Memoria histórica
El Supremo avala que Franco abandone el Valle de Cuelgamuros

La decisión ha sido tomada por unanimidad. Los restos del dictador serán trasladados al cementerio de Mingorrubio, en El Pardo (Madrid).

24 sep 2019 12:22

La decisión está tomada. 44 años después de la muerte del dictador que dirigió el país durante casi cuatro décadas, España dejará de tener un mausoleo fascista. La Sección Cuarta de la Sala Tercera del Tribunal Supremo ha avalado que los restos de Franco salgan de la basílica de Cuelgamuros, en el valle homónimo de la sierra madrileña, y sean trasladados al cementerio de Mingorrubio, en la localidad de El Pardo (Madrid). Se trata del camposanto donde descansa su mujer, Carmen Polo, y es la opción que el Gobierno de Pedro Sánchez propuso a un contencioso entre familiares del dictador y el Ejecutivo que ha durado más de un año.

El Alto Tribunal ha desestimado por unanimidad un recurso de la familia Franco que solicitaba que, si Franco salía de Cuelgamuros, su cuerpo fuese enterrado en la Cripta de la Catedral de la Almudena de Madrid. Finalmente no será así, a pesar de que Carmen Franco, hija del dictador, compró en 1987 una sepultura en la catedral madrileña.

La familia, sin embargo, ya advirtió que, si el Supremo daba la razón al Gobierno, presentarían un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional.

La gestión del conjunto monumental de Cuelgamuros, mandado construir por Franco para su sepultura y levantado con trabajo esclavo de presos republicanos, corresponde al ente público Patrimonio Nacional, aunque la basílica está amparada por los Acuerdos entre el Estado español y la Santa Sede de 1979, lo cual da el control de la misma a los religiosos de la comunidad de benedictinos que la habita y que también controla una hospedería integrada en el conjunto.


Relacionadas

Teatro
Cuando en el teatro se representaba la huelga

La huelga fue protagonista, principal o secundaria, en numerosas obras de teatro escritas y representadas en España en la bisagra entre los siglos XIX y XX. El hispanista Gérard Brey ha analizado en profundidad lo que denomina “teatro de la huelga”, un subgénero hoy olvidado y desaparecido de la escena actual.

Memoria histórica
¡¡¡Irreductibles!!!

Hoy seguimos las historias de hombres y mujeres que combatieron en la guerra civil, posteriormente contra los nazis en Francia y volvieron a cruzar la muga para participar en la guerrilla antifranquista.

Memoria histórica
Justicia y reparación como necesidad social

La crisis sanitaria que vivimos ha obligado a suspender el acto que la Asociación Andaluza de Victimas de la Transición iba a realizar en homenaje a los asesinados por la Guardia Civil en Almería en 19811. Hoy más que nunca necesitamos recordar nuestra Historia, porque la base de nuestra democracia está viciada y sólo a través de la justicia, la verdad y la reparación es que podremos garantizar que aquellos hechos no se vuelvan a producir.

6 Comentarios
#39864 12:51 25/9/2019

Qué bien, ahora va a haber 2 sitios, en vez de uno, de peregrinación facha.

Responder
1
0
#39851 9:29 25/9/2019

Que conspiración inventamos para justificar la noticia ya que como lectores de este periódico tenemos que seguir pensando que es un órgano opresor fascista y nuestro enemigo

Responder
1
0
#39829 17:30 24/9/2019

¿Pero el Supremo no era un órgano fascista al servicio de los poderosos? Es lo que decís siempre... Jo, estoy hecha un lío... Creo que voy a empezar a informarme con El Mundo, que no me lía tanto y además así dejaré de ser la friki que lee sitios raros.

Responder
0
0
#39849 7:59 25/9/2019

Muchos lectores del periódico siempre tienen una teoria alternativa para las noticias que no les gusta

Responder
1
0
#39832 18:07 24/9/2019

Si que eres friki si

Responder
3
1
#39816 13:31 24/9/2019

Ya era hora erradicar esta anomalía antidemocrática

Responder
5
8

Destacadas

Coronavirus
Sanidad reduce en casi 2.000 personas el número de muertes por la pandemia

El Ministerio revisa a la baja el número de fallecidos a causa del covid-19. Catalunya y Madrid son las comunidades donde la cifra se rebaja más, con 1.126 y 291 menos, respectivamente.

