Ecofeminismo
¿Por qué molesta Greta Thunberg?

Resulta ilusionante ver que en este mundo tan convulso la juventud se organiza y se moviliza por el bien común. Sin embargo, asistimos a una virulenta reacción que pone el foco en Greta Thunberg e ignora deliberadamente el espacio Fridays for Future. Les resulta más fácil criticar a una niña, que asumir el reto de escuchar a todo un movimiento de jóvenes y dejar de negar la crisis climática.

Greta Thunberg parlamento sueco
La activista Greta Thunberg, frente al Parlamento sueco en agosto de 2018, cuando comenzó a hacer huelga por el clima. Foto: Anders Hellberg

Veraneando que es gerundio. Y leyendo la prensa, una actividad de riesgo en esta época del año. En realidad, es bastante interesante, porque te permite fijar la atención en temas que normalmente quedan sepultados por la cotidianidad de la política institucional (¡eso sí que es descanso!). En los últimos días, la cara de una niña, ya adolescente, ha acaparado parte del interés mediático. Una niña sueca en un velero que se va a cruzar el océano Atlántico rumbo a la cumbre sobre el clima de Naciones Unidas y que ha preferido un barco a un avión para contaminar menos.

La chavala se llama Greta Thunberg y desde hace un año se ha convertido en el rostro visible de Fridays For Future, un movimiento europeo masivo y juvenil por el clima. No es su portavoz, no es su lideresa, pero sí alguien que con sus palabras y sus acciones ha inspirado la movilización social de jóvenes que temen por su futuro en un planeta cada vez más deteriorado. Jóvenes que demandan a la clase política que actúe de manera urgente para mitigar el cambio climático. Jóvenes que exigen que se sigan las recomendaciones de quienes saben de esto: el IPCC y el resto de la comunidad científica.

Hasta aquí, todo bien. Resulta ilusionante ver que en este mundo tan convulso la juventud se organiza y se moviliza por una sociedad mejor. Por el bien común. Pero sí, lo sabemos, vivimos tiempos revueltos y las buenas acciones se pagan caro, para empezar, en la palestra de los medios de comunicación y redes sociales. Si bien una parte de los creadores de opinión reconocen y valoran el mérito de esta niña que se hizo famosa por plantarse delante del parlamento sueco y decir, “no voy al cole porque me estáis robando el futuro. Hagan sus deberes”, no faltan tampoco las acusaciones directas y virulentas, en forma de insultos y vejaciones. Éstas apuntan en tres direcciones: 1) Greta está manipulada y controlada por cualquier desgraciado; 2) es un instrumento al servicio del lobby de la industria de las energías renovables; 3) es una pobre niña exprimida por sus padres al más puro estilo Macaulay Culkin.

Lo terrible de estas teorías no son las suposiciones en sí mismas: seríamos demasiado ingenuas si creyéramos que el alcance mediático y social que ha logrado una mujer tan joven no iba a generar suspicacias y sospechas, o a provocar un gran interés por parte de empresas y grupos de presión interesados en subirse a la ola y sacar tajada. Lo que ha hecho saltar todas nuestras alarmas es la violencia de las palabras que se usan contra ella y que muy probablemente estarían apuntando en otra dirección si en lugar de Greta, estuviésemos hablando de Lars. Por una cuestión de conciencia feminista (don’t feed the troll) no vamos a repetir aquí los exabruptos que se escupen sobre la que algunos ya tachan de “muñeca rota del ecologismo”. Como mujeres que somos, como madres, como personas con dos dedos de frente y un poco de respeto por el vecino de al lado, leemos toda esta sarta de calificativos y se nos revuelve hasta el alma. Su edad (para algunos demasiado joven, para otros demasiado mayor), su aspecto físico, su condición de persona con síndrome Asperger, su familia, si va o no va al colegio, la ropa que utiliza, si es o no 100% coherente en todos sus actos cotidianos..., se han convertido en el centro de la diana de los que andan enfadados porque han empezado a darse cuenta de que el movimiento que inició Greta un buen día desde un rincón del mundo no es ningún juego de niños. Y eso, molesta.

A ciertos señores y señoras todo este asunto les incrementa sus disonancias cognitivas. Lo de tener que asumir que, incluso siendo cierto ese supuesto que ellos sostienen de que Greta tiene detrás al lobby verde, hay todo un movimiento de jóvenes que han demostrado su capacidad para organizarse y reivindicar desde lo colectivo el mundo que quieren que les dejemos, evidentemente les incomoda. Al demonizar la figura de Greta se ignora deliberadamente el espacio Fridays for Future donde participa como una más. Ella es solo un símbolo de colectivos organizados y diversos que han abierto los ojos ante la catástrofe climática que se avecina.

