Laboral
Un miembro de la patronal de Cáceres e histórico del PSOE insulta a los trabajadores

Los sindicatos han decidido abandonar la negociación del convenio colectivo de hostelería de la provincia de Cáceres. Cesar Martín, representante de la patronal, se burló sin ningún tipo de miramientos y descalificó a los trabajadores y trabajadoras del sector tachándoles de "personas sin educación, guarros y sucios".

Camarera

publicado
2018-03-12 14:09

Con descalificaciones a los trabajadores y trabajadoras del sector servicios de la provincia de Cáceres, tachándolos de "personas sin educación, guarros y sucios" y afirmando que su falta de cultura les impedía "interpretar el Estatuto de los Trabajadores", pretendía la patronal de Hostelería de la provincia de Cáceres comenzar a negociar el convenio sectorial.

Según el relato de CC OO, en ningún momento se retractó de estos insultos y no fue corregido por ninguno de los otros representantes de la patronal presentes en la reunión. Ante esta situación, los sindicatos presentes se levantaron de la mesa y suspendieron la negociación.

Además de los insultos, según los sindicatos presentes, la pretensión de la patronal es imponer un convenio a tres años en el que el sector empresarial quiere introducir aumentos de jornadas de cuatro horas anuales, a cambio de un incremento salarial de un raquítico 0,2%. Esto lo sumaría a un aumento de 12 horas de jornada, y un 0,6% de incremento salarial para los tres años de vigencia. Además, plantean disponer de contratos a la carta y jornadas irregulares, que les permita una abusiva distribución, con la creación de una bolsa de horas a su plena disposición.

SINDICATOS

Los sindicatos UGT, CC OO y CSIF, en la mesa de negociación, han manifestado su más profundo rechazo y repulsa ante esta actuación y exigen a la Federación Empresarial que revise las capacidades y talante de los miembros que representan a la patronal cacereña en el sector de la hostelería.

Además, entienden que este tipo de aptitudes son propias de otra época y están en las antípodas de las de una patronal que busque trabajar por el desarrollo de su sector y la excelencia gastronómica y turística de la región.

CESAR MARTÍN CLEMENTE

El representante de la patronal que ha proferido los graves descalificativos a los trabajadores y trabajadoras del sector de la hostelería es un viejo conocido en las esferas del poder de la región. Histórico militante del PSOE, fue homenajeado por ello en el 2013 en la sede del PSOE de Cáceres con la presencia de Guillermo Fernandez Vara, presidente de la Junta de Extremadura, y Francisco Capilla, el entonces secretario regional de la UGT.

Precisamente, gracias a esa militancia histórica, es una persona recurrente por parte del PSOE de Extremadura para participar en conferencias sobre la historia del socialismo en la región.

En su vida empresarial, Cesar Martín es el responsable de AECAHTUR, colectivo hostelero ligado a la patronal cacereña, al que representa en las negociaciones con los sindicatos. Como empresario, son conocidas sus practicas de acoso a los trabajadores y trabajadoras, como denunció CC OO en 2017 que estaba sucediendo en la cafetería del Hospital de Mérida que gestiona desde una de sus empresas.

Relacionadas

Laboral
La tecnología o la vida: el derecho a la desconexión digital

Siguiendo la estela de países como Francia, también en España se ha regulado el denominado derecho a la desconexión digital de los trabajadores y trabajadoras incorporándolo al articulado de la Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y Garantía de los Derechos Digitales. ¿Pero en qué consiste este derecho y cómo se configura?


Laboral
Derechos laborales en la última milla

A mediados de julio del 2019, llegó un correo al Ministerio de Economía y Competitividad y al Ministerio de Trabajo cuyo contenido ha sido anunciado, paralelamente, por todos los periódicos del país, concediendo entrevistas a su remitente en los principales espacios informativos audiovisuales. ¿La noticia? Las plataformas digitales van perdiendo la batalla jurídica frente a los “riders”. Pero en la derrota también existen clases.

Laboral
Industria 4.0, ¿una revolución?

Históricamente se conocen tres “revoluciones industriales”. Simplificando, el vapor, la electricidad y el toyotismo, han sido considerados avances en la industria y en los procesos productivos, que han generado cambios sociales trascendentales y sendas “revoluciones”.

