Guinea Ecuatorial
Guinea, el documental prohibido: “Vivir en Guinea Ecuatorial es revivir el franquismo, pero con clima tropical”

Con el largometraje Guinea, el documental prohibido, un equipo de cineastas ecuatoguineanos y españoles busca arrojar algo de luz sobre la historia de Guinea Ecuatorial a cincuenta años de su independencia como colonia española.

Cartel documental guinea
Cartel del documental
18 jun 2019 07:30
“Hace 50 años Guinea Ecuatorial era una provincia de España. Ahora muchas personas no saben ni situarlo en el mapa”. Estas dos frases arrancan la descripción de Guinea, el documental prohibido, un largometraje que busca arrojar algo de luz sobre la opaca historia de Guinea Ecuatorial cuando se acaba de cumplir medio siglo desde su independencia como colonia española. Un equipo de cineastas españoles y ecuatoguineanos está detrás del primer proyecto en la plataforma de financiación por mecenazgo Verkami que ha permitido a sus promotores mantenerse en el anonimato “por razones de seguridad”. Superada ya la primera fase que va a permitir que su trabajo salga adelante, acceden a responder algunas preguntas para El Salto.

De momento han decidido mantener el anonimato. ¿A qué se exponen al comandar este proyecto?
Aprovechamos para remarcar que no es “un documental anónimo” como se ha dicho en algún sitio, ni lo será. Simplemente necesitamos proteger identidades en esta fase y una vez esté listo, parte del equipo dará la cara y otra parte no. Por desgracia, es un tema que no se puede trabajar con normalidad.

Doy por hecho que no se puede contar la historia de Guinea Ecuatorial en 70 minutos. ¿En qué aspectos se han centrado? ¿Qué objetivo principal dirían que persigue el documental?
Queremos que el documental se centre en el presente, en la situación actual de Guinea y su gente, pero al mismo tiempo constatando el impacto de la historia en nuestras vidas. Nos preguntamos: ¿por qué se ha hablado tantas veces del apartheid de Sudáfrica y no sabemos nada de la segregación racista que hubo en Guinea durante la colonización española? Entendemos que nuestro trabajo es simplemente romper el silencio, escuchar la voz de quien más sabe.

¿Por qué se ha hablado tantas veces del apartheid de Sudáfrica y no sabemos nada de la segregación racista que hubo en Guinea durante la colonización española?

El hermetismo informativo sobre lo que ocurre en Guinea Ecuatorial es total. ¿Les ha costado trabajo recopilar algunas informaciones? ¿Cómo ha sido esa fase de documentación previa?
Sí, la dictadura de Obiang ha hecho lo mismo que las dictaduras precedentes, exterminar al periodismo y a la verdad. De hecho, no hay ni datos estadísticos fiables de cuestiones tan básicas como el censo de personas que viven en el país. Últimamente en el ámbito universitario sí hay investigaciones y reflexiones muy potentes que, por desgracia, no han conseguido trascender del entorno académico.

La familia Roig (Mercadona), Miguel Ángel Moratinos, Francisco Hernando ‘el Pocero’ y el comisario Villarejo son algunos de los nombres que aparecen en el tráiler del documental. ¿Qué se le había perdido a un grupo tan variopinto de españoles en Guinea?
El opositor Adolfo Obiang Bikó describe Guinea Ecuatorial como una empresa familiar con representantes en las Naciones Unidas. Guinea Ecuatorial es uno de los pocos lugares de África donde la diplomacia española tiene relevancia. Por desgracia, más que en democratizar el país, hay quien se ha centrado en las oportunidades de negocio.

A sus 77 años, Teodoro Obiang lleva 40 años en el gobierno que le convierten en el mandatario más longevo del continente. ¿Cómo son unas elecciones presidenciales en Guinea Ecuatorial y por qué el resultado es siempre una victoria aparentemente aplastante del PDGE?
Hablamos de un país sin ningún tipo de garantías, donde las elecciones se hacen a puerta cerrada, sin medios de comunicación ni observadores electorales. Hay gente que seguro acaba votando a Obiang por miedo, porque temen que de alguna manera se desvele su voto y haya represalias. Como comenta un opositor. “Ni Dios tendría tanto apoyo en unas elecciones, ¿como es que él sí?”.

Hablamos de un país sin ningún tipo de garantías, donde las elecciones se hacen a puerta cerrada, sin medios de comunicación ni observadores electorales.

