Música
Un mensaje para ti, de Saffiyah Khan y los Specials

La imagen de Saffiyah Khan luciendo una camiseta de los Specials y encarándose a un miembro de la English Defence League en las calles de Birmingham dio la vuelta al mundo. Dos años después, participa en el nuevo disco de la banda y se incorporará a su próxima gira.

Saffiyah Khan Specials
Saffiyah Khan es retirada por la policía británica de una concentración contra la extrema derecha en Birmingham, en abril de 2017.

publicado
2019-03-01 06:00

Una mirada valiente, una sonrisa entre el desdén y el desafío y una camiseta de los Specials. Tan vigentes ahora como hace cuatro décadas. La imagen de Saffiyah Khan con apenas 20 años encarándose a un miembro de la ultraderecha en una concentración en las calles de Birmingham se hizo viral dos años atrás.

En una Inglaterra de renacidas tensiones sociales y raciales, la joven de origen paquistaní y bosnio ­—a la que hasta Billy Bragg dedicó una canción, “Saffiyah Smiles”— se convirtió en un símbolo de la tolerancia y la convivencia, como los propios The Specials. Ahora ha participado en el nuevo disco del grupo, con el que además se marchará de gira.

Tras los atentados en marzo en Londres, la vida cambió para Saffiyah Khan el 6 de abril de 2017 durante un rally de la English Defence League en Birmingham, cuando se encaró al líder de la organización, Ian Crossland, en un acto instintivo en defensa de la joven musulmana Zaira Zafra, acorralada por un grupo de participantes en la concentración. El fotógrafo de Press Association Joe Giddens inmortalizó el momento en una instantánea que se hizo viral casi en el acto. Aunque fue otra foto del momento, otra perspectiva de aquel simbólico instante en la que se veía que Saffiyah lucía una camiseta de los Specials, la que escribió el primer capítulo de esta aventura.

La respuesta de la banda fue inmediata: le ofrecieron entradas para su siguiente concierto. Pero la vinculación no terminó ahí. Le propusieron participar en Encore (Universal, 2019), lanzado el 1 de febrero, reinterpretando el clásico ska de Prince Buster “10 Commandments”, y estrenar el tema sobre el escenario del mítico 100 Club de Londres. Y ahora, en marzo, se incorporará al grupo de forma permanente, en la gira que comenzará a finales de mayo en Alemania y que viajará por algunas ciudades de Europa como calentamiento a un amplio tour por el Reino Unido que se extenderá por los Estados Unidos.


“Me dejo llevar con lo que me pasa. No tengo mucha elección. Tengo 20 años, dejé la escuela y no tengo trabajo”, reconocía recientemente Saffiyah a la BBC, tras su primera experiencia con el grupo. “Subí al escenario sin presión, pensé que no volvería a hacerlo”. Entregada a los designios de la popularidad, por efímera y pequeña que sea, desde aquella mañana en Birmingham también ha posado para Vivienne Westwood y Balenciaga, y desfilado en la London Fashion Week con un modelo de la diseñadora turca Dilara Findikoglu.

En Encore, Saffiyah Khan revisiona un clásico que Prince Buster escribió en 1965 y con el que el paso del tiempo no ha sido amable. Los mandamientos de aquel Buster controlador, posesivo y enfermizamente enamorado han dejado paso a unos en los que la joven llama a desobedecer cualquier tipo de control y reprimenda sobre la forma de vestir, a no dejarse llamar feminazi, a ignorar a los “pseudointelectuales” que llenan internet y, en resumen, a no aceptar el consejo de ningún hombre… ni aunque venga del propio Buster.

Las versiones siempre han sido parte fundamental del universo Specials. Readaptaron “Gansgters”, del mismo Prince Buster; también versionaron “Enjoy Yourself”, y su adaptación de “A Message To You Rudy”, de Dandy Livigstone, y “Monkey Man”, de Toots & The Maytals, han superado en popularidad a las originales.

Ahora recuperan “Black Skinned Blue Eyed Boys”, de Eddy Grant, y “Blam Blam Fever”, de The Valentines, y reinventan una “The Lunatics”, que Terry Hall y Lynval Golding (dos de los miembros originales en la actual formación) escribieron junto a Neville Staple como continuación de “Ghost Town”, pero que acabaron haciéndose suya para Fun Boy Three.

