Violencia machista
La sentencia de La Manada pide a las víctimas una resistencia heroica para demostrar violencia


Tres expertas analizan la sentencia que condena por abuso sexual a los cinco sevillanos, pero los exculpa del delito de violación, delito contra la intimidad y robo

Lectura Sentencia Detalle Mujer Pancarta
Concentración de mujeres frente al Palacio de Justicia minutos antes de conocerse el fallo. Ekinklik

Nueve años de prisión por un delito continuado de abuso sexual es la condena que ha fallado la Audiencia Provincial de Navarra para cada uno de los acusados de La Manada, los cinco sevillanos acusados de la violación grupal a una joven de 18 años en la madrugada del 7 de julio de 2016, que demás absuelve a José Ángel Prenda, Ángel Poza, Jesús Escudero, Antonio Guerrero y Alfonso Jesús Cabezuelo de los delitos contra la intimidad y robo

La sentencia da por probado el delito de “abuso sexual”, pero los absuelve de “agresión sexual”, como sostenían las acusaciones. La determinación de si hubo no violencia e intimidación, como requiere el delito de violación, y el consiguiente debate sobre qué es consentir han sido las claves en decisión que hoy se ha hecho pública en el Palacio de Justicia de Pamplona.

Para Mercedes Hernández, experta en violencia sexual y presidenta de Mujeres de Guatemala, los hechos probados sí son constitutivos de agresión sexual. Existe, dice Hernández, jurisprudencia suficiente para superar la idea de que las víctimas han de “resistirse heroicamente”, como ha argumentado el Tribunal Supremo al afirmar que “no cabe exigir a la víctima comportamientos heroicos” para defenderse del ataque. 

Mercedes Hernández: “Si los jueces son incapaces de valorar la superioridad numérica como elemento de intimidación, mayor dificultad les plantea que las relaciones de género constituyen una jerarquía”

“Si los jueces son incapaces de valorar esta superioridad numérica como elemento exponencial de intimidación, mayor dificultad les plantea que las relaciones de género constituyen una jerarquía, basada en la violencia, que subordina a las mujeres y que puede conducir al sometimiento ante un ataque sexual”, dice la experta.

Hernández destaca cómo en los delitos contra la libertad sexual las víctimas son cuestionadas por su “participación” en el delito. Sin embargo, asegura, aquí también la jurisprudencia del Supremo zanja el asunto advirtiendo que lo que verdaderamente define de la infracción es la actitud “indiscutiblemente criminal del violador”. “Y en este caso, la prueba que el Tribunal practicó permite deducir claramente que los cinco integrantes sabían que perpetraban y participaban de una violación: un reproche que debería ser aún mayor en el caso del militar y del guardia civil”.

Justicia que revictimiza

Para Estefanny Molina, abogada de la organización Women’s Link, la condena por abuso y no por agresión es un reflejo de cómo el sistema de administración de justicia ignora el contexto en que se producen estas sentencias. “Es muy preocupante, porque puede sentar un precedente negativo, que con las pruebas aportadas, que incluían un vídeo, no se haya considerado que existió violencia e intimidación”.

Como se puede establecer por las argumentaciones del texto de la sentencia, tratar de poner en duda que se produjo esta violencia fue una de las estrategias clave de la defensa de los acusados, que insistieron en preguntar a la víctima cómo se habría producido la entrada al portal de la calle Paulino Caballero en el que ocurrieron los hechos.

Estefanny Molina: “El fallo no responde a las obligaciones que tiene el estado de cumplir con proteger a las mujeres para garantizar su derecho de vivir libres de violencias”

Para Molina, la sentencia “perpetúa los estereotipos que revictimizan y se lanza un mensaje a otras víctimas o sobrevivientes de violencia sexual de que está naturalizada y por más que se acuda a la justicia siempre va a haber un bloqueo o una falta de acceso a la justicia en condiciones de igualdad”. “La lectura del fallo es negativa y no responde a las obligaciones que tiene el estado de cumplir con proteger a las mujeres para garantizar su derecho de vivir libres de violencias”, dice Molina. 

Alba Pérez, abogada y una de las portavoces de la Plataforma 7N contra las Violencias Machistas, llama la atención sobre el voto particular que recoge el fallo, en el que uno de los magistrados solicita la absolución de los acusados. Ricardo Javier González considera que los acusados deben ser absueltos y solo apoya una condena por hurto por el robo del móvil a la víctima tras su huida. El magistrado que llegó a decir a la víctima durante el juicio que “usted dolor no sintió” sostiene que la expresión de la mujer es “cómoda y distendida” y que no percibe “oposición, rechazo, disgusto, asco, repugnancia, negativa, incomodidad, sufrimiento, dolor, miedo, descontento o cualquier otro sentimiento similar”. 

“Estamos alarmadas, nos parecía mala señal que tardaran tanto en sacar la sentencia y resulta que no consideran que fue abuso sino que un magistrado ha pedido que la absolución”, dice Pérez, que también cree que había elementos para dar por probada la intimidación por la actuación conjunta de más de dos personas, por la grabación que se aportó como prueba, por la superioridad física y numérica.

