Violencia machista
Correr y andar

¿Cuántos hombres —cuando salís a andar o a correr— tenéis presente que esa experiencia no está siendo la misma para la mitad de la humanidad?

Laura Luelmo
Laura Luelmo fue asesinada en un parque de Huelva. Su cuerpo sin vida y con signos de violencia fue encontrado el 17 de diciembre de 2018.

publicado
2018-12-18 11:38:00

Si buscamos en la web la definición de “correr” nos dirá que significa “desplazarse [una persona o un animal] rápidamente con pasos largos y de manera que levanta un pie del suelo antes de haber apoyado el otro”. Para “andar” la definición es la siguiente: “Trasladarse o moverse [una persona o un animal] de un lugar a otro dando pasos, sin llegar a correr”.

Lo cierto es que —a pesar de que nunca nos dijeron que era así— las definiciones genéricas no sirven para describir las diferentes experiencias vitales que existen en torno a estas dos acciones. Si, por ejemplo, la descripción de “correr” tuviera que definir la experiencia de una mujer en un Estado como el español, seguramente tendría que incluir —más a partir de esta semana— la palabra miedo.

La definición podría ser la siguiente: “Desplazarse [una mujer] rápidamente con pasos largos y de manera que levanta un pie del suelo antes de haber apoyado el otro, teniendo presente una sensación de miedo o de vigilancia extrema ante la sensación de que su vida corre peligro”.

Las feministas llevamos siglos intentando explicar que habitamos un mundo en el que nuestros significados no existen

Si cambiamos el escenario y situamos la cuestión en territorios donde las mujeres no pueden ni manifestarse en la calle porque las asesinan por ello, la descripción tomaría otro significado diferente.

Las feministas llevamos siglos intentando explicar que habitamos un mundo en el que nuestros significados no existen. Siglos intentando decir que cuestiones tan cotidianas como andar o correr no son iguales para nosotras. En definitiva, llevamos siglos diciendo que —o el mundo conoce nuestra perspectiva, nuestro sentir y nuestra realidad— o se nos está condenando a una apariencia de igualdad que nos invisibiliza, nos asesina y nos convierte en feminazis por exigir que los guiones sobre los que se sostienen nuestras vidas incluyan todas las miradas posibles. La igualdad real pasa necesariamente por este reconocimiento.

Urbanismo género
Imagen recogida en un informe sobre calidad urbana del Col·lectiu Punt6 para visualizar la manera desigual de desplazarnos. Publicada en Pikara Magazine.

Hace poco leí un artículo en Pikara Magazinede Samuel Romero. En éste se realizaba un análisis urbanístico sobre el barrio granaíno de La Chana. El análisis, que se realizó bajo la perspectiva de género, describe cómo es nuestro andar por el barrio según seamos mujeres u hombres.

Entre las luces que arrojaba, afirmaba que las mujeres realizamos más desplazamientos que los hombres debido a la doble jornada laboral (familiar y laboral). Según el artículo, “el modelo de desplazamiento de los hombres es principalmente pendular (casa-trabajo ida y vuelta) y el de las mujeres multi-nodal (desplazamientos intermedios)”. Es decir, las mujeres vamos haciendo más paradas en el camino porque nuestras responsabilidades son mayores. Nuestros andares —esos mismos con prisas de muchas mujeres andaluzas de clase obrera— dicen mucho sobre cómo es nuestra vida. Las prisas y las paradas nos dicen que andar no es igual para todo el mundo.

Los desvíos inconscientes que ejecutamos en nuestro caminar y las partes del pueblo por las que nunca pasamos tienen detrás miles de historias de abusos, violaciones, miedos que heredamos a veces de nuestras propias historias familiares

Sin embargo, a estas descripciones sobre cómo se habitan los pueblos y las ciudades, “le falta” un punto importante. Algo que muchas mujeres hacemos casi a diario sin darnos cuenta a veces. Y es que los desvíos inconscientes que ejecutamos en nuestro caminar y las partes del pueblo por las que nunca pasamos tienen detrás miles de historias de abusos, violaciones, miedos que heredamos a veces de nuestras propias historias familiares. Si ponemos un mayor miramiento en por qué elegimos unas calles en detrimento de otras, encontraremos que a veces no acortamos camino por no encontrarnos con el abusador de la familia, o que hemos preferido tomar aquel otro porque una vez tuvimos una experiencia desagradable en aquella esquina o que hay zonas y barrios que nunca hemos visitando porque las mujeres de nuestro entorno nos contaron historias que se nos quedaron grabadas en la memoria.

