Biodiversidad
Oreo, las galletas vinculadas a la extinción del orangután

Una investigación señala que los proveedores de aceite de palma de la multinacional Mondelez han destruido casi 25.000 hectáreas de hábitat del orangután en dos años. En total, 22 suministradores de la marca han acabado con 70.000 hectáreas de selva.

orangutan
Un estudio señaló en 2017 que la mitad de la población de orangutanes de Borneo falleció entre 1999 y 2015 a causa del ser humano.

publicado
2018-11-13 12:00

Consumir es un acto político, y algo tan simple como comprar una caja de galletas puede tener consecuencias nefastas. Una investigación de la organización ambientalista Greenpeace señala que los proveedores de Mondelez, el fabricante de productos alimenticios conocido por ser el responsable de las galletas Oreo, son poco amigos del medio ambiente.

El documento afirma que los suministradores de la empresa, uno de los mayores compradores de aceite de palma del mundo, han destruido en los dos últimos años casi 25.000 hectáreas de hábitat del orangután en Indonesia. La compañía utiliza este compuesto en otros de sus productos, como las barritas de chocolate Cadbury o las galletas Ritz.

Pero el problema no queda ahí. Tras analizar 22 proveedores de la multinacional, la investigación indica que, entre 2015 y 2017, estos destruyeron más de 70.000 hectáreas de selva tropical, una superficie superior a la de la ciudad de Chicago, precisamente donde se encuentra la sede de Mondelez. La empresa obtiene gran parte del aceite de palma que utiliza de Wilmar International, el mayor comerciante de este producto en el planeta.

Promesas incumplidas

Según señala Kiki Taufik, responsable de la campaña de Bosques de Greenpeace en el sudeste asiático, “es indignante que, a pesar de que hace diez años prometió limpiar su cadena de suministro de aceite de palma, Mondelez todavía está comerciando con destructores de los bosques”. Tal como apunta, “los proveedores de Mondelez están todavía deforestando las selvas tropicales y destruyendo el hábitat del orangután, lo que lleva a estas hermosas e inteligentes criaturas al borde de la extinción. Literalmente, están muriendo por culpa de una galleta”.

Wilmar, tras numerosas críticas, también anunció en 2014 su compromiso de “no deforestación, no destrucción de turberas y no explotación”. Sin embargo, desde Greenpeace hablan de “fracaso total” por parte de la empresa y ya señalaban en septiembre que la compañía “todavía continúa suministrándose de aceite de palma procedente de empresas que están destruyendo bosques tropicales y robando tierras de las comunidades locales”.

EXPLOTACIÓN LABORAL

Los proveedores de empresas como Unilever, Nestlé, Colgate-Palmolive y Mondelez, responsables de la deforestación de la selva, ya habían sido acusados de fomentar el trabajo infantil, explotación de los trabajadores, deforestación ilegal, incendios forestales y acaparamiento de tierras en la investigación de Greenpeace publicada en septiembre y tituladaLa cuenta atrás. Ahora o nunca: es la hora de reformar la industria del aceite de palma. En el documento se acusaba a estas empresas de destruir una zona de selva tropical de casi el doble del tamaño de Singapur en menos de tres años.

Además, otro estudio de la Liverpool John Moores University señalaba en 2017 que, solo en Borneo, 150.000 orangutantes habían muerto como consecuencia de la deforestación de la selva y la caza entre 1999 y 2015. La cifra supone la muerte de la mitad de los individuos de esta especie en la isla en ese período.

“El director general de Mondelez International, Dirk Van de Put, se había comprometido con los consumidores a ofrecer ‘aperitivos correctamente elaborados’. Pero no hay nada correcto en una galleta o un aperitivo hechos con un producto que ha destruido la selva, matado orangutanes y aumentado la temperatura global”, ha declarado Miguel Ángel Soto, portavoz de Greenpeace España. Soto ha exigido además a las empresas que “tomen medidas y cancelen sus compras de aceite de palma a Wilmar hasta que este proveedor pueda demostrar que su aceite de palma no destruye la selva tropical”.

Asimismo, Greenpeace recuerda que “la deforestación tropical produce más emisiones de gases de efecto invernadero al año que toda la Unión Europea, superando a todos los países excepto a Estados Unidos y China”.

La deforestación por aceite de palma del hábitat de los orangutanes fue polémica el pasado sábado cuando Clearcast, la comisión reguladora de los contenidos que aparecen en la televisión pública británica, decidió censurar un anuncio televisivo navideño de los supermercados Iceland en los que se criticaba precisamente la destrucción del hábitat del primate. 

Relacionadas

Mediterráneo
Posidonia, el amenazado bosque marino milenario del Mediterráneo
La crisis climática se suma a los factores que afectan a la Posidonia oceánica, uno de los ecosistemas más ricos del Mediterráneo, responsable de ese azul en el que a su verdugo le gusta tanto bañarse.
Biodiversidad
Apicultura intoxicada: agricultura, biodiversidad y plaguicidas

Es indispensable escuchar el reclamo de las organizaciones ecologistas que piden el compromiso político de todas las formaciones para reducir al 50% el uso de plaguicidas en 2023.