“Estaba bloqueada”, ha reconocido Saffiyah. Durante meses engañó, dribló y dio largas al grupo antes de dar con las palabras adecuadas, que llegaron la noche antes de entrar en el estudio. La grabación funcionó y también su primera experiencia sobre el escenario. Ahora se prepara para una gira histórica.

40 años después

De vida breve, la trayectoria de los Specials podría resumirse en tres discos entre 1979 y 1984, antes de diseminarse en un laberinto de proyectos paralelos. Terry Hall y Horace Panter dejaron el grupo justo tras el primer disco, en 1980, y Jerry Dammers tomó las riendas de lo que se conoció como More Specials. Reunidos y girando desde hace una década, sin Dammers, el grupo gira ahora con otro miembro original, Horace Panter, y Encore es el primer trabajo con material original con la presencia de Hall desde 1979.

Aquellos eran los convulsos primeros años de Thatcher, los tiempos de la Anti-Nazi League y el Rock Against Racism. De Elvis Costello —productor del primer disco del grupo— afrontando el conflicto de las Malvinas en “Shipbulding” y la Red Wedge de Billy Bragg, a la que se sumaron Paul Weller o Jimmy Somerville.


The Specials también colocaron Coventry en el mapa musical del Reino Unido a través de su sello 2 Tone, ahora un estilo por sí solo, en el que figuraban The Beat y Selecter, y trascendental para el posterior éxito de las Bodysnatchers o Madness. 2 Tone se creó en el momento preciso en el lugar preciso, tras el desencanto punk, y mientras los Clash se centraron en la aventura americana, ofreció lo que los jóvenes buscaban: la sensualidad, el reggae y el ska, excavando en el olvidado catálogo de Trojan, junto a la energía que quedaba del punk.

Ahora, 40 años después, el grupo regresa a la primera línea del frente. A modo de spoken word, como Saffiyah en “10 Commandments”, Golding relata sus experiencias racistas en “BLM”, coincidiendo con la renacida Inglaterra del No Irish, No Blacks, No Dogs. “Breaking Point” recurre a un conocido eslogan del UKIP y “Vote For Me” aborda la poca credibilidad de los políticos.


“Los grupos ya no tocan / Hay demasiadas peleas en la pista de baile”, cantaban en su “Ghost Town”, cronistas de un momento histórico muy particular, con una Inglaterra desolada y crecientes tensiones raciales. La vigencia de algunos de los temas estremece cuatro décadas después. Su regreso no podía ser más oportuno y suena a poco casual.

Relacionadas

Música
“Baiuca ten un punto comunitario”
Baiuca é unha das sensacións musicais do momento. O proxecto de folktrónica está a exportar internacionalmente a renovación de composicións populares.
Música
La copla cautiva

La maquinaria propagandística de la dictadura usó la copla, que significativamente rebautizó como “canción española”, para la construcción de una artificiosa identidad nacional. Pero en el género sobrevivió también la perspectiva “femenina”, popular y jalonada de disidencia de género.

Censura
¿Qué hay detrás de la censura de C. Tangana?
La solución es más ambiciosa y efectiva que censurar: hay que ampliar horizontes, combatir el ahora y dibujar nuevos modelos de sociedad.
0 Comentarios

Destacadas

Italia
La dimisión de Conte pone en peligro el deseo de Salvini de un proceso electoral inmediato

El Movimiento 5 Estrellas y el Partido Demócrata se pueden poner de acuerdo para evitar unas elecciones inmediatas en las que el ultra Matteo Salvini parte con ventaja en las encuestas.

Educación
Casi 100.000 firmas para que niños de Melilla que han nacido y viven allí puedan ir al colegio

La falta de empadronamiento, un requisito que no se exige en ningún otro lugar salvo Ceuta, impide a unos 200 niños que viven en Melilla ir al colegio. La Asociación Pro Derechos de la Infancia ha recogido casi 100.000 firmas que piden poner fin a esta discriminación.

Industria farmacéutica
Más de 500 medicamentos con problemas de suministro en España

El desabastecimiento de medicamentos en España ya supone más que una alerta farmacéutica. Son cientos de historias de pacientes sin su tratamiento.

Masculinidades
Terrorismo y masculinidad

M. sale de casa, todo está listo, la adrenalina bulle, no hay marcha atrás. Las armas cargadas, el plan bien meditado: llegó el momento.