Música
Black metal: el crimen, el círculo infernal y otros sinónimos de la mercadotecnia

La historia del black metal es una historia fascinante que materializa todo lo soñado como peligroso por el rock‘n’roll: es la historia que le gustaría haberse inventado a William Randolf Hearst para las páginas culturales de sus periódicos.

Mayhem fue fundada en 1984 por el guitarrista Øystein Aarseth (conocido inicialmente como Destructor, después Euronymous
Øystein Aarseth, Euronymous, fundador de la banda Mayhem en 1984.

publicado
2019-04-21 06:00

El black metal es el género musical que en un menor lapso de tiempo ha generado mayor cantidad de documentales, libros, cómics, compilaciones de fanzines que cubrían el género en formato libro o artículos académicos. Incluso un chef vegano black metal o Jon Sistiaga, quien le dedicó uno de sus espacios televisivos de “investigación”.

Lógico, es una historia fascinante que materializa todo lo soñado como peligroso por el rock‘n’roll: es la historia que le gustaría haberse inventado a William Randolf Hearst para las páginas culturales de sus periódicos. Si se ponen ustedes en plan comisario de exposición: ejecución de vida y obra en un corpus inseparable de viscosos fluidos corporales y cenizas de iglesias.

He intentado cuantificarlos, para hacer un gráfico —que mañana mismo estaría desactualizado—, y salen más de 60 libros publicados y más de 20 documentales donde el tratamiento del género es objeto central: disertaciones desde lo regional; volúmenes dedicados a Noruega o Islandia; productos audiovisuales que retratan escenas como la belga (la producción para televisión de 1998 titulada simplemente Black metal que retrata a fans adolescentes que acuden a un concierto), los pioneros de la francesa y tangencialmente sus legiones negras (remedo del InnerCircle noruego más dado al decadentismo que al delito) en Bleu, Blanc, Satan o la nazi y alcoholizada escena finlandesa en Loputon Gehennan Liekki; hasta llegar al estudio cultural que une al género con conceptos como la tradición europea o la ecología.

Un día en el Valhalla, idiota para toda la vida

Mayoritariamente amarillistas, exagerados o que endilgan un “discurso artístico” ad hoca posteriori, es el tono general de casi cualquier relato sobre el género. De hecho, muchos caen en una falsificación fabricada, consciente o inconsciente, desde la perspectiva con la que se revisita el fenómeno.

Es cierto que fue la última vanguardia del rock‘n’roll. Lo consiguió por la vía del exceso, en todos los sentidos posibles. Un sonido síntesis de confinar en un estudio a Alice Cooper, Motorhead y Carl Off rodeados de alambre de espino, cuyo resultado será pasado por un altavoz roto que emite señales de otra dimensión que va a engullir la realidad. Exagerada apreciación, pero en esta historia lo desmesurado viene de serie.

Fue un articulo en Kerrang!, publicado en 1993, el detonante de que todo aquello saliera del underground. Todavía seguía vivo Euronymous, líder de Mayhem y malogrado instigador de todo aquello. Tras su asesinato, y las condenas a varios miembros del Inner Circle por quema de iglesias y asesinato, y tras copar las portadas de la prensa noruega, la televisión nacional produjo el documental Satan Rides The Media, centrado en el iter criminis. Más pulcro y tedioso es Norsk Black Metal, otra producción de la televisión noruega centrada en lo musical.

La publicación del libro Lords Of Chaos en 1998 expandió el conocimiento de todo ello fuera de los círculos metaleros, fue un best seller para la editorial Feral House. Fue reeditado en 2003 con un apéndice sobre Absurd, grupo alemán cuyos dos miembros cumplieron condena por asesinato e iniciaron la rama nacional socialista del black metal. La elección de este añadido no es inocente: solo confirmó que Michael Moynihan, autor del libro y miembro del grupo neo folk Blood Axxis, es un neonazi. Absurd no aportaron absolutamente nada al género.

Y es que Lords Of Chaos, el libro, no la película reciente, ha monopolizado el relato posterior erigiendo al neonazi Vikernes-Burzum como epítome de la autenticidad. Como todos ellos, esconde su condición ideológica entre runas y odinismo. Discurso aún más ridículo, si cabe.