Sanidad
Historias de enfermeras que emigraron para trabajar

Entre el 2010 y el 2016 España perdía miles de profesionales de enfermería, en su mayoría mujeres, que ante la falta de empleo, se marchaban a trabajar fuera. Para algunas es difícil volver, otras no se lo piensan. La mayoría coincide en las deficiencias de las condiciones laborales y la falta de horizonte.

Multinacionales
Grandes empresas estudian cómo hacer millones gracias a las medidas contra la pandemia
Varios estados, entre ellos el español, podrían recibir reclamaciones por daños y perjuicios de inversores extranjeros debido a las leyes de emergencia por covid-19.
Siria
Hasaka, una muerte anunciada para los yihadistas

No hace mucho tiempo los combatientes de Daesh se sentían invencibles. Ningún otro grupo insurgente en la historia contemporánea ha estado tan cerca de controlar tanto territorio y a tanta gente. Ahora, sus cuerpos raquíticos cuentan una historia muy distinta; son hombres despiadados que piden misericordia.


Coronavirus
Sanitarios organizan la primera protesta de la desescalada en Madrid
El lunes 25 de mayo a las 20 horas trabajadoras y trabajadores llaman a secundar una protesta en las puertas de todos los centros de Madrid
Migración
Las administraciones dejan en desamparo a un grupo de migrantes argelinos

Las 16 personas argelinas que tras llegar a la costa de Motril, y pasar por el Centro de atención temporal de extranjeros, fueron abandonados ante la subdelegación del gobierno y después retenidas en instalaciones no aptas están siendo ya derivadas con el apoyo de APDHA.

Laboral
Telefónica o cuando trabajar es una heroicidad

El pasado 7 de mayo, una de las principales empresas de telecomunicaciones del mundo anunció que premiaría con 650 euros a una parte de la plantilla por haber estado expuesta al covid-19. Una de las trabajadoras explica por qué considera que se trata de una “muestra más de la hipocresía de la empresa”.

Desigualdad
Las radicales tenemos que ser nosotras

En esta crisis la radicalidad es un activo. Eso lo ha entendido la derecha perfectamente, pero es un activo que utilizan para aceitar la inmovilidad y evitar el cambio. Por eso las radicales tenemos que ser nosotras, porque son radicales las políticas necesarias para conquistar derechos.

Venezuela
El desprestigio de Guaidó da un balón de oxígeno a Maduro

En esta tercera y última parte de la investigación sobre el contrato firmado por Juan Guaidó con los mercenarios estadounidenses, el autor analiza las consecuencias políticas de esta revelación y las nuevas amenazas de EE UU.

Últimas

Laboral
El sindicato gallego CUT se querella contra Marlaska por la prohibición de la manifestación del primero de mayo

Considera que existe una discriminación ideológica, ya que las manifestaciones de la ultraderecha han podido llevarse a cabo durante el estado de alarma, mientras su propuesta fue prohibida.

Huelga
CNT denuncia el despido de más de treinta huelguistas de Productos Florida

El sindicato ha comunicado que la empresa ha despedido a más de treinta personas empleadas que secundaban la huelga desde finales de febrero, por la que exigían acabar con la práctica de falsos autónomos y habilitar contratos dignos en la planta cárnica.

Coronavirus
Cuéntame un cuento para acompañarme en el confinamiento
30 narradoras y narradores orales escenifican relatos de manera virtual para más de 80 personas en situación vulnerable.
Alcorcón
Alcorcón defiende la sanidad pública y acalla las cacerolas

Después de una semana de tensiones en el municipio madrileño, el pasado sábado 23, vecinas y vecinos salieron a reivindicar la sanidad pública eclipsando las protestas contra el gobierno.