Feminismos
Crónica de una jornada feminista en La Serena

El 23 de julio se celebraron en Campanario (Badajoz) las primeras Jornadas Feministas organizadas por la Asociación Comarcal “Querqus Ilex” de La Serena. Mercedes Borrasca, de la Plataforma Feminista 8 de Marzo, nos cuenta su participación en el encuentro, acompañando la crónica de una reflexión acerca del momento del movimiento feminista.


publicado
2019-07-28 10:48

Merece la pena comenzar señalando que Querqus Ilex es una asociación de carácter juvenil cuya intención es “crear un espacio donde reunirse, dialogar y actuar”. Aproximadamente desde abril de este año lleva realizando actividades en distintos pueblos de la comarca de La Serena, como la proyección del documental Las que faltaban o la organización del Cordón Morado en el festival Granirock de Quintana de La Serena. En esta ocasión, y con indiscutible éxito por tratarse de un medio, como el rural, donde las dificultades de organización se multiplican, acometió el debate feminista.

Quizás lo más llamativo del encuentro fuera que, en su gran mayoría, atrajo un público joven desplazado desde distintos puntos de la comarca
Las jornadas contaron con una numerosa asistencia que, si bien fue variando durante el día, se mantendría en unas treinta personas por conferencia. Quizás lo más llamativo del encuentro fuera que, en su gran mayoría, atrajo un público joven desplazado desde distintos puntos de la comarca, poniendo en práctica la máxima de que en la cooperación entre colectivos y asociaciones dentro del mundo rural estriba uno de los pilares fundamentales para su viabilidad a largo plazo.

Comenzó todo con la ponencia de Fundación Triángulo a cargo de Elena García y la exposición de fotografías del concurso “Si hubiesen existido dos Evas” sobre la sexualidad lésbica. Con ella, pudimos adentrarnos en la labor que realiza Fundación Triángulo y Yo Soy Plural en nuestra región, labor que comprende desde formación, ayuda o atención primaria al colectivo LGBT, hasta el activismo social.

Posteriormente, en representación de la Plataforma 8M de Badajoz, de la que formo parte, presenté una ponencia centrada en el análisis e importancia del activismo feminista extremeño. Allí hablamos del movimiento feminista, desde sus inicios en la Restauración y en la Revolución Francesa, hasta la actualidad; de los objetivos, las motivaciones y de cómo se están organizando actualmente los colectivos feministas en el ámbito local y cómo tejen sus redes en la estructura regional/estatal.

Cabe precisar que la Plataforma 8M de Badajoz es un colectivo mixto de activistas, asociaciones de mujeres organizadas y compañeras a título individual que surgió en 2017 como respuesta ciudadana a la convocatoria internacional de Huelga General Feminista. Desde entonces, ha trabajado en la convocatoria y coordinación de 3 huelgas generales de mujeres y en la organización de más de una treintena de actividades.

Después de ambas ponencias estaba programada la proyección del documental She´s beautiful when she´s angry, pero tuvo que ser pospuesto debido a que se alargaron las exposiciones previas y sus turnos de debate.

Tras la finalización de las actividades programadas por la mañana se celebró una comida popular en la que todas las personas asistentes pudieron conocerse y compartir vivencias e inquietudes.

Jornadas feministas en Campanario
Jornadas feministas en Campanario

La sesión de tarde retomó el trabajo con la ponencia de RUREX (asociación que se encarga de realizar actividades culturales en la región) y la exposición de las compañeras Sonia y Marga del colectivo Zafra Violeta, asociación que desarrolla una gran labor en su localidad: respondiendo a todas las convocatorias feministas de urgencia, la organización de la Huelga Feminista del 8 de marzo, talleres y diversas actividades feministas.

Para finalizar, contamos con la ponencia de Médicos del Mundo, expuesta por Isa Barroso y titulada “Determinantes en salud con perspectiva de género en mujeres inmigrantes en Extremadura”, donde se puso sobre la mesa el trabajo que realizan con colectivos de mujeres doblemente discriminadas por razón de raza y sexo, además de sus dificultades para poder acceder al sistema sanitario extremeño.