El ecologismo, como ya le pasó al feminismo, está revolviendo conciencias y ha dado un salto a una esfera masiva y global que automáticamente lo ha convertido en una amenaza para el statu quo. Greta ha puesto su particular granito de arena decidiendo exponerse y eso la convierte en un objetivo fácil para los que niegan el cambio climático y se nutren de las inercias del patriarcado al desplegar todas sus críticas. Es mucho más sencillo para ellos lanzar dardos condescendientes contra una niña, que asumir el reto que supone escuchar a todo un movimiento de jóvenes que en breve estarán haciendo valer en las urnas sus exigencias porque tendrán edad para votar.

A nosotras Greta no nos molesta, porque nos da la excusa perfecta para contarles a nuestras hijas que te puedes levantar una buena mañana con miedo, pero que eso no tiene por qué llevarte a la inacción. Que, en medio del caos, te puedes organizar con tus amigas y amigos para cambiar las cosas. No nos molestas Greta. Ni tú, ni Fridays for Future. Nos inspiráis. Y a nuestras hijas también. Gracias.

Sobre este blog
Saltamontes es un espacio ecofeminista para la difusión y el diálogo en torno al buen vivir. Que vivamos bien todas y todos y en cualquier lugar del mundo, se entiende. También es un espacio para reflexionar acerca de la naturaleza, sus límites y el modo en que nos relacionamos con nuestro entorno. Aquí encontrarás textos sobre economía, extractivismo, consumo, ciencia y hasta cine. Artículos sobre lugares desde donde se fortalece cada día el capitalismo, que son muchos, y sobre lugares desde donde se construyen alternativas, que cada vez son más. Queremos dialogar desde el ecofeminismo, porque pensamos que es necesario anteponer el cuidado de lo vivo a la lógica ecocida que nos coloniza cada día.
Ver todas las entradas

Relacionadas

Crisis climática
El Congreso decide este martes si declara la emergencia climática

La propuesta, presentada por Unidas Podemos, supondría llevar la crisis climática a lo más alto de la lista de prioridades de todas las instituciones del Estado

Costas
Una de cada diez áreas urbanizadas del Mediterráneo, en riesgo de inundación

La modificación del litoral en el último siglo y medio, especialmente tras el proceso urbanizador y turistificador surgido en los 60, ha puesto en riesgo de inundaciones como las que se están viviendo en Alicante y Almería, Murcia y Valencia a amplias zonas de la costa. Un informe del Observatorio de Sostenibilidad señala los puntos con mayores problemas: Catalunya y el País Valencià.

19 Comentarios
Lucia X 23:47 31/8/2019

suenas ingenua e ilusa como las personas que criticas

Responder
0
4
Dani 16:56 29/8/2019

¿De verdad te crees todo lo que dices en el artículo?

Responder
0
2
#38834 7:40 28/8/2019

Jajajjaja, he venido a comentar en esta página y lo primero que me sale es una advertencia de nada de machismo, homofobia, amenazantes ni nada. Por Dios, que niñitas son todos aca. Esa niña es una pobre ilusa sentimentaloide. Si un hecho científico como el llamado "cambio climático" y "calentamiento global" se defienden con sentimentalismo, deja de ser hecho científico y se vuelve fábula sectaria. Ustedes ambientalistas feministas se creen superiores al resto por pensar diferente. ¿Saben que cosa haría que el planeta quede limpio? Exterminar millones de millones de humanos y destruir ciudades enteras con industrias y vehículos incluidos. Ustedes unos misantropos. Odian a la raza humana y nuestros comportamientos naturales como la heterosexualidad y el amor por los hijos. Quieren transformarnos en unos seres raros que no saben que son y solo viven de sentimientos fugaces, sin respetar la vida de los que estan por nacer. ¿Progresismo? Jajaja por favor. Regresismo total a la epoca de las cavernas en la que el ser humano no sabía que era ni tampoco razonaba

Responder
1
1
#38824 18:26 27/8/2019

Es increible lo "naive" que llega a ser la gente. Coño que la niña es un muñeco en manos de enormes intereses... Es para hacerselo mirar que penseis que una niña copa los medios y viaja por el mundo, y que gracias a su capacidad de conviccion todos los periodicos del sistema deciden hacerla caso. ¿En que jodido mundo vivís? O-S T-I-M-A-N

Responder
3
2
#38751 13:18 25/8/2019

Ella no esta ahi, simplemente gente con intereses, con ganas de pillar pasta, la estan usando. : https://www.libremercado.com/2019-08-25/la-operacion-greta-thunberg-busca-desbloquear-billones-de-dolares-en-inversiones-verdes-1276643635/

Responder
4
7
Andrew 2:05 25/8/2019

Pues no creo que ella moleste. Pero ¿Qué hay de los que se aprovechan de esa niña para beneficiarse económicamente? ¿No es eso un machismo explotador que debería denunciarse? ¿O tal vez habrá quien prefiera mirar a otro lado solo por interés?