El descubrimiento de importantes yacimientos de petróleo en 1996 convirtió a Guinea Ecuatorial casi de la noche a la mañana en uno de los países más ricos del continente. El dinero procedente de los hidrocarburos ha llegado a copar nada menos que el 80% (año 2000) del PIB del país. ¿De qué manera ha repercutido la riqueza petrolera en el bienestar de la población de un país que ocupa el puesto 135 de 188 países en el Índice de Desarrollo Humano?
Guinea Ecuatorial vive bajo una dictadura insoportable que solo beneficia al entorno más inmediato de Obiang y a grandes empresas. Este es uno de los países donde la desigualdad es más asfixiante. Los más cercanos hacen fiestas con Moët & Chandon, a los que se quejan se les manda al ejército. Lo más chocante es descubrir que muchos guineanos se han acostumbrado a vivir sin libertad.

El último Índice de Percepción de Corrupción que publica Transparencia Internacional sitúa al país como uno de los más corruptos (puesto 172 de 180) en el sector público. ¿Hasta qué punto es estructural la corrupción entre las élites gobernantes ecuatoguineanas?
Hasta el punto de que hay impuestos que se pagan directamente a las cuentas bancarias de los ministros. Es una de las formas de corrupción más burdas y exageradas que deben existir. Uno de los escritores del país más internacionales, Juan Tomás Ávila Laurel, describe el país como un “régimen feudal”.

Demoledores informes como este último de Humans Rights Watch llevan años documentando casos de violación sistemática de los Derechos Humanos en su país. Algunos de los más recurrentes denuncian encarcelación de presos políticos, detenciones arbitrarias y torturas. Casos como el del dibujante Ramón Esono son ejemplos recientes. ¿Cómo de perseguida está la libertad de expresión en Guinea Ecuatorial?
La situación es muy extrema y, lo peor de todo, es que no hay quien esté dando cuentas de toda la violencia, detenciones, torturas, represión que existe... Obiang se siente impune.

¿En qué se basan para calificar el país como “la Corea del Norte africana”?
Aislamiento, megalomanía de sus líderes, preeminencia del ejército, partido único, persecución brutal de la disidencia, aparente libertad religiosa… Las comparaciones siempre son imprecisas, pero hay bastantes puntos en común entre ambos países, dos de las dictaduras totalitarias más enigmáticas del mundo. El aniversario que cada año celebra Obiang recuerda mucho también al culto al líder norcoreano. Durante semanas los medios hablan de los preparativos, todo el mundo está obligado a celebrarlo, los presentadores de televisión le felicitan, sonríen y le llaman “su excelencia”. Es un delirio.

Un asiento en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, premios de la UNESCO con su propio nombre (previa donación de 3 millones de dólares)... ¿la Comunidad Internacional legitima el régimen de Obiang y contribuye a limpiar su imagen, tal y como denuncian diversas organizaciones?
Completamente. Como escribía Ramón Lobo en 2012, gracias al petróleo Obiang Nguema se convirtió en un “dictador presentable”. Por supuesto, esto sigue pasando hoy.

¿Qué les dirían a aquellos que se oponen a la memoria histórica por aquello de ‘pasar página’ y no ‘remover el pasado’?
Estos días hemos recibido muchos mensajes críticos con nuestro documental, incluso algunas amenazas. Lo que más nos pesa es que muchos de estos comentarios demuestran una falta de conocimiento histórico. Una persona nos decía que España ha prosperado en los últimos años y que, si Guinea no lo ha hecho, es su culpa. Comparar de esta manera colonizador y colonizado es insólito.

¿Quién y de qué manera informa sobre lo que sucede en el día a día en su país? ¿Hay espacio en Guinea Ecuatorial para algún medio de comunicación local mínimamente crítico con el poder establecido?
Es cierto que existe una diáspora muy activa, como son ejemplos los medios Diario Rombe, Radio Macuto o asociaciones como Asodegue o EG Justice. Pero en el país Internet es tan caro y va tan lento que no es fácil respirar ‘otros aires’. Las redes sociales y determinadas webs están censuradas según temporadas y momentos. Hay grietas y gente que consigue decir y hacer, pero Obiang sigue imponiendo con facilidad su discurso único.

Cada vez que Obiang concede una entrevista deja titulares gravísimos. En octubre de 2018, atendiendo al enviado de TVE Luís Pérez, llegó a declarar que en Guinea Ecuatorial “no hay prácticamente torturas”.
Es realmente escandaloso. Vivir en Guinea Ecuatorial es revivir el franquismo, pero con clima tropical.

Apuntan al régimen de Obiang, a los ‘nostálgicos del franquismo’ y a los ‘grandes medios de comunicación y las élites’ como los tres actores principales no interesados en que su documental salga a la luz. Con ese mix de detractores, no debe ser fácil sacar adelante un trabajo tan ambicioso como este. ¿Algún gran medio o televisión se ha interesado en el producto que tiene entre manos?
De momento no. En España nos hemos encontrado que no hay ninguna televisión que quiera coproducir, por lo que necesitamos de apoyo popular para hacerlo posible. Las presiones y dificultades de financiación siempre están presentes al tratar un tema como este. Mira lo que pasó por ejemplo con ‘Memoria Negra’, un documental sobre Guinea Ecuatorial que coprodujo TVE pero no quiso emitir y que el gobierno de Guinea no autorizó que se filmara en el país. Tampoco pudo rodar en Guinea al equipo de “Palmeras en la nieve”, película que se estrenó en 2015 con un presupuesto de 10 millones de euros. Nosotros no tenemos ni para lo que se gastaron ellos en catering.