PIENSA GLOBAL, ACTUA LOCAL

Las Jornadas Feministas de Querqus ilex constituyeron un retrato de la situación en la que se encuentra el movimiento feminista en la actualidad: contamos con una irrupción sin igual de gran multitud de mujeres jóvenes en el activismo, con la creación de nuevos colectivos y asambleas por todo el país, con la popularización de la producción cultural pro-feminista y la masividad de todo lo propuesto por el activismo de mujeres.
Pero estas mujeres no solo comienzan a realizar reivindicaciones conjuntas, sino también a hablar de sindicalismo y auto-organización obrera. Teniendo en cuenta la gran pérdida de legitimidad de las principales centrales sindicales (y en muchas ocasiones las resistencias de las Instituciones)
Estas activistas están creando colectivos no institucionalizados por todo el Estado que engloban de forma transversal, abierta y tratando de evitar protagonismos, a todas las mujeres y asociaciones posibles, buscando por encima de todo mantener el principio de sororidad, pues nos sabemos diversas. Además, cabe destacar el esfuerzo dedicado por estas mujeres a evitar la apropiación de la nueva oleada feminista y la des articulación de su potencial transformador por las lógicas capitalistas. El gran éxito que están teniendo estas plataformas se trata de un hito histórico, puesto que trabajan sin predominio de siglas ni logos, respetando el tejido asociativo ya existente, con la intención de movilizar también a los sectores que más dificultades encuentran para sostener la vida y a aquellos a los que hasta el momento costaba más llegar, evidenciando que las entidades no son estancas sino múltiples, históricas y simultáneamente vivenciadas.

Pero estas mujeres no solo comienzan a realizar reivindicaciones conjuntas, sino también a hablar de sindicalismo y auto-organización obrera. Teniendo en cuenta la gran pérdida de legitimidad de las principales centrales sindicales (y en muchas ocasiones las resistencias de las Instituciones, desde donde hemos llegado a vivir como, incluso, se ponen trabas al ejercicio del derecho a huelga), han empezado a dar respuesta directa y atención primaria tanto a personas como a colectivos de trabajadoras o a acometer problemas sociales puntuales.

El movimiento feminista 8M ha puesto a las mujeres en el centro, buscando el empoderamiento colectivo, alejándose de la idea del empoderamiento individual a través del éxito personal que nos vende el neoliberalismo
El movimiento feminista 8M ha puesto a las mujeres en el centro, buscando el empoderamiento colectivo, alejándose de la idea del empoderamiento individual a través del éxito personal que nos vende el neoliberalismo. A su vez, potenciando a mujeres fuertes capaces de constituirse como referentes culturales y con un programa que incluya a todas las que no tienen acceso a la autopromoción individual.

Vertebrándose sobre el propio eje de la Huelga Feminista se ha conseguido señalar y globalizar cuáles eran los ámbitos en los cuales el patriarcado más nos oprime: laboral, educativo, de consumo y de cuidados; desglosando de forma sencilla cuáles son los mayores problemas y las reivindicaciones que más nos urgen.

Actualmente estamos logrando impacto social inmediato a través de la complicidad mediática, pero ésta no se va a perpetuar siempre. Necesitamos de un tejido feminista asentado y una estructura de la que puedan servirse las generaciones futuras

Estas plataformas han ido surgiendo por todo el país, desde las grandes ciudades al mundo rural, y cuentan con un aliado que otras olas feministas nunca tuvieron: la facilidad de la comunicación en un mundo globalizado. Se están creando redes que unen desde el ámbito local al regional e incluso mundial, conformando un sujeto colectivo estratégico con capacidad de dar respuesta política y social, de clase, a fenómenos que suceden en pocos días en otro hemisferio o, como hemos visto, con la capacidad de coordinar respuestas ante la violencia y la justicia machista en todo un país en cuestión de horas.

Considero que ser partícipes de la creación de estas redes de comunicación, sororidad y coordinación en una región como la extremeña será fundamental para el desarrollo de la misma. Actualmente estamos logrando impacto social inmediato a través de la complicidad mediática, pero ésta no se va a perpetuar siempre. Necesitamos de un tejido feminista asentado y una estructura de la que puedan servirse las generaciones futuras, pues serán esas mujeres en su ámbito laboral y familiar las que conseguirán cambios dentro del sistema, y no el propio sistema el que cambie la situación de estas mujeres.

El feminismo se ha convertido en un vector de politización masiva, no en una lucha sectorial, que sin ninguna duda tiene la oportunidad de plantear un horizonte global de transformación social.

Relacionadas

Feminismos
Las feministas y el conflicto

El mito de la sensibilidad femenina no sólo es mentira: es una trampa. Es la construcción de un supuesto universo femenino de consenso y amabilidad. Es negarnos la posibilidad de responder cuando nos atacan.

Feminismos
Feministas piden frenar la violencia contra los debates sobre trabajo sexual

El manifiesto pide luchar por un feminismo que combata todas las violencias y señala la agresividad virtual o directa contra las personas que organizan debates sobre prostitución tras la censura a unas jornadas en Coruña.

