, el ‘@’ o cualquier otra terminación sigue sin representar a la mujer dentro del lenguaje.

Frente al lenguaje inclusivo, existen voces en contra que niegan el sexismo del lenguaje. Este pensamiento supone ignorar, o bien el origen socio-cultural del lenguaje, o bien la existencia de un sistema patriarcal que ha dominado el ámbito socio-cultural a lo largo de la Historia, por lo tanto, entra en conflicto con los postulados feministas. La RAE, por su parte, sostiene el argumento de la economía del lenguaje para oponerse a su uso. El Gobierno del PSOE ya encargó a la institución la redacción de un informe con vistas a introducir el lenguaje inclusivo en la Constitución Española, sin embargo, y aunque los académicos siguen trabajando en la redacción de ese informe, las declaraciones de su director, Darío Villanueva, a EFE durante una entrevista el pasado julio, dejan entrever su escepticismo frente a cualquier tipo de cambio en el texto.

El concepto de la economía del lenguaje responde a la idea de que el lenguaje es eminentemente práctico, por lo que cualquier elemento que retrase o dificulte la comunicación es innecesario. Esto eliminaría alternativas como el desdoblamiento. Sin embargo, este argumento niega la posibilidad de que el lenguaje pueda ser una herramienta que permita producir cambios en el mundo en el que se desarrolla, más allá de la mera transmisión de información, y este fue otro de los puntos fuertes del coloquio. ¿Es la realidad la que condiciona el lenguaje o viceversa? A la hora de responder a esta pregunta durante el debate, la opinión más extendida fue la de que ambos se retroalimentan, de modo que sería más acertado reformularla para plantear hasta qué punto lenguaje y realidad se afectan entre sí. Solo respondiendo a esto se podrán establecer formas más eficaces de utilizar el lenguaje para crear un mundo más tolerante e inclusivo.

Los coloquios Filosofá que se están desarrollando en la Sra. Pop, en Sevilla, son un perfecto reflejo del malestar social que existe respecto al lenguaje, con una gran afluencia y participación. La aparición de todas estas alternativas a la forma tradicional en la que se ha entendido la comunicación denota que este es un problema vivo y real, que merece la pena ser tratado y debatido en pro de la tolerancia y el entendimiento. Para el que trató acerca del lenguaje inclusivo, se invitó a Juan Pablo Mora, lingüista y profesor de Filología en la Universidad de Sevilla; Gloria, en representación del colectivo feminista no mixto de Sevilla Amazonas, y Marco Ibáñez Gordillo, graduado en Filología Francesa, políglota y esperantista.

22 nov. Sevilla
III Coloquio Filosofá en la Sra. Pop, en la Alameda de Hércules, Sevilla. En esta ocasión, con la transexualidad como eje. Sus temáticas giran por el momento en torno al feminismo, el género y la identidad sexual. La mecánica es sencilla: una serie de invitados exponen sus opiniones sobre el tema a tratar para pasar luego al debate abierto, de forma que todo el público pueda participar y expresar sus ideas. Cada dos semanas, José Daniel Verdejo Romero es el moderador e impulsor de esta serie de coloquios, dirigidos a enriquecer la perspectiva sobre estos temas y trasladar el debate a la calle.

Relacionadas

Comunicación
"Debemos ser ambiciosos y construir una Comunicación Social y Solidaria"
Con motivo del tercer Encuentro de Comunicación y Economía Solidaria, hablamos con Isidro Jiménez, experto en comunicación, ponente en una de las mesa
Tecnología
Los inconvenientes de las nuevas tecnologías de la información

La cuestión es si los seductores aparatos electrónicos ofrecen una mejora real en la enseñanza y en las capacidades humanas o si tienen inconvenientes que hacen que tengan que ser utilizados con cautela.

Laboral
Radiografía laboral de la eterna crisis del cuarto poder

Las direcciones de PlayGround, ABC, El Periódico y La Voz de Galicia han planteado ajustes salariales y despidos a unas plantillas que viven desde hace años en la constante devaluación de las condiciones laborales que es el periodismo en la era de internet.

9 Comentarios
yerbasmagicas
Calvo 18:32 22/11/2018

El lenguaje NO puede ser machista ni feminista, en todo caso sería su capa mas superficial, esto es el VOCABULARIO, lo que en algunas personas puede ser soez, machista y reaccionario. Aun así, como decía el maestro GARCIA CALVO, la lengua castellana es muy igualitaria, se dice mucho "coño", o coñazo, pero tambien pijada que viene de pichada, o calzonazos, o cabronazos. ¡Empleemos términos y conceptos femeninos como la red, la humanidad, la lengua (en vez de el idioma), etc. Es mas esfuerzo que poner chirivitos, pero se le da uso a la cabeza, que falta hace.

