Rober Bodegas y los gitanos: la intención es lo que cuenta

Para el autor, periodista gitano, el caso Rober Bodegas es básicamente un problema de falta de ideas, por lo que se ofrece gratuitamente al humorista con el fin de proporcionarle algunos casos "verídicos" para sus "cosillas de payos".


publicado
2018-09-06 20:46:00

No soy partidario de judicializar el humor. Confieso que tengo una extraña debilidad por la libertad de expresión, que me lleva a apurarla hasta el máximo, y más si es en contextos de sátira. Creo que uno puede reírse de todo y de todos. Por mi parte, no veo el menor problema en hacer chistes de “mujeres gangosas cojas negras de etnia gitana transexuales tuertas”. Serán el contexto y la intencionalidad quienes marquen el uso final que tenga nuestro humor.

Si estoy en contra de judicializar el humor, ni que decir tiene sobre el empleo de las amenazas o el uso de la violencia contra los discursos que rechazamos. Vaya, por tanto, mi absoluta condena de los cientos de tuits amenazantes que ha recibido el humorista gallego. La violencia, física o verbal, solo sirve para mostrar nuestra debilidad argumental. A los discursos que no nos gustan debemos oponerles datos contrastados y, sobre todo, ingenio.

Centrándonos en el affaire Bodegas, veo que el quid de la cuestión, lo que ha provocado toda esta polémica, es la falta de ideas. Incomprensiblemente, uno de los integrantes de Pantomima Full —uno de mis dúos humorísticos preferidos— no es capaz de hacer humor sobre los payos. Según el eje central de su discurso, es imposible hacer chistes sobre un grupo de población que, al parecer, siempre cumple la ley y tiene pocas anécdotas que ofrecer, no como los gitanos, que son un filón.

Personalmente, detesto la técnica de contrarreplicar con un “y tú más”. Pero, por esta vez, permítanme hacer una excepción y que ayude a Bodegas con algunos ejemplos que le darán más vidilla a sus chistes sobre payos. Todo sea por el humor.

El cómico gallego comienza su monólogo explicando que va a contar solo “chistes de payos”, ya que no se pueden hacer chistes de gitanos porque entonces te viene una carta de protesta, “sorprendentemente bien escrita”. Claro, Rober, gitanos escribiendo bien una carta… ¿Cuándo se ha visto? ¿Qué será lo próximo? ¿Gitanos en la Universidad? ¿Gitanos catedráticos? ¿Un gitano biotecnólogo? ¿Perros y gatos cohabitando? La histeria de las masas… Afortunadamente, todos sabemos que solo los payos escriben y se expresan como marcan las directrices de la RAE. Podemos respirar tranquilos.

Bodegas pasa a contar sus chistes de payos narrando la historia de un gaché en coche al que detiene la Guardia Civil… y no pasa nada porque tiene todos los papeles en regla y el coche es suyo. Risas del público. Aun así, creo que se le podría haber sacado más punta al tema de los payos y las normas de tráfico. Bodegas podría haberse acordado de la paya que el pasado 7 de mayo de 2017 atropelló bajo los efectos del alcohol y las drogas a un grupo de ciclistas de Xabia, matando a 3 de ellos. O al conductor payo que, borracho como una cuba, mató en León, el pasado mes de junio, a una pareja de ciclistas, hiriendo gravemente a su hijo y dándose a la fuga. O las decenas de casos parecidos que aparecen cada poco en los medios.

Continúa el humorista contando el desternillante chiste de un payo que está en un polígono industrial y no pasa nada porque no vende droga… Confieso que no puedo parar de reír. Aun así, podría haberle dado más color a su historia refiriéndose a casos tan mediatizados como el de esa familia paya de su tierra, de Galicia, el Clan de los Charlines, una de las familias de narcotraficantes más poderosas de España, responsables directos de haber destrozado las vidas de toda una generación de jóvenes en los años 80 y 90.