Opinión
Lavado morado e mulleres revoltas en Cineuropa
Cineuropa, Santiago de Compostela, un festival de cinema que marca a axenda cultural desta cidade cada novembro. Mais, cumpre as expectativas de igualdade que proclama?
1 Comentario
#37716 15:59 28/7/2019

Sin duda el feminismo es una de las esperanzas para transformar la sociedad

Responder
2
0

Destacadas

COP25
La sociedad civil se rebela contra la falta de ambición climática en la COP25

Colectivos y asociaciones se organizan para desplazarse a la Marcha por el Clima de Madrid que tendrá lugar este viernes, una protesta que se espera multitudinaria. La Cumbre Social por el Clima reunirá del 7 al 13 de diciembre a los movimientos que cuestionan la agenda oficial de los gobiernos y exigirá una mayor ambición climática a la COP.

Multinacionales
Tour tóxico contra el lavado verde en la Cumbre del Clima

La COP25 ha sido patrocinada por compañías como Endesa o los bancos Santander y BBVA. Son multinacionales que destinan miles de millones de euros cada año a proyectos que están destruyendo la tierra.

Soberanía alimentaria
La alimentación como vínculo con la tierra

La crisis del Mar Menor muestra los extremos que deben alcanzarse para que una sucesión de agresiones llegue a la opinión pública y se tomen medidas.

Cine
‘El cuarto reino’ y los apocalipsis de ahora mismo: de los plásticos y el reciclaje de cosas o personas
‘El cuarto reino’, un inusual documental sobre un centro de recuperación de envases ubicado en Nueva York y las personas que lo frecuentan, recuperadores de residuos que rondan la exclusión social, adquiere un cierto aire de distopía real en los márgenes del delirio productivista.
Crisis climática
Los mercados de carbono en la COP25: de supuesta solución a parte del problema

La posibilidad de la creación de un mercado global de emisiones de carbono, que se negocia en la Cumbre del Clima de Madrid, amenaza, según las organizaciones campesinas y ecologistas, con “otra década más de inacción, distracción y acaparamiento del poder por las grandes empresas”.

Últimas

Extrema derecha
El detenido con el mayor arsenal de explosivos caseros hacía apología franquista y propaganda de Vox en redes sociales

La persona detenida en Miranda de Ebro con 17 explosivos de fabricación casera dispuestos para ser utilizados hacía propaganda de la dictadura franquista en un perfil de Facebook que varios vecinos de la localidad burgalesa identifican como gestionado por él. La Guardia Civil considera que, para la investigación, “es irrelevante que el detenido hiciese apología en redes sociales de partidos políticos legales, ya sean de extrema izquierda o extrema derecha”.

América Latina
Arantxa Tirado: “Venezuela es el paradigma de lo que le espera a cualquier gobierno que desafíe al neoliberalismo”

Arantxa Tirado es politóloga y experta en América Latina. Es autora de Venezuela: más allá de mentiras y mitos, un libro con el que quiere romper con las falsas verdades y bulos creados en torno al chavismo y la situación en Venezuela.

Menores migrantes
Desatendidos por la administración y señalados por las derechas

La irresponsabilidad no solo pasa por quienes van a hacer campaña política a un barrio señalando a los menores migrantes como causantes de inseguridad y falta de convivencia, sino que también pasa por quienes durante años han estado estigmatizando a estos menores.

Literatura
Realidades atópicas

Tras ganar una beca de creación literaria, un equipo de once personas ha escrito el primer libro de rol en euskera en el que intentan superar la realidad con disparatada ficción

Medio ambiente
De la "Transición ecológica" ecocida a una ética para este milenio
Las montañas son un refugio sin duda, escenarios que proteger, islas de diversidad. También se han de proteger porque las amenazan proyectos y planes con beneficios lejanos.
COP25
La Marcha por el Clima tomará Madrid y Santiago de Chile este viernes

La protesta, que se prevé masiva, dará inicio a una Cumbre Social por el Clima paralela a la COP25 en la que la sociedad civil se organizará con el fin de presionar a los mandatarios del mundo para que pongan en marcha una mayor ambición climática.

Crisis climática
Saber si estamos dispuestas a intentarlo


No sé si podemos cambiar las cosas. Le dijo.
No podemos. Contestó. No podemos cambiar todo lo que se debería cambiar.
¿Entonces qué?
Se trata solo de saber si estamos dispuestas a intentarlo.