Música
Montanera Festival: cultura gestionada por la comunidad local de músicos

La localidad de Aracena, en Huelva, se viste de música y saca sus ritmos a la calle en el 'Montanera Festival'. Un evento que nace de los propios músicos y artistas locales de otras disciplinas para darle la bienvenida a las calores primaverales y fomentar el arte autóctono. 

Montanera Festival
Festival Montanera, Aracena. Miguel Olivencia

publicado
2018-05-08 10:22:00

Al norte de Huelva, la localidad de Aracena es la principal abastecedora de productos y servicios en la comarca ‘Sierra de Aracena y Picos de Aroche’. Por su posición geográfica, muy cerca de Sevilla y a medio camino entre Extremadura y Portugal, también atrae a un amplio número de visitantes. Desde las actividades en la naturaleza en los alrededores hasta la vida cultural en el propio municipio, el abanico de posibilidades que ofrece es bastante más ancho de lo que cabría esperar de un pueblo de algo menos de ocho mil habitantes.

Especialmente durante los meses de primavera y verano, las plazas y calles del pueblo se llenan de música y son ya varias las generaciones que han crecido siendo testigos de una actividad cultural ubicua. A nivel educativo e institucional, tanto la formación que ofrece la escuela de música como los conciertos públicos fomentan una fructífera diversidad.

Sin embargo, son varios los eventos en que la propia comunidad local de músicos se congrega para ser, al mismo tiempo, parte y gestión. A partir de 2004, bajo el nombre ‘Nos falta el bajo’, esta comunidad cristalizó en una asociación sin ánimo de lucro “formada por músicos del pueblo, con el fin de poder organizar otro tipo de eventos dentro del panorama cultural de la localidad”, dice Manuel Alonso, portavoz de la asociación. A día de hoy, continúa, “la asociación cuenta con una organización estable que gestiona unos locales de ensayo y una sala de conciertos, donde mensualmente se organizan eventos, además de organizar dos festivales, Aracena en concierto en verano y Montanera Festival en primavera”.

Las diferencias entre el festival de verano y el de primavera radican fundamentalmente en el enfoque y dirección de la organización. Mientras 'Aracena en concierto' está sobre todo planteado como una plataforma para músicos locales, el 'Montanera Festival' persigue, por un lado, completar el cartel con músicos de otras procedencias, y, por otro, nutrirlo no solo de música sino de varias manifestaciones culturales y artísticas. José Antonio Alcaide, co-fundador del festival y miembro de la asociación desde sus orígenes, aclara que “desde el principio se plantea como un festival nuevo, en primavera, que aglutinara música, graffiti, breakdance, pintura, fotografía… Muchas disciplinas. Todas las que podamos abarcar”.

Desde un año después de la constitución de la asociación de músicos de Aracena, ya comenzaron a organizar este festival, que ha pasado por ediciones más o menos multidisciplinares dependiendo de aspectos como el personal disponible, el grado de profesionalidad o la financiación. “En principio se financiaba con medios propios, pero desde hace unos 9 o 10 años el ayuntamiento aporta gran parte del festival”, explica José Antonio, “la Junta de Andalucía alguna vez también ha aportado algo y algunos negocios locales han participado muchas veces como patrocinadores”.

Edición de 2018: un nuevo paradigma

El próximo sábado 12 de mayo tiene lugar la segunda de las ediciones en que ha habido un reajuste estructural en la participación y gestión del festival. Esta otra perspectiva “surge de la idea de reflexionar sobre nuestra zona y el valor añadido de la sierra. Es por eso que paralelamente organizamos una feria de la cerveza artesanal, que sirve también como apoyo a los artesanos, al tiempo que ayuda con la financiación extra del festival”, cuenta José María Arteaga, técnico de sonido y audiovisual y co-organizador del festival desde el año 2017.
Junto a los conciertos y a la de cerveza artesanal, hay también una feria de comidas del mundo y una ampliación del horario. A partir de las 12 (entrada libre) del mediodía se sucederán en dos escenarios diferentes conciertos de flamenco, jazz, rock, pop, electrónica, reggae, etcétera.

La finalidad última es la de crear un espacio de convivencia en el que todo el que asista pueda disfrutarlo y compartirlo. En este espíritu del común entra también en consideración “el trabajo de los músicos, pintores, compañías de teatro, bailarines, los artesanos, la pequeña y mediana empresa…”, explica José María ‘Kopi’. “Muchísimas veces se cometen muchos errores por el interés económico en la organización de este tipo eventos, se menosprecia el trabajo de los artistas y se les paga mal. Nosotros somos compañeros, trabajamos en el mismo mundo y lo vemos de cerca”.

El Montanera Festival en Aracena viene con fuerza creciente y está respaldado por una entrañable labor de “mucha gente y mucha profesionalidad, tanto de organizadores como de músicos”, reconoce José Antonio ‘Saba’, quien desde sus comienzos, continúa siendo ahora una pieza clave en el buen funcionamiento de este y otros eventos en la localidad.

La filosofía de ‘la unión hace la fuerza’ recorre transversalmente la mente de todos los participantes anónimos, dentro y fuera del escenario, como sentencia José María, una de las voces de la siguiente generación que pisa fuerte: “el trabajo en equipo, la profesionalidad y la igualdad de condiciones es necesaria e intrínseca al movimiento cultural”.

Relacionadas

Música
La Tiguerita: suave pero al lío

A sus 18 años, La Tiguerita es uno de los secretos a voces del rap del área metropolitana de Barcelona.

Música
La alegría de tener a Kiko Veneno

El cantante Kiko Veneno presenta nuevo disco, un álbum que se engarza con Veneno, el disco que le abrió las puertas de la música hace más de 40 años.

0 Comentarios

Destacadas

Migración
“Queremos votar y no nos dejan”
Aunque las personas migrantes se movilizan para luchar por sus derechos políticos serán muchas las que, una vez más, se quedarán sin votar.
Pensamiento
Anselm Jappe: “Ningún problema actual requiere una solución técnica. Se trata siempre de problemas sociales”

Para el pensador alemán Anselm Jappe, el capitalismo narcisista en el que estamos insertos ha dado lugar a la sociedad “autófaga” que, como en el mito, termina devorándose a sí misma cuando ya nada sacia su apetito.

Argelia
Argelia en revuelta: “¡Nos despertamos y vosotros lo pagaréis!”

Argelia atraviesa desde hace tiempo una grave crisis multidimensional. El país ha experimentado una crisis política durante décadas, en particular desde el golpe militar de 1992 y la brutal guerra civil que siguió.

Racismo
Capirotes blancos
6

La Hermandad de los Negritos de Sevilla fue la primera institución en toda Europa dirigida y sostenida por las propias víctimas de la esclavitud africana. También fue víctima de la apropiación cultural por parte del Ku Klux Klan, que basó su vestimenta blanca en el uniforme de la hermandad.