Cuatro meses sin cobrar como vigilante para el Ministerio de Defensa

Marsegur, una de las grandes contratistas de Defensa, lleva hasta cuatro meses sin pagar a sus empleados.

marsegur
Concentración de los trabajadores de Marsegur ante la ilegalización del convneio de empresa por el Supremo en junio.

publicado
2017-09-14 13:59:00

Alrededor de 800 trabajadores de la empresa de seguridad privada Marsegur llevan hasta cuatro meses sin cobrar, según afirma a El Salto la asociación Marea Negra por la Seguridad Privada.

Carmen Boente Marquez es una de las contratadas por Marsegur para la vigilancia de los edificios de Defensa. En concreto, es vigilante en la Escuela de Guerra del Ejército, ubicado en la zona de Argüelles, en Madrid. “Llevo años trabajando con el Ministerio en el mismo puesto, pero cada vez por una empresa, con subrogaciones”. Antes de que Marsegur se llevara el contrato de Defensa y Carmen pasara a su plantilla, estaba contratada por Seguridad Integral Canaria, que aún le debe el finiquito. Al pasar a Marsegur, vio cómo su sueldo se reducía en un 40%.

“Entre nocturnidad, días festivos y otros complementos, venía cobrando 1.600 euros y de golpe y porrazo pasé a cobrar 930, y con las dos pagas extraordinarias prorrogateadas”, explica a El Salto. Este mes aún no ha cobrado el sueldo y teme que el propietario del piso en el que vive de alquiler junto a su hijo no quiera renovarle el contrato por el retraso en el pago. “La empresa dice que no puede pagar porque Defensa no le paga, y se limpia las manos”, denuncia.

En lo que va de año, Marsegur ha recibido contratos públicos para la vigilancia de distintos edificios institucionales por importes que suman cerca de 20 millones de euros. El más abultado de ellos es el formalizado, por parte del Ministerio de Defensa en abril, por 16 millones de euros.

Marsegur está vinculada a la Seguridad Integral Canaria, de la que es propietario Miguel Ángel Ramírez –presidente del Grupo Ralons y de la Unión Deportiva Las Palmas, investigado por un presunto de delito de fraude a la Seguridad Social–, a través de la Asociación de Compañías de Seguridad Privada (ACOSEPRI), existente desde 2014 y en donde figuran dos empresas más también relacionadas a través de cargos con el empresario canario, según detalla la web Voz Populi, que le vincula con el exministro de Industria José Manuel Soria. “Lo peor de todo esto es que tiene manga ancha para acceder a contratos públicos con la mejor carta de presentación que, no es otra que el mismo Gobierno”, denuncian desde Marea Negra. Ramírez donó un total de 150.000 euros al PP en 2010 y 2011 a través de su empresa Gestiones y Asesoramientos.

Los trabajadores de Marsegur en el cuartel de Torregorda (Cádiz) –también dependiente del Ministerio de Defensa– también llevan protestando desde julio, con manifestaciones todos los lunes ante la bajada de sueldo que ha supuesto el paso de servicio a esta empresa, que cifran en una media de 500 euros. Situación parecida se vive en Ceuta, donde los vigilantes de la Clínica Militar denuncian que su sueldo ha bajado entre 400 y 800 euros, según los complementos salariales. Desde Marea Negra afirman que el personal de seguridad privada de Marsegur en Ceuta “llevan desde junio sin ver un solo euro”.

“Mientras tanto la administración sigue impasible, sin penalizar las malas prácticas de estas empresas”, denuncia josé Carbonel, vicepresidente de Marea Negra, asociación que apunta a la responsabilidad de la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, y al ministro de Fomento, Íñigo de la Serna.

Relacionadas

Anarcosindicalismo
Salvador Seguí, el chico que hizo madurar al sindicalismo

Salvador Seguí, el ‘noi del sucre’, abandonó la escuela a los 12 años para aprender el oficio de pintor. Su ideario se formó con la cultura como palanca de liberación personal; y el sindicato, de la liberación colectiva.

Huelga
La huelga no es cosa de reinas

Mientas que la reina Letizia declaraba su adhesión a la huelga feminista del 8M, tres mujeres recibían una sentencia de 18 meses de cárcel por participar en un piquete en la llevada a cabo durante el 8M del 2018. Existe una "guerra" por el relato donde siempre pierden quienes defienden los derechos de la clase trabajadora.

Laboral
Los Gobiernos de Sánchez y Urkullu dejan morir a La Naval

Los trabajadores vuelven a movilizarse esta semana tras recibir las 173 cartas de despido. Ni Madrid ni Vitoria dieron los pasos necesarios para evitar este nuevo drama social en Sestao, el pueblo con más paro de Euskadi.

0 Comentarios

Destacadas

Temporeros
¿Otro año de abusos contra las temporeras marroquíes?
Ante el regreso de las temporeras marroquíes a Huelva, surge el interrogante de si esta vez se podrán garantizar sus derechos.
Acuerdos comerciales
El ‘no’ del Parlamento Europeo al acuerdo con Trump abre una fisura inédita en Europa

Los jefes de Estado europeos deben decidir si siguen adelante con el acuerdo comercial con Estados Unidos después de que el Parlamento rechazase aprobar un mandato para buscar dicho acuerdo.

Fridays for Future
Politizar la crianza en defensa del planeta: nace Madres por el Clima

Un grupo de madres impulsa un colectivo para apoyar las movilizaciones estudiantiles de los Fridays for Future y ayudar a denunciar la falta de acción real contra el cambio climático.

Memoria histórica
Ian Gibson: “Un país que olvida su pasado está condenado a la mediocridad”

El hispanista, junto a un equipo formado por el experto en georradar Luis Avial y el periodista Víctor Fernández, entre otros, realizaron una investigación sobre la ubicación de los restos de Federico García Lorca, la cual impulsó que la Junta de Andalucía propusiera llevar a cabo una nueva búsqueda en otoño de 2018. Un informe del Ministerio de Justicia en enero frustró el intento.

Últimas

Opinión
Sobre poder y dominación en nuestros espacios críticos
La realidad nos explota en la cara, y no podemos dejar de ignorar mucho del daño que nos estamos haciendo, los poderes que estamos generando.