Revisad estos enlaces:
https://www.thetimes.co.uk/article/greta-thunberg-and-the-plot-to-forge-a-climate-warrior-9blhz9mjv


https://www.hispanidad.com/confidencial/la-farsa-de-greta-thumberg-la-activista-climatica-esta-patrocinada-por-empresas-energeticas-con-intereses-en-renovables_12012302_102.html

Responder
4
5
#38774 8:33 26/8/2019

The times, hispanidad y libremercado, claramente medios NADA manipulados y 100% independientes

Responder
6
3
#38801 4:42 27/8/2019

Di un medio no manipulado. Si crees que una niña de 13 por su propia inicativa, viaja por el mundo dando conferencias, deberias estudiar marketing, control de masas, como crear opinion, es una ciencia eso.

Responder
1
4
#38773 8:33 26/8/2019

The times, hispanidad y libremercado, claramente medios NADA manipulados y 100% independientes

Responder
3
2
#38772 8:33 26/8/2019

The times, hispanidad y libremercado, claramente medios NADA manipulados y 100% independientes

Responder
4
2
#38730 17:55 24/8/2019

En cuanto se eche novio, guarda el chubasquero amarillo en el trastero y se dedica a otras cosas... Nos ha pasado a todas!!!

Responder
4
13
#38777 10:24 26/8/2019

A todas no... te ha pasado a ti

Responder
6
5
#38728 17:02 24/8/2019

Totalmente de acuerdo

Responder
1
2
#38722 14:23 24/8/2019

A nadie molesta, si le abren todas las puertas y le financian cruceros...

Responder
7
6
#38656 14:53 23/8/2019

R

Responder
0
2
#38652 14:03 23/8/2019

Vamos a ver compas, que esta niña y el movimiento en que participa no molesta a nadie; ése es problema.

Responder
18
3
#38727 15:50 24/8/2019

Seguramente sin saberlo, acabas de dar la razón al artículo. Un consejo: date una vuelta por Twitter.

Responder
1
12
#38783 14:37 26/8/2019

Twitter😜 eso qué es? Una fruta?

Responder
1
2
#38775 8:34 26/8/2019

La peña de Twitter todavía no ha acertado ni una composición de gobierno ni las elecciones, ni nada. Son un pequeño segmento de gente que busca lo que quiere escuchar.

Responder
9
2
Sobre este blog
Saltamontes es un espacio ecofeminista para la difusión y el diálogo en torno al buen vivir. Que vivamos bien todas y todos y en cualquier lugar del mundo, se entiende. También es un espacio para reflexionar acerca de la naturaleza, sus límites y el modo en que nos relacionamos con nuestro entorno. Aquí encontrarás textos sobre economía, extractivismo, consumo, ciencia y hasta cine. Artículos sobre lugares desde donde se fortalece cada día el capitalismo, que son muchos, y sobre lugares desde donde se construyen alternativas, que cada vez son más. Queremos dialogar desde el ecofeminismo, porque pensamos que es necesario anteponer el cuidado de lo vivo a la lógica ecocida que nos coloniza cada día.
Ver todas las entradas

Destacadas

Crisis climática
El Congreso decide este martes si declara la emergencia climática

La propuesta, presentada por Unidas Podemos, supondría llevar la crisis climática a lo más alto de la lista de prioridades de todas las instituciones del Estado

Opinión
Las victorias de Ascensión Mendieta
El presidente de la Comuna de Presos del franquismo recuerda cómo conoció a Ascensión Mendieta: en un avión a Argentina, donde iban a reclamar justicia.
Venezuela
Estados Unidos saca del juego a Europa en Venezuela

¿Obedeció el levantamiento de Guaidó a un plan estratégico a largo plazo para tomar las reservas de petróleo o fue una imprudencia nacida del deseo ideológico de los halcones?

Urbanismo
Libertad con minúscula

Cuando tienes un hijo, la ciudad te da la espalda, te mira con recochineo antes de enseñarte el culo y reírse de ti.

Últimas

Presos vascos
Entre uno y tres años y medio de cárcel por apoyar a presos vascos

Fiscalía, AVT y las defensas de las 47 personas acusadas en el sumario 11/13, por dar apoyo a presos de ETA, acuerdan penas de prisión de entre uno y tres años y medio de cárcel. 

Energía nuclear
¿Por qué ha triunfado este año una serie sobre Chernóbil?
El sector pronuclear ha utilizado la conversación alrededor de la serie 'Chernobyl' para relacionar la tragedia de 1986 con el pasado y confundir los hechos.
Crisis climática
Mapa: un planeta entero contra la crisis climática

El movimiento global por el clima organiza una semana de lucha que ya cuenta con 700 convocatorias y que en España se vivirá especialmente el 27 de septiembre, cuando está convocada una huelga para exigir a gobiernos e instituciones que se pongan manos a la obra y declaren la emergencia climática.