En España nos hemos encontrado que no hay ninguna televisión que quiera coproducir, por lo que necesitamos de apoyo popular para hacerlo posible

En sólo 11 días han conseguido recaudar los 5.000 euros de la primera fase. Parece que mediante la vía del micro-mecenazgo la acogida está siendo muy buena.
Estamos muy agradecidas y agradecidos. Hay muchas personas que se han sentido apeladas y se han movilizado. Necesitamos el máximo apoyo para darle la fuerza que esto merece y no quedarnos en el camino. Y ese camino implica invertir dinero. Sin ir más lejos, cada fragmento del NO-DO que querríamos incluir tienen un precio de unos 2.500 euros el minuto.

En esta segunda fase de financiación buscan doblar el tiempo de investigación y financiar la traducción y subtítulos que permita a cada persona hablar en su lengua materna (bubi, pichi, criollo annobonense, fang…). ¿De qué manera harán crecer el proyecto con lo recaudado a partir de ahora?
Tenemos más cosas en mente. Crear una web con vídeos extra, una maleta educativa para las escuelas, posibilitar que entidades programen un pase en sus espacios... En este momento, cualquier aportación será de gran ayuda. Ojalá que con la campaña nos pase algún milagro como a la gente de “El silencio de otros”, que obtuvieron grandes apoyos y además terminó por emitirse en la televisión pública con gran éxito de audiencia.

Gracias por atendernos y suerte con el proyecto.
Gracias, la necesitaremos.

Relacionadas

Coronavirus
África ante el coronavirus

Después de las primeras medidas para contener el virus en África, calcadas del modelo seguido en Europa, Asia y Estados Unidos, se multiplican los interrogantes: sin Estado de bienestar, ¿quién va a mantener a esas familias? ¿Estas medidas que quizá sirvan en Europa acaso servirán en África o Latinoamérica?

Guinea Ecuatorial
Detenido sin pruebas el líder opositor ecuatoguineano Andrés Esono
El viernes 12 de abril fue detenido el líder de la oposición guineoecuatoriana Andrés Esono. El presidente Teodoro Obiang le acusa de organizar un golpe de estado.
Guinea Ecuatorial
Acaso

¿Acaso hay una memoria reparadora de lo que significó la colonización franquista en África y en concreto en Guinea? ¿Acaso hemos reflexionado sobre la herencia identitaria colonial?

9 Comentarios
Anónimo 10:24 26/7/2019

Me encantaría que este documental se emitiera. Viví algún tiempo en Guinea Ecuatorial y conozco algo de lo que allí sucede. Estoy de acuerdo con la mayoría de las cosas que expone la entrevista, aunque con algunas cosas no lo estoy. Algunos comentarios son desafortunados, los guineanos no son desvergonzados, tienen miedo e ignorancia, que unido a pocos recursos hacen que la sociedad no sea crítica con lo que le hacen creer. Yo viví en Malabo y tenía agua, luz, teléfono e Internet (de poca velocidad pero la tenía), existen muchas carencias en relación con la sanidad, la educación y el transporte. También es cierto que algunos colectivos no aceptan a los españoles y que las mujeres no tienen el valor y la posición que se merecen. La corrupción es total.

Responder
2
1
#36113 17:07 20/6/2019

Gracias Patricio Bakale Mba Medja por tu aportación económica a la producción de este documental.
Y gracias por tu valentía enfrentándote al régimen.
Todos nos divertimos mucho la última vez que estuviste en Espańa con tus parodias e imitaciones de Teodorin borracho y adicto a la cocaina asesinado a su padre y tíos para heredar el poder.
Un abrazo amigo y espero que como tu dices el tirano este pronto bajo un metro de tierra

Responder
5
4
#36030 9:15 19/6/2019

Guinea durante el último periodo colonial, era una provincia española, y no una colonia como se menciona

Responder
2
9
Carla 10:33 19/6/2019

¿Durante el último periodo colonial no era una colonia? ¿Como lo calificara Franco hace que hubiera menos saqueo?

Responder
7
1
#35990 17:46 18/6/2019

Es que cualquier cosa que se diga no me extraña, me refiero cualquier desvergüenza por parte de los guineanos. He vivido en el país en un pasado no muy lejano, y eso es para volverse loco, me refiero la poca vergüenza que tienen los locales. Pues si señores, han ido para atrás como los cangrejos , tan contentos que estan de ser independientes de España. Echan la culpa de todos sus males a España. A pesar de todo su petróleo y su PIB igual al de Canadá. Por cierto todavía no tienen agua corriente en sus casas. No van a levantar nunca la cabeza porque son incapaces de una autocrítica. Es un país sin solución de ninguna clase, ni en 50 años, ni en 100.