El miedo, los abusos, las violaciones, las restricciones corporales que tenemos que adquirir para andar por la calle, los mal llamados “piropos”, las piernas abiertas de un hombre en un autobús ocupando todo el espacio, etc. etc. hacen que todavía muchas sintamos —por mucho empeño y voluntad que le pongamos— que hay actitudes y acciones destinadas a que nos sintamos incómodas y violentadas en los espacios públicos.

No es lo mismo correr que correr, andar que andar, vivir que vivir… y, sin embargo, seguir saliendo y ocupando las calles, seguir gritando y habitar en compañía y con amigas los lugares que nunca nos atrevimos a pisar, sigue siendo más deseable que el miedo en el cuerpo que nos intentan meter cada vez que se produce una violación o un asesinato como el de Laura Luelmo.

¿Cuántos —cuando salís a andar o a correr— tenéis presente que esa experiencia no está siendo la misma para la mitad de la humanidad?

No queremos vivir con miedo pero tampoco vamos a recortar más nuestro espacio vital simplemente porque la mitad de la humanidad haya decidido que sólo hay sitio para una definición y una forma de estar en el mundo que excluye —por definición— a la otra. Como ha expresado en su cuenta de twitter la antropóloga Aída Bueno Sarduy:

“¿Cuántos de vosotros, HOMBRES, mientras os atáis las zapatillas para salir a hacer deporte consideráis la posibilidad de que una mujer se atraviese en vuestro camino y os mate? ¿Cuántos llamáis a un compañero para correr juntos por miedo a ser violados o asesinados por una mujer?”.

Y añado: ¿cuántos —cuando salís a andar o a correr— tenéis presente que esa experiencia no está siendo la misma para la mitad de la humanidad? ¿No va siendo hora ya de que reconozcáis que somos algo más que un tema de conversación que os incordia? ¿No va siendo hora ya de que os deis cuenta de que nuestro sentir y nuestras experiencias existen?

Puede que ése sea el primer paso que necesitamos para un andar más largo que verdaderamente valore nuestra compañía y nuestra presencia.

Relacionadas

Violencia machista
La Manada sí violó en San Fermín

El Tribunal Supremo ha decidido que sí fue violación y ha condenado a quince años a los cinco integrantes de la Manada al aceptar el recurso de casación interpuesto por la acusación.

Violencia machista
La ‘happy hour’ masculina: el ‘not all men’ ante el suicidio de Verónica
91

Verónica, la trabajadora de Iveco que se suicidó porque se viralizó entre los compañeros de su empresa un vídeo íntimo suyo, murió porque se coordinaron tres perfiles de hombres.

Violencia machista
Las víctimas de violencia de género en pareja denuncian pese al miedo y la precariedad

Un estudio de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género refleja que la mitad de las mujeres están en situación de desempleo o realizan trabajo no remunerado cuando dan el paso de verbalizar su situación de violencia. El 50% declara entre los motivos de no haber denunciado antes el miedo al agresor y un 54% aseguró que dio el paso porque “psicológicamente se encontraba tan mal que tenía que salir”.

29 Comentarios
Aludido y hasta los güevos 17:40 21/12/2018

No acepto de ninguna manera, un no rotundo,la responsabilidad de este horrible crimen- violacion.
Tampoco me da la gana de responsabilizarme de este modo de produccion y de las relaciones humanas enfermas resultantes, incluidas las que se den entre sexos.
Y de ninguna manera me pondré al servicio de la psicosis producida por los mass media ni a la charlataneria y la falsa consciencia socialdemocrata de quien me quiere obligar a someterme a su punto de vista, que no solo considero erroneo, sino profundamente contrarrevolucionario y favorable a la separacion entre oprimidos.
Solo una comunidad humana real puede solucionar los problemas derivados de la opresion, y vuestro discurso y exigencias no ayudan nada en que se pueda crear.
Por ultimo tampoco me hago responsable de tus miedos, ojalá no los tuvieras, ni ninguna mujer ni nadie los tuviera, pero en ultima instancia eres tu la que tienes ese miedo y solo depende de ti quitartelo

