Pista de aterrizaje
Ana Fernández: “La dispersión es como un socavón sin arreglar”

Ana Fernández Esparza (Iruñea, 1970), regenta, por relevo generacional, un pequeño comercio textil que su progenitora fundó junto con otra amiga en 1985. Su hermana mayor, Sara, murió en accidente de tráfico hace catorce años, cuando iba a visitar a un preso de ETA.

Ana Fernandez
Ana Fernández Ione Arzoz
12 mar 2018 06:44

Ana Fernández Esparza nació en 1970 en Iruñea. Estudió Imagen y Sonido en Andoain, y anduvo trasteando con la cámara pero no acabó de decantarse por el oficio. Madre, separada y autónoma, regenta, por relevo generacional, un pequeño comercio textil que su progenitora fundó junto con otra amiga en 1985. Su hermana mayor, Sara, murió en accidente de tráfico hace catorce años, cuando iba a visitar a un preso de ETA.

¿Amazon acabará con las tiendas pequeñas?
Mientras quede gente con ganas de resistir, creo que no.

¿Y tú cómo andas de resistencia?
Bien. La tengo muy interiorizada. En gran parte creo que es debido a que fui alumna de la Ikastola Municipal de Iruñea: el empeño de una generación de esta ciudad para que sus hijos pudieran estudiar en euskera en la red pública. A las familias les decían de todo: que aquellos métodos pedagógicos innovadores eran un fraude y que íbamos a ser unas fracasadas, pero fue una experiencia maravillosa. Me vienen a la cabeza debates colectivos entre profesoras, padres, madres y txikis; las clases en barracones, en la calle, en aulas de edificios a los que entrábamos después de que alguien forzara una cerradura... Ahora es igual.

¿Llevas un juego de ganzúas a mano?
Me refiero a que puedes ir por la vida sin enterarte demasiado o metiéndote en el barro hasta los sobacos. Yo soy más de las segundas.

¿Ahora también?
A principios de marzo del año pasado ya habían asesinado a 16 mujeres y, por alguna razón, hubo algo de gota que colma el vaso. Le di muchas vueltas y decidí cerrar la tienda el 8 de marzo todo el día con la ilusión de que al año siguiente se animaran más comercios. Lo hice con preocupación, porque no quería jorobar a las clientas, que algunas son mayores y venir les cuesta un esfuerzo, y porque no me va lo de significarme. Puse unas fotos de mujeres trabajando en el escaparate y un cartel en el que escribí a mano: “Por la mujer que lucha y por la que ya no puede luchar, por la que grita y por la que calla. Maite ditut eta konplize ditut denak”.

¿Y qué tal?
En los días siguientes me felicitaron varias personas, y alguna me dio un abrazo y todo. Ocho de cada diez clientas son mujeres. Muy variadas, pero mujeres.

¿Cómo de variadas?
Clásicas, lanzadas, discretas, locas, monjas, punkis, gente de orden, chavalas que diseñan complementos de ropa, jóvenes que están haciéndose un disfraz, abuelas que cosen ropa a los nietos... Por aquí pasa de todo. Ha sido así desde 1985, cuando se montó, cuando trabajaba mi hermana Sara y también ahora.

¿Cómo era Sara?
Seria, callada y tenaz. Solíamos discutir de política: yo con las tripas, ella con las ideas. Era alguien que apreciaba la libertad. Se fue de casa a los 18 años y no le importó pasarlo mal limpiando casas para ser independiente. Con 28 años volvió a la universidad, se licenció en Biología y empezó el doctorado. Estaba estudiando modelos para regenerar con flora autóctona los taludes que provocan las grandes obras, pero no pudo acabar sus investigaciones.

¿Qué ocurrió?
Fue el 29 de noviembre de 2003. Lo recuerdo porque era San Saturnino, que aquí es festivo. Iba a visitar a un amigo a la cárcel de Valdemoro. Entre ida y vuelta son casi mil kilómetros. Pasó por Gasteiz a recoger a Izaskun, una chica que tenía preso a su compañero en esa prisión madrileña. En Aranda de Duero se salieron de la calzada. Mi hermana murió y su acompañante estuvo cuatro días en coma. Yo entonces acababa de tener a mi segundo hijo y llevaba una vida muy estresante, entre el trabajo y la maternidad. Llegué la última a casa de mis padres. Me abrió la puerta mi aita. Nos miramos. Le abracé y me acuerdo que le dije: “Aita, ¿qué te han quitado?”.