Esa relación con el neonazismo ha sido recogida, y glorificada al más puro estilo Jordan Peterson, en el libro Wolves Among Sheeps: History and Ideology Of National Socialist Black Metal. Como todo movimiento reaccionario, intenta establecer una conexión entre el black metal y un regreso a un orden natural con voz pomposa, sin mucho esfuerzo intelectual y a lomos del darwinismo social. Sin caer en la cuenta de que ninguna civilización donde ha imperado la ley del más fuerte, de las que sin despeinarse exponen como ejemplo: espartanos, aztecas, celtas o asirios, desparecieron a causa de su irracional competencia.

Black Metal Hipsterum

Until The Light Take Us es un documental de 2009 que se articula entre las figuras de Fenriz de Darkthrone, Varg Vikernes y su antigua amistad. Dirigida a un público no “practicante”, recoge una visión que pretende dotar a todo ello de una homilía artística sonrojante, subrayada mediante su montaje. La presencia de Fenriz es lo mejor del documental.

No podía faltar a la cita el emporio Vice. True Norwegian Black Metal, centrado principalmente en la figura de Ghaal, excantante de Gorgoroth, último en continuar la senda delictiva, se esfuerza en dotar a su protagonista de un esencialismo pagano y misántropo. Sin embargo, inintencionadamente refleja el vacío del cacumen de Ghaal, que retumba en esos circunspectos silencios de su pausada forma de hablar. One Man Army, centrado en Xasthur, Leviathan y otros proyectos unipersonales, y un libro de fotografías de Peter Beste son las otras aportaciones de la productora, aún más anodinos si cabe.

Para completar todo esto falta la aportación pretendidamente académica. Libros como Helvete A Journal Of BlackMetal Theory, Floating Tomb: Black Metal Theory, Melancholy: Black Metal Theory and Ecology, Glossator: PracticeAnd Theory Of The Commentary o True. The Norwegian Black Metal Scene: A subcultural Study Of Transgression.

Algunos producidos por el colectivo Hideous Gnosis, como Helvete A Journal Of Black Metal Theory y sus siguientes volúmenes. Colección de ensayos de método analítico fragmentario embreado de un transcendentalismo, que sinceramente, son una perdida de tiempo absoluta.

Más recomendable es la serie The Evolution Of The Cult, compuesta por entrevistas en profundidad a los protagonistas de las diversas oleadas del black metal. Su autor, Dayal Patterson, es buen entrevistador y profundo conocedor, amén de saber conjugar los nombres clásicos con otros ocultos. Es el complemento perfecto a Metallion. The Slayer Mag Diaries, donde están todos los números del mítico fanzine, imperativo contacto directo con el hummus de todo aquello: descerebre adolescente, ganas de epatar y barroca maquetación.

Las referencias hechas en España, Satan 666 y las huestes del black metal y Historia & Concepto del black metal, son un horror vacui y un inefable intento de darle sustrato intelectual. Les recomiendo que solo abran los índices de ambos: Rosacruces, Cataros, Anunakis... Más bien parece una convención de hombres divorciados aficionados a la ufología y al esoterismo.

Casualmente, es el comic Black metal comix del murciano Magius la aportación más relevante, desmitificadora obra hecha por un fan que sabe de qué va el asunto, sin asistir a un simposio.

Cómo destroné a Malcolm Mclaren y no viví para contarlo

Es la mirada de Euronymous, que era miembro de las juventudes comunistas noruegas (resalto el hecho para contrarrestar tanta apropiación del género por parte de la extrema derecha), la que vertebra la reciente película Lords Of Chaos. Dirigida por Jonas Akerlund, director de vídeos para Madonna, Beyoncé o Lady Gaga, entre otros, cuyo pedigrí metalero lo atestigua el que fuera batería de Bathory y que no haya abandonado la tribu.

De estilo y tono cinematográfico alejados de lo épico, consciente del material que tiene entre manos, sin embargo, tiene mucho de carta de amor al género. Retrata a los protagonistas de la historia como unos minusválidos mentales, un hecho que llega a su culmen, en tono cruel y humorístico, cuando retratata el encuentro de Varg Vikernes con un periodista para relatar sus delitos.