Responder
3
2
#28182 19:16 19/12/2018

Me gusta el articulo, solo afinaria una cuestion: Es claro que una mujer corre mas riesgo de ser abusada, asesinada etc, por un hombre normalmente. Pero los hombres corremos el riesgo de lo mismo, tambien por otro hombre. O sea no se trata de que sea hombres vs mujeres, sino abusadores, violadores, asesinos vs sus victimas. Polarizarlo hombre vs mujeres seria un error. Pero: stop. esto no quiere decir que el elemento de machismo no juegue un papel, pero no creo que sea el mas importante al momento de abusar, matar a alguien.. lo dudo mucho. Que los asesinos sean hombres y machistas no quiere decir que todos los hombres machistas sean abusadores y asesinos. Y no creo que una hipoptetica sociedad feminista acabara con esas formas de violencia. Saludos

Responder
3
6
#28131 20:47 18/12/2018

Y si un/una asesino/a en vez de encontrarse con una mujer, se encuentra con un hombre, seguro que lo invita amablemente a tomar pastitas con te en vez de asesinarlo o torturarlo o atracarlo o delinquir contra el.

Responder
7
10
Anónimo 16:32 19/12/2018

Claro que la integridad de los hombres corre peligro en ciertas situaciones. La cuestión es que 1) el peligro son, el 99% de las veces, otros hombres y 2) las mujeres corren ese mismo peligro MÁS los peligros asociados al hecho de ser mujer.

Responder
5
2
#28260 15:43 21/12/2018

Es muy importante que los hombres empaticemos con las opresiones cotidianas que sufrís la mujeres y cambiemos nuestras actitudes para que desaparezcan. Aunque esto por desgracia va a llevar muchísimo tiempo, a pesar de que está en marcha y va a buen ritmo.
Pero en este caso tan extremo, yo me pregunto también en cómo el sistema patriarcal construye personas capaces de hacer lo que ha hecho el violador y asesino de Laura porque no me creo que esto sea algo genético o algo así. Es un enfoque que apenas se menciona y que creo que podría dar mucho para reflexionar

Responder
0
0
#28234 22:58 20/12/2018

Respecto a la subdivisión del feminismo, no veo como no podria ser de otra manera. Si definimos el feminismo como una lucha por la igualdad de generos (creo que seria la definición mas universal que conozco) es inevitable que esa igualdad sea interpretada de maneras muy diversas. Hace poco salia un articulo en El país sobre una feminista que imaginaba un futuro de lideresas, otros pensaran en un matriarcado, etc, habra tantos feminismos como contenidos de la idea abstracta de igualdad de genero. No me parece en si mismo un problema; mientras no le pidamos al feminismo que sea una visión global de la sociedad (que por ejemplo elimine el capitalismo). No olvidemos los ejemplos historicos de los movimientos feministas, claramente conservadores en casi todo, como la Woman Christian Temperance Union, etc.

Responder
1
0
#28194 22:40 19/12/2018

Ciertamente, entiendo las luchas feministas como un tren al que se debieran subir todas las personas posibles. Me da pena que el feminismo se entretenga en demasiadas ocasiones en estupideces, en esperar a otros feminismos, árabes, romanís (si es que verdaderamente se pueden llamar así) que van a una velocidad ridícula con respecto a la realidad. Estas mujeres de éstos países y etnias deben hacer aún más trabajo que las "mujeres occidentales", por decirlo rápido, debido al atraso secular de sus culturas. Yo, que soy un hombre rodeado de mujeres en la familia y vida cotidiana, les deseo lo mejor, claro. Pero en los tiempos que corren, y los que están llegando a la vuelta de la esquina, subdividirse en feminismos, entender a todos los hombres como enemigos y, en definitiva, dividirse en innumerables grupos "perfectos" en cuanto a ideología, me parece lamentable.