Finalmente, Bodegas nos narra las costumbres sexuales de un payo que poco o nada nos interesan. Quizás podría haberse centrado en las costumbres de algunos otros payos, un pelín más extrañas, lo que le habría permitido cerrar gloriosamente su monólogo.

Como verás, Rober, yo también sigo esperando que esos payos vivan acorde a las normas que nuestra sociedad se ha dado. Aunque viendo el nivel de los delitos, creo que la cosa va para largo.

Me gustaría dejar claro que esto no es una competición para ver quién acumula más cadáveres en el armario, si los payos o los gitanos. Mi mente no funciona así. Desgraciadamente, el mal existe y vivimos en un mundo donde hay más canallas que botellines. Sean payos o gitanos.

La única diferencia es que, en nuestra sociedad, los delitos cometidos por un payo solo le afectan a sí mismo, mientras que los delitos cometidos por un gitano estigmatizan a la totalidad de su pueblo sin excepción. Y esta estigmatización tiene consecuencias directas sobre la vida de un grupo humano que solo en España representa a casi un millón de personas: desde dificultades para conseguir un trabajo o alquilar una vivienda hasta protestas en colegios de padres que se niegan a la escolarización de niños gitanos, pasando por situaciones aún más graves que han terminado con la quema de viviendas y expulsión de los gitanos de una localidad.

El humor es un arma poderosa. Bien usado, es una de las herramientas más eficaces que tienen los oprimidos para hacer frente a los opresores. Y, como decía más arriba, se pueden hacer chistes sobre cualquier cosa. Lo único que importa es la intencionalidad. Por ejemplo, se pueden hacer chistes sobre el alumnado de una escuela. Pero si tus chistes únicamente se ceban con el alumno que sufre acoso escolar, haciendo además uso de los argumentos empleados por los acosadores, entonces formas parte del bando de los matones.

Solo hay que fijarse en quién te ríe las gracias.


10 Comentarios
Nacho 18:12 19/9/2018

Otro ofendido que no ha entendido el chiste... de verdad cree que hay que demostrar que también hay gitanos honrados?? que también hay payos malvados?? se habla mucho de los limites del humor pero poco de los limites para encajarlo. (y perdon por los acentos, teclado extranjero..)

Responder
0
0
#22833 10:16 12/9/2018

Ya te vale ¿Qué no se hacen chistes de payos? Gallegos, catalanes, vascos, de lepe, de murcia, de andaluces, de españoles (gallegos en América).... uf..... Si de verdad eres un gitano que quieres hacer algo que apoye a tu gente y sus mujeres, atrevete a decir claramente: estoy en contra de las bodas concertadas y virginidad obligada, estoy a favor de los derechos de los homosexuales gitanos, hay que hacer un esfuerzo en la educación de nuestros hijos....Pero eso no lo dirás. Tienes miedo de tu propia gente.

Responder
1
0
#22668 12:00 8/9/2018

No existe palabra sin carga de valores. Me quedo con el ultimo parrafo, que describe el potencial del humor como herramienta en cualquier conflicto de poder entre oprimidos y represores - pero es que aunque quisiéramos que no fuera así, esos conflictos tienen dos bandos: ¿hacia dónde diriges el dardo? ¿quién te ríe el chiste? De ahí, para el caso de estos chistes, la sentencia inequivoca: "formas parte del bando de los matones". Tan simple.

Responder
2
2
juan 8:56 10/9/2018

Con la raza gitana ningún problema. Con la.cultura algunos: el machismo hacia las mujeres, la falta de compromiso con la.educación de sus.hijos, etc. No veo porque.no se puede hacer humor con estos.temas. Aunque es cierto que algunas.de.las bromas de Bodegas no se ajustan a la realidad y estigmatizan a la.raza gitana, hay que.tener la piel más fina, sólo es humor.

Responder
2
2
Gus 8:26 8/9/2018

Se nota que el autor del artículo solo se ha fijado (y picado) con esos pocos minutos de monólogo de Bodegas. Pero hay más y variado en su repertorio y nadie se libra de su sarcasmo. Pero claro, solo nos fijamos cuando el tema va contra nosotros y encima no nos gusta aunque nos cuente una verdad incómoda. Un poco de humor, señores.