El líder de Mayhem solo pretendía la fama para su banda, sin departamento de publicidad. Para ello optó por el escándalo y la rumorología, un básico cash from chaos. Construyéndose su propio entorno, algo que es como construirte tu campo de concentración. Sobrepasado por todo aquello y sus adeptos, quienes balbucearon a Mahler creyéndose eso de “la tradición es la transmisión del fuego, no la adoración de las cenizas”. Tomándose en serio a Venom, algo que nunca hicieron, ni tan siquiera ellos mismos.

Relacionadas

Música
Califato¾: la cinta que une pasado y futuro

Música andaluza sin complejos, dándole la vuelta a los estereotipos en un viaje analógico-digital en el que les acompañamos durante un ratillo.

Música
“Baiuca ten un punto comunitario”
Baiuca é unha das sensacións musicais do momento. O proxecto de folktrónica está a exportar internacionalmente a renovación de composicións populares.
Música
La copla cautiva

La maquinaria propagandística de la dictadura usó la copla, que significativamente rebautizó como “canción española”, para la construcción de una artificiosa identidad nacional. Pero en el género sobrevivió también la perspectiva “femenina”, popular y jalonada de disidencia de género.

20 Comentarios
#33920 16:18 6/5/2019

Buen texto ilustrativo. Buenas verdades contadas acerca del black metal. Ya me lo decîa mo conciencia: tanta facha en escena no es gratis del black metal.

Responder
0
0
#33375 11:30 23/4/2019

Como seguidor del metal extremo desde principios de los 90 solo puedo decir que la descripción del asunto por parte del artículo es bastante acertada. Los muchos comentarios vomitados en contra denotan una gran ignorancia, pues si algo caracterizó al Black Metal noruego (y resalto lo de noruego), para ser conocido hoy día fue su contradictorio (ya que muchas bandas decían lo contrario) gusto por el sensacionalismo y la notoriedad. Y eso es algo que el artículo acertadamente menciona y los comentarios confirman. Todo el mundo que vivió esos años recordará como un montón de idiotas wannabes con algo de pasta se metieron en masa en la escena del 94 al 96 atraidos por la estética y los sucesos más que nada. El circo ya viene montado desde entonces.

Responder
3
0
Hail Black Metal 2:39 23/4/2019

Que montón de mierda está escrito en el artículo, sólo un ridículo y vano intento de desprestigiar al movimiento/género musical del Black Metal.
No aportan nada, y luego dicen que los que carecemos de intelectualidad y raciocinio somos los seguidores del Black Metal.
Amarillismo, es eso es lo que es la basura aquí escrita, dediquense a otra cosa, que él periodismo no les va, si a eso se le puede llamar periodismo.

Responder
0
2
#33371 11:08 23/4/2019

Se nota que no has entendido el artículo. O que de la historia del Black Metal noruego sabes poco. revisa tus fuentes chato.

Responder
1
0
#33332 16:31 22/4/2019

Bien lo dijo venom a estos infantes se les perdio el norte del metal

Responder
2
0
Lucas 8:23 22/4/2019

Pues a mí, que me gusta el Black Metal (aunque no me enorgullezco), me ha resultado muy interesante. La redacción me parece correcta y creo que arroja algo de luz a tanto rumor y mito. Me ha gustado esa perspectiva de Euronymous. Quizá vea la película.

Responder
3
2
Santiago 6:21 22/4/2019

Una idiotez estadística que nada aporta

Responder
1
2
#33303 4:45 22/4/2019

Dedíquense a otra cosa.
Falácias de principio a fin.
Huelen a sionismo.

Responder
2
4
#33373 11:11 23/4/2019

Tú a monguerismo.

Responder
2
0
#33301 4:42 22/4/2019

Este "artí culo" ;. Lo ideáron con la cabeza metída en el wáter según parece. Céro conocimiento del téma. Además abogando por una película planfetaria (l of caos), fabricada por putos vendidos al sionismo.
Por lácras como uds. Séudo periodistas, es que las masas no tienen dirección ni camino que seguir.
Dedíquen las pocas neuronas que quizásvtengan a otra cósa.

