El Ayuntamiento de Madrid paralizará los desahucios de la EMVS

Marta Higueras propone suspender los lanzamientos de vivienda pública municipal. Algunas voces dentro del movimiento por la vivienda ven en este gesto un cambio de rumbo en las políticas municipales.

EMVS protesta
Tres activistas en una protesta en la sede de la EMVS. Álvaro Minguito

publicado
2017-08-08 11:10:00
Suspender los procesos de lanzamiento o desalojo en viviendas propiedad de la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo (EMVS) “desde este momento y hasta nueva indicación”. Es la propuesta de la primera teniente de Alcaldía y concejala de Equidad, Derechos Sociales y Empleo, Marta Higueras que, tal y como ha confirmado el Ayuntamiento, pasará por el primer consejo de administración de la empresa municipal del mes de septiembre. La propuesta se ampara en un informe en el que se justifica la petición de proceder a la suspensión temporal de los procedimientos de lanzamiento y que pide, además, instar a las administraciones implicadas a adoptar las medidas para garantizar una vivienda adecuada para familias en situación de vulnerabilidad.

En concreto, la medida podría afectar a 67 pleitos que la EMVS tiene en curso. El Ayuntamiento reconoce la “situación de precariedad económica y laboral de gran parte de los ocupantes”, por lo que “es previsible que no dispongan de recursos para hacer frente a un alojamiento en el mercado libre”. Los datos del Ayuntamiento son claros al respecto: de los 17.000 inscritos en la EMVS para solicitar una vivienda, 9.000 cuentan con ingresos inferiores a 0’75 IPREM (lo que supondría, en el caso de una familia de cuatro miembros, unos 600 euros). Se trataría, según fuentes municipales, de una paralización sobre procedimientos de usurpación con la intención de que quienes ocupan la vivienda puedan acreditar que cumplen los requisitos para habitar en una vivienda de protección pública.

El escrito pide además “que se tramiten las iniciativas legislativas oportunas”. Es decir, recoge la sensibilidad de la Iniciativa Legislativa Popular que la Coordinadora de Vivienda y la Federación Regional de Asociaciones Vecinales presentaron en mayo en la Asamblea de Madrid con el respaldo de 76.000 firmas. 

El documento utiliza también como justificantes de su propuesta el derecho a una vivienda digna que recogen la Declaración Universal de los Derechos Humanos, el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y la Constitución española, un gesto que algunos integrantes del movimiento por la vivienda interpretan como un guiño tras los sucesivos desencuentros que se han producido a lo largo de la legislatura.

Desde la Coordinadora, algunas voces ven en este escrito un cambio de rumbo en la política municipal de vivienda. Integrantes de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) creen que, aunque el número de personas afectadas sea simbólico, es positivo que el equipo de Gobierno asuma los presupuestos del movimiento después de que el Ayuntamiento incumpliese la promesa de paralizar desalojos de la EMVS.

Una medida insuficiente

Sin embargo, la postura no es compartida. Desde la Plataforma de Afectados por la Vivienda Pública y Social (PAVPS), también integrada en la Coordinadora, Angelines Díaz explica que este gesto del Ayuntamiento no supondrá de hecho un giro en las políticas de vivienda. “La paralización que pide es cautelar, es decir, hasta el 15 de septiembre”, explica Díaz, muy crítica con la gestión de Higueras. “No solo no nos parece un giro, sino que seguimos viendo cómo la paralización de los desalojos que anunció Manuela Carmena no se está produciendo”, asegura a El Salto.

La activista cree que este escrito responde a la presión que han ejercido los colectivos por el derecho a la vivienda y al impacto de casos recientes, como el de Lidia y Santi, acampados frente a la Junta Municipal de Carabanchel desde el pasado 19 de junio. “Son Lidia y Santi, pero también Pilar, Sara, y otros muchos”, explica Díaz, que espera poder mantener una reunión con el ayuntamiento en septiembre para, entre otros asuntos, aclarar qué es la “emergencia social” según el Consistorio.

Sobre la actuación de la EMVS, Díaz puntualiza que, cuando se produzca el sorteo previsto para septiembre, la entidad se quedará sin viviendas hasta que construya o compre nuevas. Ante esta situación, el Ayuntamiento ha planteado una alternativa habitacional a varios distritos, a los que propone instalar viviendas prefabricadas en los barrios que puedan servir como solución temporal.

Relacionadas

Vivienda
Victoria contra los gigantes inmobiliarios en Berlín

Tras semanas de movilización por parte de los vecinos del barrio, el Senado de la Región de Berlín decidió iniciar un procedimiento para comprar estas viviendas y no permitir que un fondo buitre las acapare.

Vivienda
[Podcast] Sola no puedes, juntas sí
La especulación inmobiliaria afecta los vínculos sociales. Aún y con ello, vecinas y vecinos se hacen fuertes defendiendo desahucios de bloques enteros.
Vivienda
Archivada la venta a Goldman Sachs de pisos del IVIMA: indignación entre los afectados

Las familias afectadas por la venta de vivienda pública a Goldman Sachs anuncian que recurrirán el sobreseimiento del caso ante la Audiencia Provincial.

Vivienda
Las “cascos azules” de Argumosa evitan otro desahucio en Lavapiés

El desahucio de una mujer en Argumosa 11 se ha pospuesto hasta el 15 de febrero próximo gracias a la cooperación entre los vecinos de ese bloque de Lavapiés y el movimiento contra los desahucios. 

0 Comentarios

Destacadas

Renta básica
Renta Básica, un derecho emergente contra el miedo

La renta básica universal es un ingreso monetario e individual que el Estado ingresaría a toda la población. Para quienes la defienden, esta medida apunta a la justicia social y a la libertad de las personas. Pero también aporta un proyecto ilusionante que contraponer al discurso del miedo, seguridad material para pensar en común.

Policía
“No es casualidad que en La Manada haya policías y guardias civiles”
Feminista, lesbiana y policía de izquierdas, Sonia Vivas tiene la intención declarada de transformar unos cuerpos policiales cuya identidad se construye sobre principios machistas y homófobos.
Barcelona
Hasta cuatro años de cárcel por hacer un piquete en un acto electoral

Dos sindicalistas de CNT serán juzgados el 29 de enero por realizar un piquete al debate electoral que tuvo lugar el 8 de mayo de 2015 para las elecciones municipales de Barcelona.

Fascismo
A nuestras hijas (qué lejos queda el año 2040)

Últimamente hace frío en los diarios, el horizonte se ha poblado de monstruos que no son como los de vuestros cuentos. Monstruos que no se extinguen con el final del relato, que asumen cuerpos y retóricas diversas para pronunciar una y otra vez las mismas sombrías cantinelas.

Últimas

Represión
Suspenden la pena de cárcel de Jorge Jiménez, de Distrito 14

Jorge Jiménez fue condenado a siete meses de cárcel y 1.200 euros de indemnización a un agente de policía que le acusó de lesionarle cuando intentaba evitar un desahucio en Villa de Vallecas en 2016. El activista, que desmiente la agresión, se negó a pagarle un euro al agente de policía.

Artículo 155
Algunas puntualizaciones al acuerdo de la Asamblea de Extremadura sobre la aplicación del 155 en Cataluña
1

El apoyo a la extravagante propuesta del PP extremeño por parte del PSOE supone un obstáculo a la política de distensión con Cataluña de Pedro Sánchez, pero sobre todo deja en ridículo a la Junta de Extremadura.