Responder
6
4
Esther 11:27 8/9/2018

Perteneciente a la campaña 'Salvemos al soldado Bodegas'

Responder
2
1
Rogerio 11:53 9/9/2018

Lo que le ocurre a Rober es que visita mucho su apellido (Bodegas). Y entre apellido y apellido, salen tonterias

Responder
1
4
#22644 23:22 7/9/2018

Magnífico artículo. Muy necesario. Enhorabuena.

Responder
1
2
#22632 17:26 7/9/2018

Al Bodegas este (cutre y corto) no tenía el disgusto de conocerle, le está saliendo muy barata la extensa campaña de promoción que ha logrado con esta polémica.

Responder
0
3
Esther 13:16 7/9/2018

Magnífico artículo. Muchas gracias a todas esas personas de origen gitano que luchan por mantener su cultura, aún teniendo todo en contra y no solo el humor. Al tiempo, exigen, con toda la razón, un respeto a sus costumbres y a su cultura y a su dignidad. Enhorabuena. Mi contribución a la carcajada de comportamiento que puede producir el comportamiento de los payos sería el artículo-entrevista que dedica un periódico como El Mundo a una chica, con aspecto de Barbie, que creo se llama Carmen, que eso si es para desternillarse de risa. Gracias otra vez

Responder
3
3

Destacadas

Trabajo sexual
Conxa Borrell, del sindicato OTRAS: “No somos ilegales”
El sindicato OTRAS se ha defendido de las acusaciones vertidas en las últimas semanas por sus supuestos vínculos con la patronal: “Si fuese cierto que somos delincuentes, no estaríamos aquí”.
Barcelona
¿Sigue siendo Barcelona una ciudad muerta?
La transformación de Barcelona en un resort de lujo para asistentes a los grandes eventos que se celebran allí ha alterado profundamente el paisaje de la ciudad y la relación con quienes viven en ella.
Brecha salarial
Hombres banqueros: más y mejor pagados

Las retribuciones máximas del Banco Santander multiplican por 600 el salario mínimo. Los hombres ganan un 23,31% más que las mujeres.

Líbano
Refugiadas en la cancha

Chatila es el campo de refugiados palestinos más importante del Líbano. Allí, un equipo de baloncesto juvenil femenino lucha contra el machismo y el racismo hacia los palestinos que existe en la sociedad libanesa.

Últimas

Ciencia ficción
“Es posible escribir ciencia ficción sin usar préstamos del inglés”

AnsibleFest, el primer festival de ciencia ficción feminista a nivel estatal, arranca hoy en Bilbao, y una de sus organizadoras, la crítica cultural, editora y traductora Arrate Hidalgo evalúa el panorama de un género con buena salud, aunque recalca que “también ha habido muchas iniciativas en el pasado”.

Música
Talk Talk, en el árbol de la sabiduría

En el díptico esencial de los británicos Talk Talk se escucha pop de corazón sacro, confundido entre tics jazz, aura góspel y la abnegada motivación por encontrarse con la espiritualidad de Alice Coltrane y el Miles Davis azul.

Economía social y solidaria
VI Feria del Mercado Social: mucho más que un fin de semana
En esta feria, además de ser consumidoras conscientes, vamos a demostrar que también estamos orgullosas de contribuir a la construcción de otra economía más justa y más ecológica. Hagamos que todo el año sea Feria.
Caza
La caza volverá este curso a las escuelas extremeñas

Por tercer año consecutivo, el programa de Promoción y ayuda al deporte escolar (PROADES) de la Consejería de Educación de la Junta de Extremadura volverá a incluir la caza entre sus actividades deportivas a promocionar en los colegios de la Comunidad.

Cine
Más muescas en la estirpe de los Kennedy
‘El escándalo Ted Kennedy’ (2017) sigue el camino de ‘Jackie’ (2016) indagando en lo más parecido a una familia real que ha existido por EE.UU.