Municipalismo
Autocrítica y debate para recuperar los vínculos con el tejido social

Los incumplimientos sobre remunicipalizaciones o el preacuerdo sobre la Operación Nuevo Norte centraron las críticas del Primer Encuentro Municipalista, en el que también hubo autocrítica y espíritu propositivo.

Encuentro Municipalista Ahora Madrid
Unas 300 personas de inscribieron en el Encuentro Municipalista celebrado el sábado.

publicado
2018-02-12 10:00:00
El Encuentro Municipalista celebrado este fin de semana reunió a unos 300 participantes en el primer encuentro de estas características que se celebra desde que Ahora Madrid llegó al gobierno municipal. En un clima distendido, el encuentro se planteó como un espacio exclusivamente de deliberación —no vinculante— en el que (re)generar espacios de confianza entre los diferentes sectores que integran la formación.

Rommy Arce, Montserrat Galcerán y Pablo Carmona (Ganemos Madrid), Carlos Sánchez Mato y Mauricio Valiente (Izquierda Unida) y Guillermo Zapata (Madrid 129), así como numerosos asesores del equipo de Gobierno, estuvieron presentes en un acto al que no asistió ninguno de los integrantes del núcleo de confianza de la alcaldesa.

El evento, orientado por el Manifiesto que los organizadores lanzaron el 12 de noviembre pasado, discurrió en base a dos ejes temáticos: municipalismo y modelo de ciudad, que se trataron en una decena de talleres en la mañana del sábado. Después de una pausa para la comida, fue el momento de poner en común las conclusiones. Su misión: realizar un balance general de Ahora Madrid en el gobierno municipal, señalando los aspectos positivos y negativos y trazar las líneas propositivas de cara a lo que resta de legislatura. 

Primó la crítica con buena parte de las políticas llevadas a cabo por el Ayuntamiento, enfatizando la aprobación del PEF impuesto por el ministro de Hacienda Cristóbal Montoro y el simultáneo cese del exconcejal de Hacienda Carlos Sánchez Mato.

Otra fuerte carga crítica se orientó a los incumplimientos programáticos en las prometidas remunicipalizaciones, limitadas a la funeraria municipal, BiciMad y poco más, considerados gestos testimoniales. En la política urbanística se cuestionó frontalmente el pre acuerdo sobre la Operación Nuevo Norte (ex Chamartín) —calificada como pelotazo especulativo— y la aceptación de otras actuaciones precedentes (Taller de Precisión de Artillería, Cocheras de Cuatro Caminos, etc.).

Autocrítica

Referido a la relación con la sociedad, se destacó la percepción de alejamiento y desafección de los movimientos sociales y del activismo que hizo la campaña e la candidatura. Según el diagnóstico que se hizo en el encuentro, estarían desencantados con la falta de firmeza en consumar las políticas que señalaba el programa electoral de la formación. Por ello, se exhortó a recuperar el vínculo con los movimientos y el tejido social organizado.

Siempre en clave autocrítica, enfatizaron la falta de democracia interna en Ahora Madrid, así como lo que consideran un estilo personalista de la alcaldesa, Manuela Carmena, en la toma de decisiones. Estas variables serían, en buena medida, responsables de desafecto y desmovilización del tejido social organizado respecto de la formación política y de la propia alcaldesa. Esos trazos redundarían en una falta de claridad en la actuación del ayuntamiento, para lo que se exhortó a una urgente rendición de cuentas ante la sociedad.

En el plano interno, se propuso la creación de un modelo organizativo que, en base a la experiencia de estos años, subsanase las carencias y evitase la autonomización de los cargos elegidos respecto a la voluntad de las bases. Y se designó un equipo para que elabore y haga llegar las conclusiones del encuentro al equipo de la alcaldía y a la Mesa Coordinadora de Ahora Madrid, compuesta por las diferentes sensibilidades, Podemos entre ellas.

Además del perfil crítico señalado, el encuentro tuvo un carácter propositivo. Para disipar cualquier duda de tolerancias con los incumplimientos programáticos, se ratificaron las líneas que orientaron el programa de 2015. Si hubiera que cambiar objetivos –señalaron- que esto se haga después de una rendición de cuentas a la ciudadanía exponiendo las dificultades, o eventuales imposibilidades de su puesta en práctica.

En lo que hace a las líneas maestras con vistas a las elecciones municipales de 2019, se ratificó el procedimiento de primarias abiertas, con el sistema Dowdall, considerado el más proporcional en la representación de minorías.

Aspectos positivos

También hubo tiempo para destacar algunos aspectos positivos. En ese sentido, se destacó que el Ayuntamiento ha demostrado que se puede gobernar con buenas prácticas (“gestionar sin robar”), y que ha conseguido un superávit financiero con un simultáneo aumento en el gasto social. También se destacó la apertura de nuevos canales de participación ciudadana, a través de los foros locales y los presupuestos participativos, así como otros procesos, con la objeción de que sus formatos han adolecido de un diseño tecnocrático devenido desde las instancias institucionales, sin participación de los colectivos de la sociedad civil. A veces —se dijo— operaron como placebo complaciente para sustraer a la ciudadanía de los grandes temas.

En 2015, solo en el último momento Podemos decidió participar en las elecciones municipales madrileñas. Temía la “contaminación” de su marca, empeñada en el Asalto a los Cielos en las elecciones presidenciales. Se sumó a la disputa municipal por presión de sus bases y del activismo y partidos agrupados en torno a Ganemos, así como por la recogida de 30.000 firmas que propugnaron ese pacto por la diversidad y por la candidatura amplia e inclusiva que constituyó Ahora Madrid.

