Laboral
Auxiliares de Navantia: 15 días de huelga entre amenazas de la empresa y división sindical

Los trabajadores de las empresas auxiliares de Navantia en los astilleros de la Ría de Ferrol se mantienen en huelga desde el 5 de octubre para reclamar los sueldos que tenían en 2001.

Navantia Ferrol astilleros
Imagen de los astilleros de Navantia en Ferrol. Gervasio Varela

publicado
2017-10-20 10:41:00

Los trabajadores de las empresas auxiliares de Navantia en los astilleros de Ferrol cumplen 15 días en huelga indefinida. La huelga, convocada por el sindicato nacionalista CIG, se inició el 5 de octubre para reivindicar que a los empleados se les vuelvan a aplicar las tablas salariales acordadas en 2001 después de una huelga de 21 días, unos salarios que se han degradado desde entonces.

El conflicto está latente desde 2014, cuando, tras expirar varios contratos importantes de fabricación de barcos, cientos de auxiliares fueron al paro. “Se trata de trabajadores crónicamente eventuales, esa flexibilidad laboral que les gusta a las empresas, un ejército de reserva”, explica Ramón Alfonzo, de la Federación de Industria de la CIG, que añade que cuando se recontrató a muchos de estos trabajadores, las empresas se aprovecharon de su situación de necesidad y aplicaron nuevos salarios, los del convenio de astilleros.

“Cuando llaman a la puerta de las empresas, les dicen que estas son las nuevas condiciones, o las tomas o las dejas –añade Alfonzo–. De una manera unilateral y abusiva se ha aplicado una devaluación salarial que no figura en las estadísticas que miden la evaluación de los salarios por convenio”. En determinadas categorías, la bajada de sueldos alcanza los 400 euros al mes, indica este sindicalista, que denuncia que sus reivindicaciones no fueron asumidas por el comité de empresa de la empresa principal, Navantia, “que debería ser garante de los acuerdos”.

La situación estalló el 25 de septiembre, cuando CC OO y UGT firmaron un preacuerdo de convenio del metal para la provincia que no incluía directamente las tablas salariales de 2001, que se dejaban este punto a una negociación posterior en una comisión delegada -sin presencia de CIG- cuyo objetivo sería la inclusión de esta tabla. Tras varias asambleas abiertas convocadas por CIG, los trabajadores decidieron ir a la huelga, que no es apoyada por CC OO, UGT ni Movemento Alternativo Sindical (MAS).

Desde la Federación de Industria de CC OO consideran la huelga “ilegítima”, y su responsable afirmaba hace pocos días que hace falta “asentar y garantizar la carga de trabajo, eso es lo primero, y luego recuperar las condiciones laborales”. Alfonzo, de CIG, plantea: “¿Desde cuándo una patronal negocia los salarios en función de un contrato y después de otro y después de otro? Los salarios tienen que ser algo estable, no se puede vender el producto y luego fijar los salarios. Esto parece inasumible por parte de un sindicato, y sin embargo está siendo así”, dice en referencia a CC OO y UGT, a las que acusa de connivencia con las empresas y de “asumir de manera completamente acrítica el discurso de la patronal diciendo que este contrato no da”.

Una votación polémica

En una situación de tensión absoluta entre la CIG y el resto de sindicatos, CC OO, UGT y MAS han convocado para hoy, 20 de octubre, entre las 10h y las 13h, un “referéndum” para que los trabajadores decidan sobre la continuidad o no de la huelga. “Han llamado a esta votación cuando ellos no son los convocantes de la huelga”, indica Alfonzo, que añade que “en las asambleas ya se ha votado la posibilidad de suspender los paros por una propuesta de la mesa de negociación y se rechazó”.

Lo más grave para este sindicalista es que una vez se hizo pública la convocatoria a esta votación por parte de CC OO y UGT, “los departamentos de recursos humanos de las empresas están convocando a los trabajadores uno a uno para que vayan a votar con su carnet de identidad, y esto es gravísimo porque no sabemos de dónde han sacado el censo y abre la posibilidad de represalias a quien no acuda”. Según Alfonzo, “CC OO y UGT se lo han puesto en bandeja a los departamentos de recursos humanos de las patronales, esto es colaboracionismo sindical para reventar una huelga”. Desde CIG han decidido no participar en la votación, aunque esperan a lo que pase hoy para ver qué pasos seguir.