Responder
2
3
#33300 2:33 22/4/2019

Una mentira esa pelicula

Responder
1
1
#33299 25:19 21/4/2019

El BM tendrá la trascendencia que sus fans le den, no hace falta que intentes aleccionar a la gente. Nadie te lo solicitó. Típico artículo de zurdito fracasado.

Responder
3
6
#33376 11:31 23/4/2019

Por el ala derecha sale el pajarraco.

Responder
1
0
#33298 25:16 21/4/2019

Los que generan noticias con este género musical son periodistas si se pueden llamar perioddtas, este género por favor esta música es lo mejor sin personas como ustedes que especulan y difaman sobre algo que en sus mentes niegan y llevan poco para jusgarlo...

Responder
1
2
Willian 24:50 21/4/2019

Ah vaina jopo

Responder
0
0
Metalislove 24:09 21/4/2019

Y yo pensando que hablaríais de música. Pero nada, como casi cualquiera ajeno al género, os quedáis en el maquillaje y las iglesias quemadas. Incapaces de comprender o analizar uno de los géneros underground más ricos y activos hoy día. El Black Metal hoy día apenas tiene que ver ya con el movimiento de los 90, sino que ha evolucionado y adoptado tal diversidad que infinidaf sellos, bandas y productores cada vez miran más de cerca. Con un poco más de esfuerzo no hubiese hecho falta ni nombrar a Mayhem. Y Venom tiene de Black Metal lo que yo de tuno.

Responder
8
3
#33372 11:10 23/4/2019

En ningún sitio del artículo se califica a Venom de Black Metal. Ahora su influencia en el género es incuestionable y fundamental.

Responder
1
1
#33290 22:42 21/4/2019

Desde que salio la pelicula Lord Of Chaos,ahora todos hablan de las atrocidades y actos del black metal en noruega,ahora todos son satanicos...Articulos como este son un asco,nadie hablaba de cosas asi,pero ya que se dieron a conocer por una pelicula,ahora todos quieren sacar provecho

Responder
1
2
Catalina 21:26 21/4/2019

Artículo pésimamente redactado.

Responder
12
3
#33280 19:01 21/4/2019

Que articulo tan estúpido.

Responder
12
3

Destacadas

Movimiento antiglobalización
El pacifismo vence al miedo en la contracumbre del G7

Más de 15.000 personas han acudido a la contracumbre del G7 para protestar ante la visita de altos mandatarios internacionales como Donald Trump o Angela Merkel.

Portugal
Costa se arriesga a nuevas huelgas a poco más de un mes de las elecciones generales de Portugal

El Sindicato Nacional de Motoristas de Matérias Peligrosas, que puso en jaque al país durante la huelga que convocó a mediados de agosto no cuenta con el apoyo de los partidos de izquierda ni los sindicatos. Sus transportistas, no obstante, amenazan con parar el país y tienen mecanismos para hacer escuchar sus reivindicaciones.

Derecho a la ciudad
Seguridad y urbanismo, el relato perdido de las izquierdas

Un reciente estudio ha puesto de manifiesto las diferencias de criterio a la hora de medir los efectos de la gentrificación. En esta divergencia subyace un debate ideológico. La existencia de alternativas o límites a la gentrificación no se ha traducido en políticas concretas en ciudades como Madrid. La derecha y las promotoras siguen teniendo la sartén por el mango.

Ciencia
De aquellos datos, estas conclusiones

Entre científicos, la controversia sobre qué estadística es la “correcta” sigue a día de hoy. Cuál se usa en distintos campos tiene mucho que ver con la costumbre.

Junta de Extremadura
Fruta podrida
Atanasio Naranjo es el presidente de Afruex (la patronal de la fruta). La cabeza visible de un emporio económico, Tany Nature, levantado sobre la explotación de los trabajadores, la ruina de miles de pequeños campesinos y el trato de favor constante de la Junta.

Últimas

Ecofeminismo
¿Por qué molesta Greta Thunberg?
Asististimos una virulenta reacción contra Greta Thunberg que ignora deliberadamente el espacio Fridays for Future, niega el cambio climático y tiene su buena dosis de machismo