Cuarentena en el Albaycín 001
Un repartidor de pan cruza por El mirador de San Nicolás totalmente vacío de turistas Jaime Cinca

Coronavirus
Galería | El Albaycín bajo la cuarentena del Coronavirus

El Albaycín fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1994. Desde un tiempo a esta parte ha vivido un proceso de turistificación notable que hacía que el barrio granadino no cejara en su bulliciosa actividad diaria. La cuarentena establecida por el Coronavirus ha vaciado totalmente sus calles, plazas y miradores a excepto de la presencia de sus habituales moradores y vecinos.

“Esto no lo había visto así nunca”, explica un repartidor de pan al alzar la vista hacia El mirador de San Nicolás totalmente vacío, el que otrora fuera el corazón del Albaycín y punto donde más personas por metro cuadrado se concentraban de todo el barrio.

Las calles y plazas del Albaycín de normal bulliciosas han experimentado durante estos días una inusual situación si se compara con el pasado más inmediato. Tomar una fotografía de la Alhambra en El mirador de San Nicolás se había convertido en un tarea de proporciones titánicas durante el día, hoy por el barrio granadino sólo moran sus habituales vecinos en un escenario de calma y silencio.

Albaycín en cuarentena - 4
Ampliar
'The end' (El final) Una pintada en el famoso Arco de las pesas del Albaycín mientras un lugareño con mascarilla y guantes viene de la compra
'The end' (El final) Una pintada en el famoso Arco de las pesas del Albaycín mientras un lugareño con mascarilla y guantes viene de la compra
Albaycín en cuarentena - 6
Ampliar
Una vecina del barrio aprovecha la inusual situación para hacerse una fotografía frente a la Alhambra, algo que habitualmente es complicado
Una vecina del barrio aprovecha la inusual situación para hacerse una fotografía frente a la Alhambra, algo que habitualmente es complicado
La calle del agua, una de las arterias del barrio por donde más tránsito de personas había totalmente vacía
Las medidas para la prevención del contagio del Coronavirus bien visibles en la entrada de un establecimiento
Los pequeños supermercados del centro del barrio abren al público con medidas de precaución para evitar el contagio
Trabajadores de uno de los supermercados que abren al público en el corazón del barrio
El habitual trasiego de personas del Paseo de los tristes se torna estos días en un recuerdo
Una de las calles del Albaycín que llevan a la Carrera del Darro totalmente vacía de personas
Un hombre con mascarilla levanta el puño en la puerta del centro del salud del barrio
Un famoso local de restauración del con unas vistas privilegiadas a la Alhambra con las mesas sin comensales
El mirador de los Carvajales vacío. Uno de los lugares más concurridos del barrio presenta una estampa insólita