Alba Pérez: “Pedimos un plan precisamente sobre violencia sexual y vamos más allá del no es no: si no es sí, es no”

Según la abogada, la sentencia refleja que persisten los prejuicios sexistas en las instancias judiciales, cuando “se juzga a la víctima, lo que hizo antes, durante y después, o si se resistió o si fué simpática”.

La Plataforma 7N reconoce el papel del Ministerio Fiscal, que sí entendió que lo que se estaba dando era una agresión sexual y recuerda que sigue reclamando un Plan de Acción contra la Violencia Sexual que haga comprender a la sociedad española solo un sí es sí, que la ausencia de no, no es suficiente y que permita a las mujeres ir sin miedo por las calles.

Más allá del no es no

Las tres expertas consultadas consideran que hay motivos más que suficientes para volver a denunciar en la calle el funcionamiento de la justicia. De hecho, colectivos de todo el Estado han convocado concentraciones esta tarde.

Porque esta sentencia prueba que "la cultura de la violación es sustentada de facto por la sociedad patriarcal y de iure por los tribunales", dice Mercedes Hernández. Alba Pérez cree que hay que ir más allá del no es no: “Tenemos una falta de concienciación en violencias sexual, nosotras pedimos un plan precisamente sobre violencia sexual y vamos más allá del no es no: si no es sí, es no”.

Por su parte, desde Women's Link recuerdan que recuerda que Comité de la Cedaw ya ha advertido a España de que los jueces y juezas de los tribunales de justicia deben tener una formación continuada sobre cómo aplicar perspectiva de género en casos de violencias machistas.

Relacionadas

Violencia machista
Las víctimas de violencia machista en Elche se quedan sin atención psicológica

La atención a víctimas de violencia machista se ha declarado un servicio esencial durante el estado de alarma. Sin embargo, la atención pública psicológica a las mujeres que la tenían asignada en Elche cerró sin previo aviso y sigue sin fecha de reanudación.

Violencia machista
La Manada, condenada de nuevo por un delito contra la libertad sexual
Cuatro de los cinco miembros de La Manada han sido condenados por abuso sexual por unos hecho ocurridos en mayo de 2016, dos meses antes de la violación a una chica en los sanfermines por la que ya cumplen condena.
Medio rural
O alcoholismo nas mulleres maiores nas zonas rurais

Oculto tras a precariedade económica e a crise demográfica do medio rural galego, o consumo abusivo de alcohol silenciosamente acrecenta a vulnerabilidade das mulleres da terceira idade.


10 Comentarios
Antonio Tostón 14:21 28/4/2018

No hay entre todas las especies de animales, una sóla que llegue a esta brutalidad. Y que pidan, todos ellos la absolución. Ya saben sus padres, madres, hermanas ,hermanos, y todas sus familias, de lo que son capaces. Y una gran mayoria de ciudadanos y ciudadanas. El desprecio de una sociedad que espera que no contaminen más a este país, que ya es contemplado por el mundo entero. Y ese mundo que sepa, que hay jueces, que todavía, no son capaces de ver (fuera de sus inhumanas leyes) que es una VIOLACIÓN INTEGRAL, sobre el cuerpo de una mujer. Y además juzgarla sin piedad.No sé si siento más dolor por ella o mi desprecio por esos jueces.

Responder
0
0
Sabor 6:26 28/4/2018

Se acuerdan de la ‘sensibilidad social’ con Marta del Castillo, con Diana Quer, con el pequeño Gabriel? No, claro. Porque la izquierda en todos esos casos no dio permiso para que se expresara en la calle la indignación popular, entonces no tocaba, y ahora así.
Ahora hay que legislar hirviendo.e

Responder
3
1
#15131 11:31 28/4/2018

Efectivamente

Responder
0
0
Abogado 6:24 28/4/2018

Se acuerdan de la ‘sensibilidad social’ con Marta del Castillo, con Diana Quer, con el pequeño Gabriel? No, claro. Porque la izquierda en todos esos casos no dio permiso para que se expresara en la calle la indignación popular, entonces no tocaba, y ahora sí.
Ahora hay que legislar hirviendo.

Responder
1
1
#15071 11:09 27/4/2018

Uno de los violadores es Guardia Civil y otro soldado; si la chavala se hubiera defendido con violencia contra ellos lo mismo la condenan por terrorismo.

Responder
3
1
#15032 20:21 26/4/2018

Pero que prueba hay que indique que fue violación, imaginaros por un solo momento que son inocentes y su versión es verdad y ella miente como lo podrían demostrar?

Responder
0
1
Anónimo 10:56 27/4/2018

No hace falta tener dos ingenierías para saber q son culpables. Los muy imbéciles tienen otro juicio en Málaga por hacer lo mismo a una chica inconsciente, tmb grabado, filtrado y sorprendentemente no muy visto por mucha gente. Pero en fín, de un país gobernado por delincuentes y con leyes creadas a su medida no se puede esperar mucho más...