Responder
3
3
Anónimo 17:41 18/12/2018

Multitud de psicólogos, psiquitaras y criminólogos se han entrevestido con decenas de violadores y asesinos en serie. Todos coinciden en una verdad perturbadora a la par que silenciada: Este tipo de criminal fantasea, dentro de prisión, con "lo que haré cuando salga". Mientras, la política de reinserción universal sigue su curso.
No entiendo como, por ejemplo, Jesús Agustín Hernández Renes salió de prisión tras secuestrar a una niña y violarla, torturarla (les ahorro los detalles), descuartizarla y meterla en una lavadora. No se avisa a nadie de lo que hizo, porque claro "tiene derecho a reinsertarse".
Resultado: trató de repetirlo con otra niña, por suerte frustrado por la madre de la menor. Había conseguido abusar de ella, pero no usar los cuchillos y herramientas que había desplegado en una mesa.

Responder
5
5
#28190 21:38 19/12/2018

Los negativizadores bien podrían argumentar su voto. No se insulta a nadie en este post y se expone una verdad contrastada científicamente.
Para que me entere, ¿de qué va esto ya exactamente?¿Qué proponen?¿Que no existen los asesinos y violadores?
¿Qué todos son crímenes machistas? Recojan el guante, debatan y argumenten respetuosamente, por favor.

Responder
0
1
Hombre 23:04 18/12/2018

¿Y qué hacemos Mar?. Personalmente me niego a sentirme culpable por ser hombre, pero muchas veces me siento manejado por mi autocensura. Cuando camino de noche por una calle y hay una chica caminando delante de mi por el mismo trayecto, cruzo la acera para que no se sienta acosada. Cuando una chica agraciada y con ropa digamos "llamativa" se cruza conmigo, no vuelvo la cabeza. Cuando viajo en metro en hora punta al lado de una chica, intento tener las manos arriba y dejar hueco entre ambos.... Todo esto es una actitud consciente, que nos habéis de alguna manera forzado a llevar a cabo en nuestro día a día. Pero luego veo a mis amigas que cuando se cruzan con chicos se vuelven y les miran el trasero. Que cuando hablan entre ellas de algún compañero de clase, dicen "es un yogurín" y que de alguna manera provocan sensualmente a quién les gusta. Y me pregunto.... como debe ser la educación para que ningún hombre de las nuevas generaciones se piense con derechos sobre las mujeres. Y creo que eliminar esas actitudes que a veces llamáis machistas nada tienen que ver con eso. Sinceramente, no sé si vosotras lo tenéis claro, pero yo estoy hecho un lío. No sé si a los demás chicos les pasa lo mismo. Creo que deberíais publicar un decálogo o algo, pero en ambos sentidos. No entiendo que determinadas actitudes vuestras sea "liberación femenina" y si lo hacemos nosotros "machismo".

Responder
9
7
Mireia 11:52 19/12/2018

El cambio pasa precisamente por hacer cambios conscientes en vuestro comportamiento. Como dice la compañera, puedes buscar información sobre nuevas masculinidades. El trabajo de educaros en perspectiva de género no es responsabilidad de las mujeres...

Responder
4
4
Anónimo 21:44 19/12/2018

Tengo en casa un libro publicado durante la dictadura franquista: "La perfecta ama de casa".
Sonais exactamente igual pero invirtiendo el sexo. Incluso teneis en común conceptos como la "deconstrucción". Dais vergüenza ajena y estais siendo resorte del poder para dividir a la sociedad y facilitar la transición política a su cuerda. Luego vendrán los lloros.

Responder
2
0
Anónimo 16:30 19/12/2018

¿"Autocensura" = respeto que antes no tenías? La pregunta no es retórica.

Responder
2
1
Hombre 17:10 19/12/2018

No sé. Creo que siempre respeté. Pero ¿Tengo derecho a exigir el mismo respeto?

Responder
0
0
Anónimo 19:38 19/12/2018

Claro, siempre que aceptes que partes de una situación de privilegio (en este caso, ser hombre).

Responder
2
6
#28189 21:29 19/12/2018

Y por qué no aceptas tú que mucha gente no va a aceptar obedecerte, ya que su experiencia vita es muy diferente a la que os empeñais en retratar? Por qué os emperrais con fanatismo religioso en que todo el mundo acepte sin rechistar vuestro lavado de cerebro posmoderno?

Responder
2
0
Otro hombre 19:54 19/12/2018

No estoy en esa situación de privilegio cuando mi profesora me dice: "mueve ese culo y sal a la pizarra". ¿o sí?

Responder
0
0
María María 24:55 18/12/2018

Busca información sobre nuevas masculinidades. Ahí encontrarás las respuestas que quieres.