Responder
2
1
Oiga 15:22 22/11/2018

“Todos y todas” es una forma forzada que sólo utilizan los políticos para quedar bien. Nadie lo secundará por lo artificioso y antinatural que es hablar así.
El uso de la x y @ son, asimismo, artificiales y no tienen transcripción hablada. Otra forma de quedar bien sin posibilidad de cuajar.
Lo del “alumnado” como neutro es una memez. ¿Cómo se denomina entonces el plural de médicos y médicas?, ¿“medicado”?
Personalmente me apunto a utilizar “es” para formar terminaciones de forma neutra, que incluya a los dos géneros. Pero es tan adecuada, en mi opinión, como complicada. Atención al plural de médicos y médicas, por ejemplo: todes les médiques.
Visto lo anterior y teniendo en cuenta que el lenguaje lo construyen los hablantes, creo que ninguna de las anteriores acepciones van a ser adoptadas en un futuro por estos, por lo que los políticos y similares seguirán quedando bien con sus parroquias respectivas hablando de una forma forzada y ridícula, y el pueblo español seguirá hablando y escribiendo como siempre, con algunas pequeñas incorporaciones como: “juezas”.

Responder
3
1
Juan Pablo Mora 3:24 24/11/2018

Gracias por el excelente resumen del debate.
El 22 de noviembre de 2018 se llevó a cabo un debate sobre lenguaje políticamente correcto organizado por mi alumnado de Lingüística Aplicada de la US. Vale la pena escucharlo o verlo.
Aquí se puede ver un fragmento:
https://youtu.be/YgrEjuZkjMA

y aquí se puede escuchar el audio completo:

https://drive.google.com/file/d/1QuPU8xMxDi1rG1e16LtJh5N5tubSnjX5/view?fbclid=IwAR3gv0IR8sGByEvDOe3hTZAUYza1tDzEpYsglHwBNg6K0lR2Iid3zaM4nyA

Responder
0
0
Anónime 3:14 23/11/2018

Prestame muncho que useis la e al final, ye perguapu y si faceis un pequeñu esfuerzu podreis falar en asturianu que nosotres si tenemis generu neutro.
Saludinos pa todes.

Responder
1
0
#26541 24:10 22/11/2018

El lenguaje inclusivo es un coñazo sólo útil para quedar bien artificialmente (por ejemplo los politicos, que tampoco tienen otro remedio). Lo cierto es que sólo se utiliza en política, en empresa (fundamentalmente en lo escrito) y en panfletos, porque en la vida real es impracticable hablarlo y hasta puede resultar ridículo y forzado. Se puede utilizar a la perfección siendo machista, misógino y homófogo. Yo me centraría en otras cosas.

Responder
3
0
Sonia 13:29 22/11/2018

En el plural femenino sí están incluidas todas las identidades sexuales, ya que más allá de éstas, todas somos PERSONAS

Responder
0
2
#26482 11:32 22/11/2018

Ke le den por saco al lenguaje ke es solo una jodida herramienta. Arriba el uso inclusivo!

Responder
0
2
#26494 14:57 22/11/2018

Muy bien resumido, en qué consiste eso del lenguaje inclusivo: en darle por culo al lenguaje y en considerarlo una mera herramienta. Exactamente lo mismo que hacen las personitas entre sí

Responder
0
0
#26504 16:55 22/11/2018

...en una herramienta... al servicio de las personitas, con sus ideítas sobre la identidad y toda esa farfolla, que serían las que supuestamente mandan sobre el lenguaje.

Responder
0
0

Destacadas

Elecciones del 26 de mayo
El PSOE gana la cita electoral del 26 de mayo. Las ciudades del cambio sucumben
El descalabro de la izquierda en la Comunidad de Madrid chafa la gran noche de Pedro Sánchez y el PSOE, que virará del rojo al azul la comunidad de La Rioja, mantendrá Asturias, Extremadura, Castilla -La Mancha y previsiblemente gobernará en Islas Canarias y Baleares.
Elecciones del 26 de mayo
Así te hemos contado este 26M

Minuto a minuto con toda la información en directo de las elecciones municipales, autonómicas y europeas de este super domingo 26 de mayo.

Elecciones del 26 de mayo
Denuncian la manipulación de un voto en Cáseda

El partido Izquierdas de Cáseda-Kasedako Langileak ha denunciado la posible manipulación del voto de una vecina a la que el Ayuntamiento da empleo municipal. El alcalde, Jesús Antonio Esparza, pertenece a la Agrupación San Zoilo de Cáseda y lleva gobernando el pueblo veinte años.