En los últimos días, la tensión ha ido aumentando, y Navantia acusa a los huelguistas de haber provocado la pérdida de dos contratos de reparación de gaseros con una carga de trabajo de 50.000 horas, y de que las instalaciones están impracticables, ya que los trabajadores de limpieza también secundan el paro. La empresa presentaba el 16 de octubre ante el Servicio Provincial de Mediación y Conciliación de Ferrol una demanda por la que exige a la CIG y al comité de huelga 1,78 millones de euros “en concepto de daños” por la huelga de los auxiliares.

Navantia amenaza

Además, Navantia, ha amenazado a los trabajadores de su empresa con que si la situación persiste realizará un cierre patronal. “Es una manera de presionar muy mafiosa, es legalmente dudoso que tengan derecho a hacer un cierre patronal cuando la huelga es de plantillas ajenas a la principal”, indica Alfonzo, que considera que Navantia “está amenazando a su propia plantilla con el hecho de que pueden pasar no se sabe cuánto tiempo sin percibir salarios por culpa de los trabajadores de la industria auxiliar, ése es el mensaje que se traslada a sus propios empleados”. Sin embargo, varias decenas de empleados de Navantia han mostrado su apoyo a los trabajadores de las empresas auxiliares en los últimos días, “no todo lo que nos gustaría, porque están siendo muy mediatizados por el comité de empresa, pero hay que agradecer que hay un porcentaje no desdeñable de gente que se está solidarizando con sus compañeros”, indica Alfonzo.

En una situación de incertidumbre sobre cómo se desarrollará el conflicto en los próximos días, los trabajadores auxiliares convocaban una manifestación en Ferrol que se desarrollaba en la tarde del 19 de octubre con la participación de unas 2.000 personas a pesar de la lluvia. Sobre los próximos pasos que van a seguir, Ramón Alfonzo concluye: “Como diría Simeone, vamos partido a partido, no nos queda más remedio, aunque nos disguste la votación que se ha convocado para mañana, estar a la expectativa de lo que pueda pasar, y en función de eso también tomaremos nuestras decisiones, que siempre tomamos en asambleas abiertas de trabajadores”.

Finalmente, en la votación, a la que estaban convocados 1.800 trabajadores auxiliares, han participado 966, de los que 803 han votado a favor de desconvocar y 149 en contra, mientras que ha habido 13 votos en blanco y uno nulo. 

Relacionadas

Filosofía
Las falacias del liberalismo
El trabajo como fundamento de la propiedad y la libertad y autonomía del individuo: esas son las dos falacias del liberalismo a desenmascarar.
Industria
Industria vasca, el naufragio permanente

La industria vasca ha pasado de 423.000 empleos en 1975 a 194.000 en la actualidad. Una pérdida del 54% que continúa ahogando al sector con políticas neoliberales. Fagor, Xey, CEL y La Naval son ejemplos recientes de mala gestión del Gobierno y las diputaciones vascas.

Sindicatos
Los sindicatos y el (no tan) nuevo mapa laboral
¿Qué papel tienen los sindicatos ante las nuevas relaciones laborales? Análisis del IV Encuentro de profesionales juristas en Bilbao.
11 Comentarios
Anónimo 19:22 22/10/2017

Decir que están en precario es una falta de verdad; cobran por el convenio provincial, el cual si necesitaba una subida que se ha cerrado hace poco. Por que no se dice la verdad.... esos mal llamados acuerdos fueron impuestos progresivamente aunque la fecha sea 2001 (habiendo empresas que firmaron coaccionadas en el 2004-2005) y algunas ni firmaron y se les coacciona igualmente. Precario!!. cuando solo afecta a oficiales, dejando fuera a encargadas, administrativos, y demás personal que también prestan sus servicios dentro del astillero. Generando un agravio comparativo con otros compañeros que estamos fuera y un sindicato defiende que esto? que esperas del mismo hombre que hace unos años en su empresa defendia mejoras para la plantilla fija y los eventuales eran..... eventuales.