Responder
6
3
Quiero correr sin miedo 12:34 19/12/2018

Gracias Mar. Quiero salir a correr sin miedo, quiero divertirme por la noche sin miedo. Quiero que se me trate como una persona y no como un objeto. De verdad, que no sé que es tan difícil de entender. Yo asumo mi responsabilidad, salgo y ocupo los espacios, intento que el miedo no me paralice. Pero es responsabilidad de todxs hacerme sentir segura, hacerme sentir parte, cuidarme, cuidarnos, empatizar, ser conscientes de los privilegios que tenemos y de las discriminaciones que sufrimos. Soy mujer, blanca, hetero y de clase media. Las tres ultimas cosas no me impiden ponerme en el lugar de personas que sufren discriminación por razón de raza, orientación sexual o clase, de escuchar y entender que hay visiones distintas a la mía que debo considerar para tener una visión del mundo más amplia, mas enriquecedora y para no acabar abusando de mis privilegios, al contrario, lo que quiero es ponerlos al servicio de todxs. Cuando alguien me llama la atención y me dice que he sido machista, racista, clasista, no me pongo a la defensiva, intento escuchar, reflexionar, entender, aprender en definitiva.

Responder
3
1
Anónimx 15:50 18/12/2018

Una vez más habría que decir que no hay un solo feminismo, hay que hablar de feminismos en plural. Este artículo más o menos comedido nada tiene que ver con el rechazable (una vez más) artículo, por el tono y contenido, que ha escrito Barbijaputa que perjudica cualquier causa que la Barbi pirómana intente defender a través de tuiter, radio o prensa. https://www.eldiario.es/barbijaputa/barbijaputa-hasta_que_no_6_847325274.html

Responder
4
7
#28111 16:18 18/12/2018

No sé muy bien de qué hablan algunas feministas cuando abogan por "feminismos diversos". Soy un hombre y, por mi parte, sólo veo una forma de equiparar los géneros, y es la lucha feminista, de la cual digamos que comparto la mayor parte de reivindicaciones. Muchas veces creo que atomizar la lucha feminista en numerosos subgrupos feministas, le hace flaco favor a la mujer en general. Es verdad que hay diferentes colectivos que van a otro ritmo, generalmente más lento, pero dado el horror que tenemos enfrente, ustedes y los hombres, llámese ultraderecha, pues siento mayormente preocupación y lástima por el futuro que nos aguarda. Por otro lado, ésto es otro ejemplo de la eterna división de ideas entre la gente "progresista", de la cuál saca provecho la disciplinada en voto derecha.

Responder
9
2
#28112 16:48 18/12/2018

Después de leer este artículo, ¿en serio esto es lo que habría que decir?, ¿que hay feminismos que a ti te parecen bien y feminismos que no? Sí, es verdad, una vez más, de eso es de lo que va todo esto, de que TÚ no te sientas incómodo/a con las formas

Responder
5
6
Anónimo 17:33 18/12/2018

Es que el artículo que enlaza es una barbaridad, reminiscente a las llamadas contra "los subversivos" de distintas dictaduras que azotaron el último tramo del s.XX.
Marca a un colectivo por razón de sexo y lo responsabiliza de algo tan desgraciado como la noticia que ocupa, y ese lenguaje de "cállate", "arrollar" y "acabar bajo las ruedas"... por favor.
Lo peor es que estos desbarres son regalos para sacar punta por sectores realmente reaccionarios como la Iglesia Católica.
No se que se espera sacar de ello, desde luego nada bueno.

Responder
2
1
#28122 19:21 18/12/2018

BRA-VO.

Responder
0
4
#28116 17:41 18/12/2018

Después de leer mi comentario, ¿es ésto lo que ha sacado en claro? ¿Dónde digo yo que hay feminismos que no me parecen bien? Hablo de que no entiendo los porqués de las subdivisiones feministas. No todo el mundo es una Eminencia como usted.....

Responder
4
3
#28120 19:03 18/12/2018

En un movimiento tan amplio como el feminista es normal que aparezcan subdivisiones o como se les quiera llamar, sencillamente porque engloba a muchas personas con muchas opiniones y muchas maneras de hacer las cosas, pero, se entiende, con un objetivo común. Como feminista, estoy de acuerdo con algunas y con otras no, pero lo importante es que no nos desviemos del objetivo, digo yo. De tu comentario lo que yo entiendo es que los artículos de Barbijaputa perjudican al feminismo. Osease, que ese feminismo no te mola.