Antiespecismo
Delfines en el zoo: el sufrimiento tras la sonrisa

Malnutrición, estrés, hematomas… Activistas por los derechos de los animales denuncian las condiciones de vida de delfines como los que viven en el Zoo Aquarium de Madrid, tras una denuncia del Proyecto Gran Simio basada en información de la organización internacional Sea Shepherd Conservation Society.

19 Comentarios
#26350 20:51 18/11/2018

Los productos elaborados con aceite de palma son cancerigenos.

Responder
4
1
mundonets.com 2:45 16/11/2018

Es una pena realmente, lastima que ningun boicot podran parar la sed de ganancias de una empresa como estas.

Responder
7
2
#26050 14:48 15/11/2018

Además de exterminar una especie, por el consumo de aceite de palma, que es cierto, tambien la caza indiscriminada, la madera, etxc, etc, el humano es el único que destruye todo a su paso, la naturaleza es sabia, y va lenta pero aplastant3, coló no la hemos cuidado, ella se encargara de su dolor. Todos somos cómplices! No compren mas galletas Oremos simplemente porque no han cumplido con su palabra! Vergonzoso!

Responder
8
1
Mari 14:42 15/11/2018

Nefasto por parte de los consumidores del aceite de palma! Oreo debe comprommeterse seriamente con no utilizar el aceite de palma, o habrá que hacerles boocot a sus galletas Oreo! Basta de extieminio intencionado, de los animales!

Responder
14
6
#26021 3:33 15/11/2018

😡😢

Responder
3
1
#25998 19:43 14/11/2018

El tema es de una importancia evidente y está bien que se publiquen estas noticias. Sin embargo, en mi opinión, no se deben escribir titulares de ese tipo que, están muy bien para llamar la atención del lector, pero que por otra parte, transfieren en cierto grado la culpa del problema a unas galletas, disminuyendo así la responsabilidad del ser humano. El titular podría ser más bien: Los responsables de la multinacional Mondelez han destruido casi 25000 hectáreas de hábitat natural para fabricar unas miseras galletas.

Responder
30
6
#26006 22:04 14/11/2018

Asumimos la responsabilidad de la acciones de una marca cuando compramos cualquiera de sus cosas, las acciones tienen consecuencias, no se le puede quitar peso a "unas galletas". Es simple, si nadie las compra el producto no vende, si no venden no producen y por ende no deforestan, no comprar = orangutanes vivos.

Sólo nos queda hacernos cargo del mundo que tenemos ahora y no sufrir por lo ya destruido.

Responder
22
3
#26150 24:54 15/11/2018

Cierto, también son responsables los consumidores conociendo qué se hace para producirlo, pero la prensa también debe ser responsable y no utilizar el sensacionalismo en temas tan relevantes. La culpa es del ser humano, tanto del que las fabrica como del que las consume.

Responder
3
2
#26343 19:51 18/11/2018

Apoyo lo que decís, pero en la generalización "la culpa de del ser humano" se diluyen las responsabilidades. Esta empresa es puntualmente responsable de lo que aquí se comenta. La empresa proveedora es responsable de sus acciones. Pero yo como consumidora lo más efectivo y fácil que puedo hacer es no consumir hasta qie cambien su política. Por eso hablar de una oreo no es restarle importancia sino dar una herramienta clara y concreta a los lectores.

Responder
1
1
Michelle Gomez 23:54 13/11/2018

Los orangutantes han muerto como consecuencia de la falta de REFORESTACIÓN y la caza ilegal.

Responder
6
22
Anónimo 3:39 15/11/2018

Si, provocado por el ser humano.

Responder
5
2
#26003 21:36 14/11/2018

La necesidad de Refosteravión la plantea una Deforestación salvaje.
La caza ilegal sería menor si se conservara la selva original.

Responder
10
2
#25910 14:32 13/11/2018

OH! RANGUTAN
El simio más inteligente de la TieRRRa nos pone ante la pantalla de nuestro fracaso como especie.¿Pero, hay algo más en contra de estos homínidos?

Es descorazonador e indignante el exterminio de estos primos del mono pelado que somos. Al parecer, un prescindible e insano aceite de palma (tómate un tic-tac para comprender que puedes prescindir de chucherias postmodernas), así como el elitismo ecocida de querer disponer de maderas tropicales para nuestros hogares; ha reducido al "hombre de la selva" a unos pocos supervivientes.

Sin embargo, ¿qué ganamos aniquilando al simpático Pongo? Quizá sentiríamos confirmadas nuestra superioridad y dominación total sobre el planeta que estamos destruyendo. Deshauciar a estos gorilas del único habitat donde son felices y pueden desarrollarse libremente, sería la venganza del urbanita gaseado y atascado en su coche. "Si yo no puedo ser feliz, que no lo sea nadie".

