Los chalecos amarillos le ganan la batalla a Macron

El presidente francés, Emmanuel Macron, anuncia que retirará el impuesto a los carburantes.

Manifestacion Gilets Jaunes en Avignon
Manifestación de lo "Gilets Jaunes" el pasado 1 de diciembre, en Avignon. Foto: Sébastien Huette

publicado
2018-12-04 12:15:00

El Gobierno de Emmanuel Macron anunciará hoy una moratoria sobre la tasa de los carburantes. La decisión, tomada la pasada noche, en la víspera de una reunión con representantes del movimiento de los chalecos amarillos que ha sido finalmente cancelada, se concretará hoy en una reunión prevista con parlamentarios de La República en Marcha, según adelanta El País.

El movimiento de gilets jaunes, traducido como chalecos amarillos, comenzó el pasado 17 de noviembre con cortes de carretera en todo el país ante el aumento de los precios de los carburantes y, en concreto, por la entrada en vigor de la taxe carbonne, impuesto ecológico de carburantes en Francia

La movilización de las chalecos amarillos ha sido tachada por muchos medios de Francia como la más violenta desde mayo del 68. Desde que comenzaron las protestas a mediados de noviembre, se han contado más de 300 personas detenidas, cuyos juicios rápidos comenzaron este lunes 3 de diciembre.

Las protestas también han tenido una víctima mortal: una mujer de 80 años murió el pasado domingo en Marsella alcanzada por una granada lacrimógena lanzada por la policía a los manifestantes.

3 Comentarios
#27187 22:35 4/12/2018

Bueno, sin quitar mérito al asunto, lo que se ha conseguido es una "moratoria" de 6 meses.

Responder
0
0
#27177 22:11 4/12/2018

Han habido ya tres víctimas mortales. Y no, no han ganado todavía a Macron, que haya una moratoria no es una victoria. Este sábado más!

Responder
0
0
yerbasmagicas
lU 12:01 4/12/2018

CITA LITERIAL: "una mujer de 80 años murió el pasado domingo en Marsella alcanzada por una granada lacrimógena lanzada por la policía a los manifestantes".
¿Murió o fue asesinada por la policia? si el proyectil hubiera sido lanzado por manifestantes todos los mass-mierda hablarian de asesinato, cuando es al reves ni se habla de asesinato ni de homicidio involuntario ni de imprudencia temeraria por parte de la policia, solo se dice que "murió". Igual que si la anciana huberia sufrido una gripe: falleció. El diario Egin hablaba mas claro cada vez que la policia mataba a alguien titulaba: LA POLICIA ASESINA a una persona en tal sitio de tal manera. La policia tenía el habito de disolver a tiros las manifestaciones en los años 70 y 80. Entonces se hablaba claro, entonces la izquierda crecía. Ahora con tanto subterfugio la gente se va a la ultraderecha, único lugar donde se habla claro, dicen chorradas pero claramente sin circunloquios.

Responder
9
0

Destacadas

Crímenes del franquismo
El Caso Cipriano Martos: la verdad de un hombre bueno

Cipriano Martos habría cumplido hoy 76 años. Murió cuando no había llegado a los 30 en el Cuartel de Reus, donde estuvo retenido durante 21 días. La versión oficial dijo que él mismo ingirió el contenido de un cóctel Molotov. Es uno de los crímenes del franquismo sobre los que la Ley de Amnistía desplegó un velo de impunidad.

Deportes
Ángel Cappa: “El fútbol sigue perteneciendo a la clase obrera”

El entrenador argentino Ángel Cappa analiza el contexto político que rodea al partido más importante y extraño del fútbol argentino de clubes en las últimas décadas. Un River Plate-Boca Juniors que se juega esta tarde en Madrid.

Vox
Enfadados con todo: Vox y la masculinidad
18

¿Qué pasa con los hombres para que encuentren en la derecha radical un nicho de confianza? ¿Qué dice o hace la ultraderecha para conectar con un votante masculino?

Últimas

Arte
Arte contra la nueva autoridad democrática

Difícil de encasillar, la propuesta artística de Democracia combina la acción directa, el lenguaje publicitario y herramientas de variadas disciplinas para poner en solfa el poder y las relaciones de dominación.

Minería
Crónica de una ecologista en la junta de una multinacional minera
Una activista contra la megaminería se introduce en la junta de accionistas de Atalaya Mining y se ven obligados a escuchar sus reivindicaciones.