¿Qué es la dispersión? 
Yo suelo decir que es como cuando hay un socavón en la calle que el Ayuntamiento tiene que arreglar, pero que pasan los años y ahí sigue. Se rompe un tobillo la primera abuelica y, bueno, mala suerte. Pero cuando ya hay dieciséis amonas que se han hecho un chandrío, ¿no es hora de hablar de responsables y de crímenes? He pensado muchas veces en por qué mi hermana no pudo ir dando un paseo desde su casa hasta la cárcel de Pamplona a ver a su amigo. Fue injusto ese castigo fabricado por el Estado. En mi familia hemos sufrido mucho y, además, son infiernos que se pasan en soledad: desde fuera te pueden ayudar hasta cierto punto. Sin embargo, a estas alturas, como dije en mis comparecencias del Ayuntamiento de Pamplona y del Gobierno de Navarra, y aunque creo que mi hermana fue asesinada por la dispersión, yo tengo la mano tendida.

Relacionadas

Pista de aterrizaje
Fátima Djarra Sani: “No debemos juzgar a nuestras madres y abuelas”

Nació en 1968 en la Guinea Portuguesa que Amílcar Cabral y su partido liberaron en 1974 para convertir en Guinea-Bisáu. Ha vivido 31 años en África, seis en América y 15 en Europa. Habla mandinga, fula, papel, criollo, portugués, francés y español. Dedica su vida a la prevención de las violencias contra las mujeres.

Pista de aterrizaje
“Todas as linguas son tesouros a conservar”

Ana Pillado Vega, creadora da colección de contos non sexistas Lila Lilaina, ven de publicar a súa primeira novela, En efecto Bolboreta. 

Pista de aterrizaje
Didi: “Lo que hago es para debatir y hacer pensar”

La grafitera Didi se vio envuelta recientemente en una absurda polémica cuando uno de sus grafitis, que viste la persiana metálica de un local en el barrio de Salamanca, no gustó a algunos vecinos.

9 Comentarios
bilbo 14:58 30/11/2018

un doble castigo,para nuestros familiares y para nosotros...politica vengativa...zauden lekuan zaudela muxu ta besarkada erraldoia sara!!!

Responder
12
0
#10596 17:48 13/3/2018

Ya ya, “asesinada” x la dispersion....y se queda tan ancha))) y los faniliares y amigos k opinan de k sus queridos quitaran otras vidas???? K hay de las familias k no pueden disfrutar de sus seres queridos?

Responder
7
24
#10600 19:28 13/3/2018

Hola, Caín. Te felicito dado que estos días celebráis la muerte de un niño para soltar vuestro exabrupto de odio irreconciliable. Aprovechar, que a falta de ETA nunca se sabe cuando vais a poder soltaros la melena de nuevo.

Responder
10
8
, vena valiente dime kxomo se sienten los gamiliares de “sus victimas” o mejor, dime como te sebtirias tu si asesisnan a tu padre madre o hermani y el verdugo cuando sale y llega a su pueblo le reciben como heroe??? Venga valienteeeeeeeAnónima 10:06 14/4/2018

Cain dice el fascista! 😳 venga si tan valiente eres dime por que causa estaba preso la rata etarra...xk yo he visto salir libre cumplida la pena a etarras con 6 y 10 asesinatos a sus espaldas y recibirlos en sus pueblos como heroes

Responder
3
15
#13700 10:29 14/4/2018

Ahora una muerte por accidente de trafico se considera asesinato....pero solo si es con tintes politicos d izquierdas))

Responder
2
16
#10592 17:01 13/3/2018

Claroquesí!!!