Responder
0
1
Anónimo 10:44 28/4/2018

https://es.wikipedia.org/wiki/Sesgo_de_confirmación

Responder
0
0
#15126 10:41 28/4/2018

No hay que tener dos carreras de ingeniería, hay que tener una: https://es.wikipedia.org/wiki/Sesgo_de_confirmación

Responder
0
0
#15053 2:24 27/4/2018

No podrían, en este caso es claro que son culpabes. Pero la tendencia, o lo que buscan, es que no haya juicio y que una denuncia sea igual a una condena.

Responder
0
1

Destacadas

Crisis climática
Una hoja de ruta verde y justa para salir de la crisis

Las plataformas 2020 Rebelión por el Clima y Alianza por el Clima convocan movilizaciones para este viernes 5 de junio, Día Mundial del Medio Ambiente, con el fin reivindicar una salida del parón económico actual que ponga la justicia social y climática en el centro.

Estados Unidos
Pablo Bustinduy: “Una segunda presidencia de Trump pertenece al orden de la amenaza civilizacional”

El exdiputado Pablo Bustinduy reside actualmente en Estados Unidos, donde ejerce como profesor. Bustinduy, que participó en la campaña de apoyo a Bernie Sanders en las primarias demócratas, analiza las consecuencias del estallido social derivado del asesinato de George Floyd y la gestión de la crisis del coronavirus.

Cine
La ficción audiovisual en la era del covid-19

La hecatombe provocada por el coronavirus ha removido las placas tectónicas del tejido cultural global. El cine no ha esquivado la tremenda sacudida. Ahora los principales interrogantes se ciernen sobre esta fase de reactivación de los rodajes con la que se pretende aliviar la atrofia muscular del sector. Hablamos con algunos cineastas de relevancia de nuestro territorio para que arrojen algo de luz al respecto de la ficción cinematográfica venidera y el difícil trance hacia el horizonte más inmediato.

Corrupción
Las patrias en guerra de Pablo Iglesias y Pablo Casado

La auténtica gravedad del caso Villarejo y las cloacas del Estado es que este maniobró contra la ciudadanía en su conjunto para adulterar la competición electoral, fundamento primero de la democracia.

Violencia machista
La Manada, condenada de nuevo por un delito contra la libertad sexual
Cuatro de los cinco miembros de La Manada han sido condenados por abuso sexual por unos hecho ocurridos en mayo de 2016, dos meses antes de la violación a una chica en los sanfermines por la que ya cumplen condena.
Casas de apuestas
PP, Cs y Vox rebajan impuestos a las casas de apuestas de Madrid

El acuerdo aprobado por las derechas, con la abstención de Más Madrid y PSOE, elimina también la medida que, con la intención de mantener el empleo, condicionaba la bajada del IBI y el IAE a que no realizaran despidos.

Migración
Atrapadas en Marruecos

El Gobierno español desatiende las urgentes peticiones de retorno de mujeres embarazadas residentes en España y de origen marroquí que quedaron atrapadas tras el cierre de fronteras entre ambos países. Yousra y Jalila son dos de ellas.

Google
La Generalitat de Catalunya asume poner freno a Google en escuelas e institutos

La asociación Xnet logra un acuerdo para que el Departamento de Educación salvaguarde la privacidad de los menores a través de software auditable y servidores propios que garanticen la intimidad de sus datos.

Medio ambiente
Andalucía, Madrid y Murcia reciben el premio Atila por su contribución a destruir el medio ambiente

Los premios que concede todos los años Ecologistas en Acción destacan la derogación de leyes de protección ambiental con la excusa del covid-19 y señalan la responsabilidad del Gobierno vasco en la catástrofe del vertedero de Zaldibar.

Últimas

Violencia machista
Las víctimas de violencia machista en Elche se quedan sin atención psicológica

La atención a víctimas de violencia machista se ha declarado un servicio esencial durante el estado de alarma. Sin embargo, la atención pública psicológica a las mujeres que la tenían asignada en Elche cerró sin previo aviso y sigue sin fecha de reanudación.

Racismo
Cuando la memoria se hace rabia

La rabia expresada en las calles no surge del aire. La memoria que pretendió ser borrada ha sido recuperada desde lo político. Sin esa historia, sin todo ese recorrido, no se entiende lo que está pasando estos días en Estados Unidos.

Coronavirus
Enfermeras de Urgencias denuncian que les han negado mascarillas FFP2
Enfermeras y auxiliares del madrileño Hospital del Henares denuncian que el pasado domingo la supervisora de guardia les negó material de protección.
Sanidad pública
Crece el descontento entre el personal sanitario en Catalunya por la falta de recursos y los recortes
Trabajadores sanitarios vuelven a manifestarse en las puertas de hospitales de toda Catalunya para revertir los recortes realizados durante la anterior crisis y defender la financiación de la sanidad pública.