Huelga indefinida en Iveco tras el despido de trabajadores enfermos

La plantilla de la fábrica de camiones de Madrid irá a una huelga que consideran "por la salud laboral de los trabajadores".

Iveco huelga
Reunión previa a la huelga de la plantilla de Iveco

publicado
2018-08-02 08:25:00

El próximo 12 de septiembre los trabajadores y trabajadoras de Iveco irán a la huelga. Las y los más de 2.400 empleados de la planta que fábrica camiones, situada en Madrid, se encuentran inmersos en un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE). Pero ese no es el motor del próximo paro: piden la readmisión de 10 trabajadores, despedidos por “motivos injustos” bajo causas organizativas, disciplinarias, por bajo rendimiento o por salud.

Según explican los representantes de los trabajadores, la empresa, amparándose en el artículo 52 d) del Estatuto de los trabajadores, está despidiendo a trabajadores por faltas de asistencia intermitentes, aunque justificadas. Así, aquellos empleados que han estado de baja más de ocho días en un periodo de dos meses consecutivos o más de 20 días en un periodo de cuatro meses no consecutivos a lo largo de un año pueden convertirse en despidos objetivos. Todo ello si durante los 12 meses anteriores han faltado un 5% de los días hábiles. Un viacrucis legal que ha mandado al paro a trabajadores con bajas justificadas a un módico precio. Según recoge el artículo, estos empleados reciben una indemnización de 20 días por año trabajado, con un máximo de doce mensualidades.

“Este artículo lo reformó a peor el PSOE y luego lo endureció el PP con la última reforma laboral y no se suele aplicar, aunque ahora se está empezando a usar en el sector de la automoción”, explica Heriberto Tella, miembro de CGT en el comité de empresa y delegado de prevención de riesgos laborales quien señala que estamos ante “despidos terapéuticos”. “Son gente enferma y personas que tienen lesiones derivadas de los ritmos frenéticos del trabajo en cadena como problemas de hernias discales o codos de tenista. Tenemos una plantilla joven y la empresa aplica los despidos sobre gente que puede tener futuras bajas. La empresa ya lo había aplicado en casos excepcionales anteriormente reconociéndolos luego como improcedentes en los juzgados, pero ahora parece que lo quiere aplicar de forma intensiva”, explica el sindicalista.

Los despidos comenzaron a mediados de julio, tras la firma del ERTE. Según relatan los representantes de los trabajadores, la empresa comenzó a manifestar que se había disparado el absentismo. “Reunimos a una comisión creada para atajar el absentismo, para analizar los casos y tomar medidas para evitar la aplicación del artículo 52. Para nosotros las bajas tienen que ver con el alto ritmo de trabajo. No quisieron negociar y empezaron a despedir”, resume Tella.

Bajo el eterno yugo del despido

Es entonces cuando los sindicatos que representan a los trabajadores acordaron por unanimidad ir a la huelga indefinida. El pleno del Comité de empresa tomaba la decisión el 20 de julio, denunciando la política de “terror” empleada por la empresa que había decidido “saltándose todos los cauces del diálogo despedir de forma masiva aplicando el artículo 52”. El 25 de julio tenía lugar el acto de mediación en el Instituto Laboral. Tampoco hubo avances ese día por lo que la convocatoria sigue adelante. “Estamos orgullosos porque no es una huelga al uso, no es una huelga para reivindicar dinero, es por la salud laboral de los trabajadores, una huelga por nuestra dignidad y contra el miedo”, añade el miembro de CGT.

Pero esta situación no es nueva para una plantilla que vive bajo el eterno yugo del despido. Ya hace dos años, tal y como publicaba Diagonal, los empleados tuvieron que plantar cara por la ejecución de despidos amparándose en el sistema de evaluación japonés ‘World Class Manufacturing’ (WCM). Este sistema evaluaba a los trabajadores en 20 aspectos que iban desde la puntualidad hasta las habilidades sociales. El sindicato CGT denunciaba que basándose en esas evaluaciones la empresa había despedido a gente que se encontraba con bajas de larga duración.

Hoy el artículo 52 ha sustituido a este sistema de evaluación. “Trabajamos con tensión y cada vez se incrementa más”, asegura Tella. “Ahora lo que están haciendo es computar no solo bajas por salud, también cercenan derechos o intentan limitarlos. Te vulneran el derecho a la salud y el derecho a tus licencias legalmente retribuidas”, denuncia Tella mientras advierte que no van a parar hasta conseguir la readmisión de los despedidos y la paralización en la aplicación del artículo 52. “De momento, estamos seguros de que si no hubiéramos planteado la huelga hubiéramos tenido más despidos”, concluye.

19 Comentarios
Uno de iveco 0:26 15/8/2018

Yo soy un trabajador de uve o, desde hace muchos años soy un 12 mil de la antigua matricula llevo 14 años para los que no son de iveco y os digo q lo que no puede ser es que a los sindicatos se les consienta no trabajar ni una hora sin ser liberados, por que ese favor de la empresa? Ellos ya tienen negociados sus derechos para que van a dar la cara por nosotros? Para que les hagan currar como a todos? Encima tienen la categoría más alta..... sin trabajar. Menuda mentira

Responder
0
0
#21983 12:16 18/8/2018

Se te olvida decir que cada cuatro años hay elecciones y tu puedes optar a ellas, si crees que lo puedes hacer mejor, ya sabes monta una candidatura y adelante.

