Yo Sí Sanidad Universal, satisfecha con el voto del Congreso, advierte que aún hay trabas al acceso de migrantes a la sanidad

El Congreso ha aprobado tramitar como ley el decreto 7/2018 que sustituye al anterior decreto de “apartheid sanitario” del PP.

Sanidad Hospital La Paz
Dos mujeres se manifiestan por la sanidad pública frente al Hospital de La Paz, en Madrid, en enero de 2014 Álvaro Minguito

publicado
2018-09-06 16:44:00

173 votos a favor, 133 en contra y 31 abstenciones. El Congreso de los Diputados ha votado hoy Real Decreto-ley 7/2018, de 27 de julio, sobre el acceso universal al Sistema Nacional de Salud, una modificación de la Ley 16/2003 que a su vez borra los efectos del llamado decreto del apartheid sanitario, aprobado por el PP en 2012.

Los votos a favor de PSOE, Unidos Podemos y los partidos nacionalistas e independentistas han sido suficientes para contrarrestar la oposición del PP y la abstención de Ciudadanos. Así, en palabras del grupo socialista, se ha votado a favor de “devolver el acceso universal al sistema nacional de salud”. Carmen Montón, ministra de Sanidad, ha estado en la sesión durante la discusión del decreto, que será tramitado como proyecto de ley por vía urgente.

La votación en el Congreso ha sido recibida positivamente por el colectivo Yo Sí Sanidad Universal. Este colectivo destaca que la tramitación como proyecto de ley puede abrir el texto a enmiendas que mejoren un decreto que Yo Sí Sanidad Universal consideró “lejos de alcanzar la pretendida universalidad en el acceso al Sistema Nacional de Salud”. Marta Pérez, activista de este colectivo cree que “que haya tiempo para seguir trabajando la ley es una buena noticia porque como ya compartimos nos parece que hay graves problemas en este decreto [7/2018]”.

En agosto, Yo Sí Sanidad Universal, hizo público un balance crítico, basado en la denuncia de que el decreto 7/2018 “tiene importantes defectos que lo sitúan lejos de alcanzar la pretendida universalidad en el acceso al Sistema Nacional de Salud”. Pérez explica: “Decíamos que tiene un preámbulo y una declaración de objetivos que revierten el lenguaje del PP pero luego en el desarrollo del articulado todavía contiene esa idea de levantar trabas que hacen de facto muy difícil el acceso”.

Esta organización envió a Montón sus conclusiones, en las que consideraban que el Decreto, tal y como está antes de su tramitación legislativa “incluye una serie de exigencias a las personas extranjeras con y sin permiso de residencia que truncan las aspiraciones esperadas y anunciadas de universalidad del nuevo RDL”. Estas exigencias se concretan en más “fronteras” para los hogares de “reagrupados, un colectivo cada vez más grande, en la misma inseguridad jurídica o incluso mayor que antes”, explica Pérez, quien también critica que queda abierta la posibilidad de que las personas sin permiso de residencia no reconocidas accedan a los servicios públicos de salud con un documento distinto al del resto de la población. 

Exclusión sanitaria
Los que quedan fuera de la sanidad universal del Gobierno de Pedro Sánchez

Desde Yo Sí Sanidad Universal denuncian que el Gobierno del PSOE mantiene fuera del acceso a la sanidad a españoles emigrados y reagrupados. El decreto ley aprobado también obliga a contar con un informe de Servicios Sociales a los menores de edad, embarazadas y personas con urgencias médicas en situación irregular para acceder a la asistencia sanitaria.

Esta activista de Yo Sí explica que, durante el trámite de la Ley, este colectivo trabajará para la modificación de las recomendaciones que el Ministerio envía a las comunidades autónomas para la implementación del nuevo decreto, así como del reglamento. Pérez pone como ejemplo de la problemática del reglamento introducido por el PSOE que se pidan 90 días de residencia para incluir a las solicitantes en el sistema cuando actualmente hay comunidades como Madrid o Andalucía que piden un solo día para obtener el derecho.

“El hecho que haya un proyecto de ley nos permite seguir estudiando. Ganamos bastante en discurso”, resume Pérez, quien no obstante subraya que, mientras se mantengan las recomendaciones y el reglamento actual “todavía quedan fuera cientos de personas”.

Desde Yo Sí Sanidad Universal alertan de que un posible adelanto electoral puede dejar a medias la tramitación de la ley —de carácter urgente, según el Congreso— por eso creen que recomendaciones y reglamento son “fundamentales”. Pérez concluye que “es difícil que un reglamento pueda revertir todo lo que deja fuera el decreto pero, si hay disposición, claro que es posible”.

0 Comentarios

Destacadas

Audiencia Nacional
La Audiencia Nacional declara nulos los estatutos de OTRAS
Las demandas de la Comisión para la Investigación de Malos Tratos a Mujeres y la Plataforma 8 de Marzo de Sevilla argumentaban que contar con un sindicato supondría reconocer como lícita la actividad del proxenetismo.
Refugiados
El duro invierno de las personas solicitantes de asilo
Los solicitantes de asilo dependen de las redes de solidaridad ante una administración que dificulta cada vez más su acceso a derechos
Violencia machista
Mapa: todas las concentraciones contra la violencia machista para este 25N
Cerca de 100 marchas recorrerán este domingo las calles con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.
Cambio climático
Eléctricas e industrias extractivas lideran el aumento de emisiones en España

La economía española aumentó un 2,6% sus emisiones de gases de efecto invernadero en 2017 respecto al año anterior, con 344 millones de toneladas.

Opinión
Quemar los Objetivos de Desarrollo Sostenible para abonar una nueva agenda común global
3

Una minoría creciente de los movimientos sociales creemos que estamos frente a una auténtica crisis sistémica y global o, para ser más exactos, ante una civilización fallida en fase de colapso. ¿Cómo debe ser la agenda para afrontar el futuro?

África
África: el ascenso del imperialismo de las fronteras

Más de un siglo después del originario Reparto de África, los líderes europeos están imponiendo hoy nuevas formas de colonialismo en el continente, en forma de controles fronterizos militarizados.

Últimas

Pobreza
La Renta Mínima como Campo de Batalla
Los cambios en los criterios en la tramitación de los procedimientos relacionados con la RMI se traducen en mayores barreras burocráticas
Libertad de expresión
España indemnizará con 8.000 euros a un activista del centro social Casas Viejas que denunció torturas
El Tribunal Europeo de Derechos Humanos condena a España por vulnerar la libertad de expresión del activista, que fue condenado al denunciar en rueda de prensa que sufrió torturas durante el desalojo del centro social de Sevilla.