Burorrepresión
La red de abogadas AKAB nace “para empoderar al movimiento popular”

El nacimiento de Askatasun Kolektiboetarako Abokatuak se viene gestando tras el Askegune de 2015 en Gasteiz con el objetivo de dotar al movimiento popular de un instrumento frente a la represión en forma de multas, impunidad o juicios

AKAB
Presentación de AKAB en la Plaza de la Virgen Blanca (Gasteiz) Hala klik

publicado
2018-05-21 17:13:00

Un grupo de abogados y abogadas ha creado en Gasteiz AKAB, Askatasun Kolektiboetarako Abokatuak (Abogados y abogadas para las Libertades Colectivas), una red a nivel de Euskal Herria que tiene intención de “ayudar en la transformación de la sociedad desde una perspectiva de izquierdas y abertzale”.

La militancia de estos abogados y abogadas les ha concienciado de la represión que sufre el movimiento popular en forma de multas, impunidad o juicios. “Venimos del movimiento popular y queremos ponernos a su servicio”. Así se ha definido este nuevo colectivo en su presentación en Gasteiz, que no surge de la nada. Han sido varios años de gestación en los que de manera más o menos pública han desarrollado su labor. “Esta estrecha relación con el movimiento popular es la que nos ha permitido constatar que se reclamaba un instrumento de estas características”.

Las semillas que han llevado a estas personas a formar esta red comenzaron a ser sembradas en el AskeGune de mayo de 2015 en Gasteiz, con su posterior Herri Harresi. Un muro popular del cual se cumplen tres años, ya que fue un 18 de mayo cuando la Ertzaintza detuvo a tres militantes vascas en la Plaza de la Virgen Blanca para encarcelarlos bajo la acusación de “organización terrorista”. Una nueva criminalización contra el movimiento juvenil de la cual salieron fortalecidas también las letradas, que pudieron participar en dicho muro desde atrás, compartiendo sus conocimientos, y así lo han seguido haciendo los próximos 36 meses: “En la calle pero respetando siempre la autonomía de esos colectivos que trabajan”.

Desde AKAB quieren seguir participando en un movimiento popular que definen como “vivo y dinámico”, para seguir “consolidando este instrumento que desde la humildad militante pretende ser un servicio para el pueblo”. Es por eso que, valorando la necesidad de dotar de un instrumento que empodere al movimiento popular frente “a toda esa estructura legal e institucional que sostiene el statu quo”, han tomado la decisión de crear esta red de abogadas y abogados para equilibrar “la balanza de la injusticia reinante en el terreno de las leyes vigentes”.

Relacionadas

Burorrepresión
Stop Represión denuncia censura del ayuntamiento

El colectivo señala la negativa del Ayuntamiento de Logroño para el uso de la plaza del Espolón como la última censura de despedida de la junta de gobierno saliente.

Burorrepresión
Un miembro de Campamentos Dignidad, a las puertas de la cárcel
4

Como consecuencia de esta actitud rebelde y solidaria ha sufrido todo tipo de encontronazos con una justicia diseñada para la represión de subversivos y pobres. Fue uno de los juzgados y condenados por interrumpir los informativos de TVE en exigencia de una Renta Básica.

Libertad de expresión
Tres años de leyes mordaza
Cuando la ley mordaza cumple tres años, los artistas denuncian la censura y la falta de libertad de pensamiento y expresión crítica.
2 Comentarios
Anónima María 23:08 22/5/2018

A ver sras y sres letrados del resto de comunidades vayan uds. contagiandose de estos movimientos. Help please, que está la cosa feita por todas partes.

Responder
1
1
#16840 13:02 22/5/2018

Aupa !!!

Responder
1
0

Destacadas

Economía
¿Montamos una cooperativa de plataforma?

La Pájara Mensajería, Coopcycle, Som Mobilitat y Fairbnb son algunos de los proyectos cooperativos que han nacido para ofrecer una alternativa social a las economías de plataforma. Sus objetivos: crear un trabajo con condiciones dignas, estructuras de decisión horizontales y tejer redes.

Tenerife
La historia del Puerto de Granadilla: 300 millones de despilfarro

El puerto de Granadilla es una de las infraestructuras investigadas en una de las piezas del caso Lezo por supuestas comisiones pagadas de forma ilegal por OHL. Su construcción, que costó 300 millones de euros, fue objeto de una década de protestas por parte de colectivos ecologistas que denunciaban su inutilidad.

Acuerdos de Paz de La Habana
“El presidente colombiano no tiene voluntad política de cumplir los Acuerdos de Paz”

Gladys Rojas, secretaria de la corporación Sembrar, y Pablo de Jesús Santiago, síndico de la Federación Agrominera del sur de Bolívar, denuncian el incumplimiento de los Acuerdos de Paz de La Habana.