Responder
0
0
Stralis natural power 12:05 7/8/2018

A la vuelta de las vacaciones ya se nos a pasado todo, todos contentos y fresquitos por las vacaciones, el próximo año cunado termine el erte firman un ere y más despidos y más justificados.... Lo de la huelga llegáis tarde habéis estado mirando hacia otro lado hasta que el grano de pus a explotado. Esa fábrica está más vendida que cualquier otra de Europa de automocion, si a día de hoy el señor mansilla no os a puesto el plan industrial sobre la mesa y con la separación de cnh y la posible compra de hyundai lo lleváis claro, ahora como Hyundai compre los pesados apretaros bien el ojete xq los sindicatos se lo van a abrir pero bien.

Responder
3
0
Lectora 7:59 6/8/2018

Me parece una noticia importante, desde luego, pero lleva 4 días en portada: desde el 2 de agosto, y escribo esto el 6 de agosto. Si la actualización de El Salto va a ser así de lenta en agosto, quizá se debería informar previamente o cambiar el formato hacia temas menos temporales, no sé...

Responder
0
0
#21505 5:47 6/8/2018

La unión y la lucha es el único camino, mirar a los compañeros/as de Coca Cola en lucha o Amazon, todos/as juntos si y si el comité no cumple, se le echa.

Responder
1
0
Nopa 9:38 5/8/2018

Un convenio, firmado retrocediendo en derechos respecto a flexibilidad, regalo de las primeras horas. Un erte en el que de jueves a viernes se prolonga la jornada y el viernes regulas.el año pasado ya hubieron despidos por motivos parecidos, Por que no se hizo nada el año pasado?
Lesiones y enfermedades profesionales camufladas en bajas por enfermedad común, cultura del miedo generalizado. Y lo peor de todo mucha desunión

Responder
1
0
#21454 8:35 4/8/2018

Sí la empresa se preocupara por los trabajador@s y se implicara en la situación que padecen día a día no se llegarían a estos extremos. La salud laboral es lo más importante. No estamos ya en la época en que se nos podía tener de cualquier manera y dar un par de latigazos para aumentar la producción, las cosas se hacen bien hombre!!

Responder
0
0
333 9:34 3/8/2018

ERTE+ Horas extraordinarias permitidas por todo el Comité, ahora huelga indefinida... Seriedad por favor.

Responder
49
1
#21477 21:17 4/8/2018

Las horas extraordinarias en periodo de erte no son ilegales, ya lo aseguró así la inspección de trabajo ante la cgt el pasado mes de junio.

Responder
1
33
#21500 19:15 5/8/2018

Las horas extraordinarias no son ilegales, echar más de 80 al año sí. Además, no hace falta buscar excusas ni ampararse en la legalidad de algo para saber cuándo se pueden echar horas y cuando no.

Responder
0
6
#21405 6:32 3/8/2018

Esa es la actitud. La lucha obrera y plantar cara a los que nos quieren esclavos

Responder
6
3
#21401 21:47 2/8/2018

A ver cuánto tardan los sindicatos proempresa (mayoría del comité) en dar por terminado su paripé y llevar a asamblea una votación para desconvocar la huelga.

Responder
9
2
M 21 22:57 13/8/2018

Y que problema hay que se apruebe o no una huelga votando en una asamblea, no veo otra forma más democrática de hacerlo

Responder
2
0
333 9:47 3/8/2018

El día antes nos comunicarán que han conseguido obligar a la empresa a negociar y se desconvocará la huelga

Responder
15
0
#21381 12:31 2/8/2018

Hay muchos que solo les preocupan las horas extras,asi que como para pedirles que vayan a la huelga,buena nos espera con "compañeros"como estos

Responder
8
2
#21416 11:09 3/8/2018

Mientras una parte de la plantilla de Iveco se siga dejando comprar con las horas extras y los comités los permitan, los trabajadores que quieran luchar un poco por los derechos están vendidos.

Responder
4
0
#21400 18:56 2/8/2018

Opino como tú, unos en casa y otros dando horas. Pero por otra parte deberíamos estar unidos. Ya no es solo por los despidos sino más aún por la forma de tratar al trabajador

Responder
4
0
#21382 12:41 2/8/2018

los camiones son cojonudos pero la gestión de la empresa es pésima...hijos,amigos...y talento desperdiciado a patadas...

Responder
1
0
#21374 10:28 2/8/2018

Mucha fuerza y ánimo. Qué está guerra no la gane el miedo.

Responder
16
2

Destacadas

Sector del juego
Las apuestas entran en tu vida

La gran exposición mediática en los eventos deportivos y los espacios publicitarios ha encendido las alarmas acerca del aumento del gasto en apuestas por parte de la población. A continuación mostramos algunos datos sobre el crecimiento exponencial de este sector.

Estados Unidos
La izquierda en los Estados Unidos de Bernie Sanders: una revolución desde dentro

En un año de elecciones de mitad de período (mid term) fundamentales, el creciente ala izquierda del Partido Demócrata se distingue tanto por cómo se organiza como por las políticas que defiende.

Pobreza
La gestión neoliberal de la pobreza

La instauración de la caridad privada, con vocación social y aceptada como un valor innato de la gente, está contribuyendo al apuntalamiento discursivo del final del Estado social y democrático de derecho.