8 Comentarios
#10919 20:40 16/3/2018

Y los que ha despedido del hospital de Mérida con bajada de sueldos incluido con empresarios así volvemos a los santos inocentes y sociolisto encima que bien le abra venido.

Responder
0
0
#10569 8:26 13/3/2018

¿Pero que tipo de personajes hay en el PSOE extremeño? Hace poco, tb otro personaje relevante del PSOE, Fernando Solis Fernández, actual jefe de servicio en Educación enviaba un mensaje con motivo de la huelga del 8M vulnerador del derecho de huelga. Vaya, a resultar que en el PSOE hay personajes más antiobreros que en el PP o Ciudadanos, e incluso que en la patronal

Responder
7
0
#10564 25:46 12/3/2018

PSOE is the new PP

Responder
4
0
#10562 25:25 12/3/2018

Ésta persona no tiene ni nombre, educación, y respecto hacía lis demás, donde tiene que estar es con los cerdos en la cuadra y no lo querrán porque los cerdos son más limpios.

Responder
3
0
#10554 21:21 12/3/2018

Vaya cacique, el PSOE extremeño en estado puro

Responder
12
0
Saltamos Extremadura 19:22 12/3/2018

No solo gestiona al cafetería del Hospital de Mérida, gestiona más cafeterías de hospitales del SES y no solo está bien relacionado con el PSOE y fue homenajeado por ello, además también fue diputado en la Asamblea de Extremadura en la etapa oscura del ibarrismo.

Responder
13
0
#12048 9:34 27/3/2018

Y el bar atrezzo en doctor Fleming, antiguo gambrinus.

Responder
0
0
#10546 18:58 12/3/2018

este tipo es fiel retrato actual de don Pedro Luis Jarrapellejos. Está tardando el PSOE en declarar persona non grata en su partido a este cacique

Responder
16
0

Destacadas

Derecho a la ciudad
Seguridad y urbanismo, el relato perdido de las izquierdas

Un reciente estudio ha puesto de manifiesto las diferencias de criterio a la hora de medir los efectos de la gentrificación. En esta divergencia subyace un debate ideológico. La existencia de alternativas o límites a la gentrificación no se ha traducido en políticas concretas en ciudades como Madrid. La derecha y las promotoras siguen teniendo la sartén por el mango.

Portugal
Costa se arriesga a nuevas huelgas a poco más de un mes de las elecciones generales de Portugal

El Sindicato Nacional de Motoristas de Matérias Peligrosas, que puso en jaque al país durante la huelga que convocó a mediados de agosto no cuenta con el apoyo de los partidos de izquierda ni los sindicatos. Sus transportistas, no obstante, amenazan con parar el país y tienen mecanismos para hacer escuchar sus reivindicaciones.

Ciencia
De aquellos datos, estas conclusiones

Entre científicos, la controversia sobre qué estadística es la “correcta” sigue a día de hoy. Cuál se usa en distintos campos tiene mucho que ver con la costumbre.

Residuos
El verano agrava los problemas con la basura de las ciudades españolas

La temporada estival supone un pico en la generación de residuos. A los peligros asociados a los incendios que generan los vertederos se une la saturación de las plantas a la hora de tratar la basura.

Sexualidad
De conjugaciones relacionales

Tres personas conversan sobre cómo entienden los vínculos, la atracción o la confianza. No son expertas ni teóricas, pero tienen mucho que decir.

Últimas

Ecofeminismo
¿Por qué molesta Greta Thunberg?
Asististimos una virulenta reacción contra Greta Thunberg que ignora deliberadamente el espacio Fridays for Future, niega el cambio climático y tiene su buena dosis de machismo
Accesibilidad
No, Badajoz no es una ciudad accesible
Cualquier salida por pequeña que sea desde su domicilio es, para las personas con discapacidad motora, una auténtica prueba de obstáculos
Vivienda
La zona cero de la gentrificación en València

La gentrificación que sufren barrios del centro de la ciudad como Russafa y Ciutat Vella supone una violencia económica que amenaza y expulsa al vecindario de toda la vida y lo sustituye por nuevas clases sociales.

Menores migrantes
Salima: “Ahora yo estoy decidiendo mi futuro”

Salima, de Nador (Marruecos), cruzó sola la frontera con Melilla cuando tenía 16 años. Dos años después llegó a Málaga, también sola. Es una de las niñas que ha dejado atrás su país y su familia en busca de un futuro mejor.