Y este daño premeditado y gratuito se vería reforzado por la conciencia de que son seres inteligentes y sensibles. Porque matar una mosca no tiene emoción, pero realizar un genocidio sobre estos inocentes comefrutas, cada vez que tragas un dulce con aceite de palma o pones una encimera de iroko, confirma nuestra maldad banal y caprichosa. Un laboratorio de inhumanidad.

Así, el occidental industralizado y tecnologizado (parapetado tras los arsenales nucleares), se vería habilitado para progresar en el holocausto canibal sobre miembros de su propia especie. Subir un peldaño y acabar con los homo sapiens sapiens analfabetos y proletarios sería más sencillo. Al fin y al cabo, amenazan nuestros privilegios y seguridad, sería la secuencia lógica para garantizar el picnic con ganchitos, galletitas, y las puertas blindadas de una pieza en el piso-colmena.

Lastima que haya aguafiestas que nos echen en cara que estamos poniendo los adoquines a nuestro exterminio total como especie humana, sin posibilidad de huir a Próxima Centaury.

Si todavía te late el corazón por esos orangutanes huerfanos transportados en una carretilla de obra, hacia un zoo del mundo "civilizado", no consumas aperitivos multinacionales ni compres maderas exóticas. Solo esas dos decisiones de compra, nos dará una prorroga a todas.

Responder
61
4
Herman Alvarez 11:49 14/11/2018

Muy bonito y todo el comentario, pero el mundo está entregado al "consumismo", los dinosaurios se extinguieron, y así será, hasta que la humanidad también se extinga, tan verdadero como nuestra muerte, solo es cuestión de tiempo..., la tierra por eso gira sobre una órbita al rededor del sol, como lo decía Copérnico, esto hace que la tierra busque su punto de equilibrio...

La naturaleza es sabia, por eso tantas catástrofes climáticas, así que nada amigo, disfruta el viaje... Todos moriremos.

Responder
9
14
#25934 18:39 13/11/2018

Totalmente de acuerdo, pero eso no va a suceder. Seguiremos comprando oreo, y maderas exóticas, porque sí. Desgraciadamente

Responder
7
13
#25997 19:38 14/11/2018

Por gente como tú así estamos, si todos aportáramos un grano de arena cambiáriamos el mundo. Siempre voy a preferir vivir por algo que morir por nada. Sé parte de la solución no del problema.

Responder
14
2
#26019 2:54 15/11/2018

Pues empieza prescindiendo del móvil

Responder
2
2
#26016 25:33 14/11/2018

No sólo por "gente como él"... sólo mírate en un espejo. dime que ves... ese anillo de oro, la ropa, el vaso de plástico, tu cepillo de dientes, tu gasolina, el agua con que te bañas, en toooodo lo que te rodea y usas directa o indirectamente, estás contribuyendo a eso de lo que te quejas.

Responder
3
2
tamara 19:51 14/11/2018

toda la razon si todos hacemos un poco haremos mucho...

Responder
10
1

Destacadas

Elecciones generales del 28 de abril
El rechazo de Sánchez acerca elecciones, mientras Iglesias le exige negociar

Unidas Podemos le ha enviado al PSOE un documento programático y con propuestas claras de gobierno, que Pedro Sánchez ya ha rechazado aduciendo que no confía en la formación morada.

Uber
Uber, tras la pista del dinero
La empresa Uber, a la que algunos inversores han llegado a llamar "estafa piramidal", se financia gracias a fondos de inversión y otras empresas tecnológicas, tras las que también se encuentra Arabia Saudí.
África
Argelia en el vendaval

Hay dos posibilidades: o la revolución contra el régimen argelino se transforma en revolución democrática, a la manera de Túnez, o se impone un Bouteflikismo sin Bouteflika, a la manera de Egipto.

Bangladesh
De las cenizas de Rana Plaza a las huelgas salvajes

El Acuerdo de Bangladesh sobre Seguridad ha favorecido las condiciones de salud de las miles de personas que trabajan en el sector textil. Sin embargo, el movimiento obrero de esta potencia exportadora quiere ir más allá en la conquista de sus derechos y ha planteado este año varias huelgas con las que pretenden una equiparación salarial a las condiciones de vida del país.

Últimas

Francia
Steve Caniço y la violencia policial en Francia
La muerte de Steve Caniço durante una intervención policial contra una fiesta en Nantes desata una oleada de indignación contra la policía en Francia
Educación
Casi 100.000 firmas para que niños de Melilla que han nacido y viven allí puedan ir al colegio

La falta de empadronamiento, un requisito que no se exige en ningún otro lugar salvo Ceuta, impide a unos 200 niños que viven en Melilla ir al colegio. La Asociación Pro Derechos de la Infancia ha recogido casi 100.000 firmas que piden poner fin a esta discriminación.