Responder
1
2
Jose 15:18 13/3/2018

Que bien, hay que hablar de éstas cosas. Un abrazo a esas mujeres valientes que son conscientes y que "se llenan de barro hasta los sobacos"

Responder
3
2
Carmen del Rio 14:00 13/3/2018

Se puede decir más alto pero no más claro.

Responder
7
2
#10555 22:56 12/3/2018

Muy buena entrevista
Ana, un abrazo

Responder
9
2

Destacadas

Coronavirus
Decenas de trabajadores siguen acudiendo a su centro de trabajo sin saber que allí se originó el rebrote de Madrid
Un inmueble de oficinas fue el lugar en el que se dio el rebrote de la capital mientras decenas de trabajadores tienen que seguir acudiendo a él. La Consejería de Sanidad no quiere dar explicaciones al respecto, al mismo tiempo que la empresa dueña del edificio asegura desconocer cuántos trabajadores están contagiados.
Elecciones 12 de julio (País Vasco y Galicia)
El Gobierno vasco impide votar a al menos 200 personas en las elecciones del domingo

Tanto si presentan síntomas activos como si se encuentran asintomáticas, las 200 personas que actualmente tienen covid-19 no podrán acudir a los colegios electorales el 12 de julio. Los contactos estrechos de los positivos, otras 500 personas, deberán ir con la papeleta desde casa, si es que la tienen.

Crisis económica
Estados Unidos y China, en rumbo de colisión

La construcción de China como enemigo es la apuesta política de Donald Trump para su reelección en noviembre. Los movimientos en inteligencia militar dibujan el rastro de una escalada del conflicto desde su faceta comercial y mediática.

La semana política
Colchones y suelos

Fomento anuncia un plan para poner suelo público a disposición del sector privado a coste cero. Ada Colau ofrece 1.200 euros mensuales a los propietarios de pisos turísticos para solucionar temporalmente la necesidad de familias vulnerables. El sector de la inversión inmobiliaria no se inmuta con la crisis, convencido de que nadie va a tocar sus privilegios.

Temporeros
7.000 temporeras marroquíes atrapadas y ningún plan
Miles de temporeras permanecen bloqueadas sin recursos económicos ni información sobre cómo y cuándo podrán retornar a su país. Las organizaciones denuncian abandono institucional y cuestionan el marco de la contratación en origen.
Crisis económica
¿Hacia dónde vas, España?

El dictamen de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica establece las bases del futuro post covid-19. Un futuro que trata de acercarse a la Unión Europea y dejar atrás la España del ladrillo y la evasión fiscal, para centrarse en reindustrializar el país y caminar hacia el estado del bienestar. Pero, en medio, se han colado medidas neoliberales, como la mochila austriaca.


Urbanismo
El hotel de cala San Pedro recibe un dictamen ambiental negativo
El proyecto, que supondría la construcción de un complejo de casi 600 metros cuadrados con 11 habitaciones y 22 plazas, se considera “inviable”.

Últimas

Contigo empezó todo
Los españoles antifascistas presos de la Inglaterra antifascista

En 1945, 226 presos españoles que habían pasado por campos de concentración en Francia acabaron siendo acusados por las autoridades británicas de colaborar con los nazis.

Sanidad
Médicos MIR del País Valencià irán a la huelga desde el 21 de julio

El colectivo de Médicos Internos Residentes (MIR) de los servicios públicos sanitarios valencianos anuncia huelga indefinida a partir del 21 de julio.

Ecofeminismo
Y este verano, ¿qué plan?
Mucha gente no puede pensar en veranear. Pero queremos daros algunas ideas para que vaya lo mejor posible. Quien sabe, igual acabáis con el planazo del verano.
Crisis climática
La Tierra podría sobrepasar el umbral de los 1,5ºC en los próximos cinco años

La Organización Meteorológica Mundial publica sus últimas predicciones y señala que, en 2020, la temperatura media será 0,8ºC superior a la media de los años 1981-2010.

Sanidad pública
Seis gráficas para entender los recortes en la sanidad

La pandemia ha demostrado cómo de importantes han sido los recortes en gasto sanitario, plantillas, atención primaria y salud pública en la Comunidad de Madrid.