Responder
4
2
#28118 18:06 18/12/2018

Nada mujer, a seguir así buscando alianzas para cambiar el mundo......

Responder
6
2
#28123 19:24 18/12/2018

has deducido que es mujer porque... qué?

Responder
0
0
#28127 20:08 18/12/2018

No he deducido nada. Yo siempre hablo así....

Responder
2
1

Destacadas

Infancia
Ana María Bayo: “Servicios Sociales te dice que denuncies; lo que venga detrás ya te lo comes sola”
La tercera de las mujeres a las que se ha intentado relacionar con una presunta “trama” para secuestrar niños a través de la asociación Infancia Libre no ha sido acusada por sustracción de menores. Tampoco se ocultó con su hija ni pasó por la consulta de la pediatra de Granada.
Gordofobia
Magdalena Piñeyro: “Creo en el poder de lo colectivo para sanar la vida gorda”

La activista y escritora acaba de publicar 10 gritos contra la gordofobia. Grita porque, dice, ya está cansada de responder con argumentos a los mismos juicios sobre las personas gordas.

Culturas
Un ‘selfie’ en Chernóbil

El selfie es la representación de una historia, de cada una de nuestras historias. Y, por lo tanto, forma parte —es un hilo— de los telares de la historia. La historia misma es una representación, al igual que el selfie.

Partidos políticos
A la portuguesa o a la turca
3

La táctica del presidente en funciones está definida ya. Su plan puede funcionar a corto plazo, pero eliminar la política de su programa de Gobierno acarrea importantes riesgos.

Libertad de expresión
Gritar “fuera fascistas de nuestros barrios” a miembros de Vox no es delito

Un juzgado de Madrid absuelve a 13 vecinos de Puente de Vallecas acusados de coacciones por echar de su barrio a miembros de Vox al grito de “fascistas”. La sentencia señala que la protesta vecinal fue legítima y una respuesta al ideario del partido de extrema derecha.

Alemania
Alemania: plan financiero de recortes

Berlín ha debatido hoy sobre los presupuestos de 2020 y el plan financiero hasta 2023, que incluye un frenazo en las inversiones que supondrá un hachazo en época de una publicitada bonanza laboral.

Últimas

Sanidad
Cuando una imagen vale más que 100.000 palabras

A la geriatría no la humillan los trabajadores, no señores míos, la humillan los grupos empresariales que sin tener ni idea de servicios sociales juntan en su cartera de negocios gasolineras, cadenas de supermercados, activos inmobiliarios y ahora la nueva moda, centros geriátricos.

Fronteras
“Si no hubiésemos estado ahogándonos en la frontera, hubiesen venido a salvarnos”

El colectivo Caminando Fronteras publica su informe Vida en la Necrofrontera, una denuncia contra las políticas fronterizas que recupera la memoria de más de un millar de personas muertas o desaparecidas en su intento de llegar al Estado español por la Frontera Sur.

Antiespecismo
La historia de River
2
River es un cerdo rescatado por personas voluntarias del Santuario El Hogar. Su cuerpo está marcado por una vida de explotación. Esta es su historia.
Extrema derecha
Abascal, aliado del Likud israelí y a su vez del presidenciable pinochetista, hijo de un oficial de Hitler

Santiago Abascal niega una y otra vez que él y su partido sean de ultraderecha. Defiende posiciones de ultraderecha día tras día, sus aliados internacionales son de ultraderecha, pero teme que un reconocimiento explícito de su ideología alerte a electores ingenuos y haga repensar ciertos apoyos.

Polución
Madrid Central: nuevo récord de aire limpio en los 22 primeros días de junio

Con los datos de junio, Madrid Central habría conseguido por tercer mes consecutivo reducir los niveles de dióxido de nitrógeno a mínimos históricos.

Polución
45 millones de personas respiraron aire contaminado en España en 2018

El informe La calidad del aire en el Estado español 2018 señala que, pese a que la inestabilidad atmosférica alivió la polución, el 97% de la población y el 92% del territorio estuvieron expuestos a niveles superiores a los recomendados por la OMS.