Responder
1
10
Auxiliares 24:33 20/10/2017

Bueno hablar sin conocer.Esta luchando por los salarios de todo un colectivo que está en precario es el único que los defiende..Para defender la patronal ya están las direcciones de CCOO y UXT y vosotros que no sabéis de lo que habláis..
Animo compañeros de las Auxiliares que esto lo vamos a ganar...

Responder
11
0
#1359 14:18 20/10/2017

Y ese Afonzo trabaja en alguna empresa auxiliar o es uno de esos liberados sindicales que no trabajaron nunca ?

Responder
13
9
#1417 24:34 20/10/2017

Trabaja más que tú seguro

Responder
2
12
Currante 17:08 20/10/2017

Que va. Es un patético aspirante a troll que pasa su vida delante de un teclado escupiendo veneno. Un "Guerrero" del teclado.

Responder
1
17
#1419 24:49 20/10/2017

Currante tu? no lo creo más bien vividor...

Responder
12
2
#1369 16:02 20/10/2017

Nooo seguro que habla de boquilla como tú no te jode, por eso ha sacado un artículo de 40 líneas

Responder
5
13
#1388 19:16 20/10/2017

La pregunta no era si ese tal Afonzo sabe escribir, la pregunta es si es un trabajador de las empresas auxiliares que llevan 15 días en huelga, perdiendo sus salarios o es un liberado sindical que no trabajó nunca y que va a cobrar su salario de esos 15 días ?

Responder
12
3
#1420 24:52 20/10/2017

Tu eres de CCOO o de UXT de los que no hay liberados... jajajajaja

Responder
1
12
#1418 24:37 20/10/2017

Cuando te suban a ti el salario a él le va a quedar lo mismo... Espabila que ya tienes años..

Responder
0
11
#1536 11:19 23/10/2017

Repito una vez más la pregunta: Ese Afonzo es un trabajador de las empresas auxiliares o es un liberado sindical, que no trabajó NUNCA en ninguna empresa?

Responder
9
0

Destacadas

Elecciones generales del 28 de abril
Catalunya como objeto arrojadizo de la derecha española

Los ecos del otoño de 2017 están marcando la campaña electoral de los partidos neoconservadores y neoliberales. PP, Vox y Ciudadanos apuestan por la eliminación del autogobierno de Catalunya mientras gobiernen los partidos independentistas y por la recentralización de competencias autonómicas.

Veganismo
Y yo que soy de los malos…

Por más que me esfuerce, no hay nada heroico ni trepidante en comerse a un animal criado en una granja, ejecutado, despiezado, envasado, transportado, comercializado en una bandeja de poliestireno con una etiqueta en la que ponga “4,35 €” y una fecha de consumo.

Elecciones generales del 28 de abril
De los 40 (años de democracia) a la V de Vox, el glosario del primer debate electoral
4

El primer debate electoral televisado con los cuatro candidatos principales de las generales de 2019 dejó a un Pedro Sánchez desatado, a Pablo Casado y Pablo Iglesias comedidos; y a un Albert Rivera al borde de un ataque de histrionismo.

Elecciones generales del 28 de abril
De los sueños del 15M a “la política del zasca”

Entre elección y elección, se cumplirá el octavo cumpleaños del 15M. La posibilidad de que un gobierno de derecha y extrema derecha ocupe la Moncloa se junta con el recuerdo de las plazas vibrando.

Últimas

Bicicleta
Criticona 2019: ¿cuántas bicis caben en Madrid?

Esta pregunta, que fue el lema de la primera Criticona celebrada en 2009, se repetirá el próximo y muy electoral fin de semana en su undécima edición que, diez años después, vuelve a la capital del reino.

Cambio climático
Estas son las diez empresas que más contribuyen al cambio climático en España

Endesa, la empresa más contaminante del país, expulsa a la atmósfera el 23% de las emisiones industriales y el 9% de las totales, según el informe Big Polluters in Spain 2019, del Observatorio de Sostenibilidad. Las diez compañías más sucias lanzan el 62% de las emisiones fijas y el 25% de las de todo el país.