Responder
5
14
#35985 16:07 18/6/2019

Es como ser madrileño, pero sudas todo el año.

Responder
10
0
#35980 13:53 18/6/2019

¿2.500 euros el minuto por vídeos de NO-DO? ¿Quién establece esos precios? ¿Y adónde va el dinero?

Responder
4
1
Martín 17:01 18/6/2019

Aquí se habla un poco del tema Se dice que el precio va de entre 2.500 y 2.700 euros por minuto (+IVA, claro) https://eldebatedehoy.es/medios/archivo-de-rtve/

Responder
5
1
Marta 11:35 18/6/2019

Un proyecto necesario para entender que el racismo que sigue voyante y con partidos que lo avivan no es algo nuevo, tiene años de historia.

Responder
11
6

Destacadas

Coronavirus
Europa recurre a los ERTE y la UE se divide en las primeras semanas de la crisis económica provocada por el covid19

Los países europeos coinciden en las primeras medidas para tratar de evitar el colapso económico, pero se muestran distanciados en torno a las soluciones a medio plazo. Hoy, martes 7 de abril, el Eurogrupo se reúne y discutirá la posibilidad de mutualizar las deudas como piden los países del sur.

Coronavirus
Encarnación Burgueño, la gestora de la crisis de las residencias casi sin experiencia sociosanitaria

María Encarnación Burgueño, hija del artífice de los planes privatizadores en la sanidad madrileña, mantiene su currículum en Linkedin, que se resume en tres áreas: teleoperadora, jefa de ventas y directora de desarrollo y proyectos en una consultoría.


Coronavirus
Educadores y trabajadoras sociales denuncian la desprotección en centros de menores
Profesionales del tercer sector, que llevan arrastrando años de recortes y procesos de privatización o externalización de los servicios, exigen materiales de protección individual.
Vejez
Negocio y espectáculo: las residencias de mayores en la crisis del coronavirus
Bajas masivas de personal, falta de test, de equipos de protección individual, rechazados por hospitales… Todas estas problemáticas parece que no han estado en el orden del día ni de la administración ni de los medios de comunicación masivos.
Historia
Anticuerpos históricos

La relación entre odio al diferente y enfermedad ha tenido una dimensión más perversa que la mera elaboración de teorías conspiranoicas sobre el origen de las plagas. Se ha utilizado como arma de guerra y ha sido la base sobre la que se han producido “conquistas” como la del continente americano.

Coronavirus
Boris Johnson es ingresado en la UCI y el Coronavirus se acerca a su punto álgido en el Reino Unido

Los expertos piensan que, en apenas una semana, el número de fallecidos podría ascender hasta 20.000 en el país británico. Aun así, durante el pasado fin de semana se descartó la implementación de un confinamiento más estricto.

Zaragoza
El TSJ de Aragón ordena repetir el juicio de Rodrigo Lanza

El alto tribunal aragonés considera que el jurado popular que condenó a Lanza a cinco años de prisión por lesiones dolosas en concurso con homicidio imprudente por la muerte de Víctor Laínez no motivó su resolución.

Coronavirus
Las trabajadoras del hogar ante el coronavirus

La emergencia sanitaria está poniendo en evidencia las carencias de un sistema que no pone, tal y como los feminismos históricamente han exigido, la vida y los cuidados en el centro.

Últimas

Ecuador
Ecuador frente al coronavirus

Ecuador se ha convertido en uno de los países latinoamericanos más afectados por el covid19. ¿Están garantizados para los más pobres los derechos a la salud y a la alimentación? ¿Acaso el confinamiento ayuda a resolver el problema social de las familias marginadas? ¿Hay alternativas solidarias surgidas de los comandos políticos/estatales en esta emergencia?

Euskal Herria
No es un vertedero, es el mercado

Hoy se cumplen dos meses de la desaparición de Joaquín y Alberto sepultados por el vertedero de Zaldibar. Aquí, nuestro editorial de marzo sobre esos trágicos sucesos. Esta tarde, a las ocho y media, cacerolada desde todas las ventanas de Euskal Herria.

Biodiversidad
El peligroso vínculo entre destrucción de ecosistemas y enfermedades infecciosas

Los ecosistemas sanos suponen una barrera natural contra patógenos que afectan a los seres humanos, pero vamos en la dirección contraria. El índice Planeta Vivo alerta de una disminución de las poblaciones de vertebrados del 60% entre 1970 y 2014, fruto de la paulatina destrucción de hábitats, la contaminación, la sobreexplotación de recursos y la emergencia climática.