Hoy, con las elecciones en 2019 como horizonte, la situación es muy diferente. Carmena y su equipo de confianza se han hecho con el control de las líneas maestras de la política municipal y por ende, al menos por ahora, de una eventual candidatura. La situación de Podemos es delicada; guarda una indudable dependencia respecto de ese grupo áulico (“el carmenismo”) que, para completar su control, se ha hecho con el último bastión que le restaba: la concejalía de Hacienda, antes en manos del destituido Sánchez Mato. Podemos y Carmena protagonizan una relación que no parece atravesada por la confianza recíproca ni por estrategias interdependientes. Cada vez que tiene ocasión, la alcaldesa destaca su independencia de cualquier formación política. Podemos, a su vez, intenta facturar la gestión municipal de Carmena como mérito propio.

Por otra parte, las incógnitas respecto de Ahora Madrid y “el carmenismo” son muchas: ¿qué sucederá si Carmena no acepta unas primarias proporcionales con sistema Dowdall? ¿Será posible hacer un programa para 2019 que —a un mismo tiempo— apoye y rechace la Operación Chamartín? ¿Después de los recortes impuestos por Montoro, es posible pensar en un presupuesto pactado por todas las partes de la candidatura? No parece fácil. Las señales que llegan hasta ahora más bien van dirigidas a una candidatura controlada por Carmena, una revalidación de la operación Chamartín, la aceptación lisa y llana de los recortes impuestos por Montoro y —en definitiva— pasar por alto las conclusiones derivadas del encuentro de este sábado.

¿Qué alternativas tienen los activistas —y su entorno— que participaron en el encuentro? Se nos ocurre que, al menos, dos. Una, la consecución de un pacto por arriba que permita la entrada en la eventual candidatura de algunos activos políticos, evidentemente aquellos que demuestren menor capacidad de crítica y de contestación a la línea oficial. Otra, seguir construyendo un espacio que articule sus propuestas con autonomía y recuperando el programa de 2015 como un compromiso efectivo con la ciudadanía. El próximo encuentro que —a diferencia de este— sería un plenario resolutivo y vinculante, se prevé para después del verano. El horizonte está abierto.

Relacionadas

Elecciones del 26 de mayo
Seis claves para el súper domingo electoral
Tras las elecciones generales de hace un mes, la cita electoral de este 26 de mayo, con elecciones locales, en 12 comunidades autónomas y para el Parlamento Europeo puede modificar el tablero político definitivamente.
Extremadura
26-M: elecciones extremeñas en la edad de la ira
2

La tarea de construir un bloque histórico antagonista extremeño, capaz de operar con eficacia inequívocamente fuera y contra el régimen del 83 y contra el sistema económico neoliberal al que este sirve de superestructura política, seguirá casi enteramente por hacer.

4 Comentarios
#8297 13:23 12/2/2018

Desde luego, tampoco la camarilla de Manuela y Podemos tienen capacidad de sacar adelante una candidatura ni menos una campaña. Claro que el PSOE ha dado señales de que Carmena sería su candidata (véanse los paralelismos elogiados esta semana pasada con motivo de los aniversarios de Tierno y Carmena).

La carta de los intereses urbanísticos y de la turistización que representa el sobrinísimo con Higueras y los perpetuos del sillón como Sabanés y García Castaño es el chantaje a las bases y a los compañeros y compañeras sometidos a bullying: O nosotros o el PP.
Pues sin las bases, no hay opción a gobernar.
Hacer la política del PP, "sin robar" tampoco es opción real: es dejar Madrid al saqueo.
No votaremos eso.

Responder
14
0
Vicen 9:49 13/2/2018

Para un año que les queda en los ayuntamientos donde estan, pues segun las encuestas del desplome de Podemos es brutal, la guerra que estan dando, en vez de estar todos unidos y dar una imagen seria, estan dando una de las peores imagenes que puede dar un partido politico, division interna total y zancadillas desde dentro, con unos amigos asi, para que quiere uno enemigos ?

Responder
1
15
#8400 16:55 13/2/2018

Unidos entorno a... Nada. Demos nuestro apoyo de hinchas futboleros.

Responder
10
1
#8291 11:42 12/2/2018

Tenían permiso de Montoro para reunirse? Que dijo tito Floren?

Responder
16
1

Destacadas

Elecciones del 26 de mayo
Primeras estimaciones de voto en las europeas

Primeras estimaciones de votos para varios países europeos. A lo largo de la tarde se irán publicando datos para el resto de los países de la Unión, en unas elecciones marcadas por el fin de la hegemonía de los dos principales partidos europeos y la amenaza del ascenso de la ultraderecha.

Elecciones del 26 de mayo
La participación a las 18 horas en las europeas aumenta en 15 puntos respecto a 2014

El segundo avance de participación confirma el fuerte aumento en las europeas y el estancamiento en las locales. En Catalunya, la participación en las municipales ha aumentado en más de seis puntos.

Elecciones del 26 de mayo
Denuncian al alcalde de Cáseda por robo de votos

El partido Izquierdas de Cáseda-Kasedako Langileak ha denunciado que el alcalde de esta pequeña localidad navarra ha robado el voto de una vecina del pueblo a la que da empleo municipal. El alcalde, Jesús Antonio Esparza, pertenece a la Agrupación San Zoilo de Cáseda y lleva gobernando el pueblo veinte años.

Elecciones del 26 de mayo
Seis claves para el súper domingo electoral
Tras las elecciones generales de hace un mes, la cita electoral de este 26 de mayo, con elecciones locales, en 12 comunidades autónomas y para el Parlamento Europeo puede modificar el tablero político definitivamente.